Juego de las Estrellas: la unidad de los jugadores y una disputa histórica con la AdC

Nicolás Laprovittola, figura desde Europa para el Juego de las Estrellas
Nicolás Laprovittola, figura desde Europa para el Juego de las Estrellas Fuente: LA NACION
Diego Morini
(0)
15 de julio de 2019  • 00:01

Lo que sucedió anoche en Lanús fue mucho más que un evento para entretener. Lo que se vivió en la casa granate no sólo fue una cita deportiva en la que se reunieron los mejores talentos locales y se sumaron algunos de las figuras argentinas que brillan en el exterior. Hay que leer por detrás de las luces, las volcadas y los ruidos del show. El Juego de las Estrellas es, desde hace más de tres décadas, la bandera más importante de la Asociación de Jugadores para defender sus derechos y sostener un producto que desde hace varios años está en disputa. Es que la Asociación de Clubes quiere quedarse con la organización de la competición y los jugadores resisten los embates.

Facundo Campazzo, Nicolás Laprovittola y Andrés Nocioni, entre tantos, son la clave para comprender mejor esta historia. El apoyo de ellos para el show es determinante en este juego de estrategias para no ceder el producto. Es que la realización del Juego de las Estrellas es el principal sustento que tiene la Asociación para poder sostener la estructura durante todo un año. Si bien los jugadores de Liga pagan 6500 pesos anuales como afiliados (los de TNA aportan $ 3500), poder llevar adelante la competencia permite además demostrar unidad de los jugadores ante un escenario que es cada año más complejo, porque la Asociación de Clubes lo corrió de su calendario y solo pueden organizar el evento por fuera de la competencia.

Diversión asegurada con las estrellas del básquetbol argentino
Diversión asegurada con las estrellas del básquetbol argentino Fuente: LA NACION

"Estamos tratando de entendernos con la Asociación de Jugadores, si bien no tenemos una relación frecuente. El Juego de las Estrellas es de la competición. En ninguna competencia del mundo el Juego de las Estrellas es del colectivo de jugadores. Creo que el Juego de las Estrellas tiene que ser un activo de la Asociación de Clubes, podemos hacerlo en conjunto, creo que hay otras maneras de generar ingresos para ellos". Las declaraciones de Fabián Borro, el presidente de la AdC, que realizó en el programa Uno contra Uno Web hace unos meses, permiten comprender cómo está dada la disputa y que no se trata de un tema de resolución simple. La entidad que nuclea a los clubes argumenta, por ejemplo, que el All Star de la NBA es realizado por la organización, de la misma manera que la ACB se encarga de llevar adelante el Juego de las Estrellas en España.

Hace tres años que comenzaron las diferencias más importantes. Por entonces existió un intento de realizar en conjunto el Juego de las Estrellas. Tanto la Asociación de Clubes como la de Jugadores se sentaron a pensar en un producto codo a codo. Los jugadores querían un acuerdo por una par de temporadas para medir si era bueno para ambas partes, pero la AdC pretendía que la realización sea en conjunto, pero de por vida. Allí se quebraron las relaciones y se generó más tensión entre las partes.

Luciano González, en el concurso de triples
Luciano González, en el concurso de triples Fuente: LA NACION

"El Juego de las Estrellas es de los jugadores. Es el bastión desde hace años de nuestra Asociación y es la cita en la que todos nos reunimos. Es un evento que está patentado y registrado por la AdJ. La AdC, en 1988, firmó la cesión de la organización y producción del Juego de las Estrellas a la Asociación de Jugadores y eso seguirá de la misma manera. No hay mucho para discutir sobre ese punto. No estamos cerrados a nada, pero la determinación de un cambio es patrimonio de los jugadores y además debería generarse un acuerdo que pueda ser conveniente para todos y no sólo para los clubes". La reflexión de Michael Stura, el presidente de la AdJ, marca claramente que los jugadores quieren hacer valer ese acuerdo que se firmó hace 31 años y que pretende sostenerlo en el tiempo.

La participación de entrenadores del peso de Julio Lamas o Silvio Santander o que se alimente el show en el torneo de Triples con talentos como los de Nicolás Brussino o Lucio Redivo, que juegan en España, son mensajes claros de unión del colectivo de los jugadores. La publicación en redes sociales de Chapu Nocioni apoyando el Juego de las Estrellas representa también un empujón a la conducción de la Asociación: "Un placer ser parte de 31 Juegos de la Estrellas!!! Siempre es una alegría poder apoyar a AdJ y a todos los jugadores de la Argentina. Lejos, aunque nos olvidemos, el mejor patrimonio del Básquet Argentino!!".

Las diferencias entre las entidades que nuclea a los jugadores y a los clubes no se reduce solo a la organización del Juego de las Estrellas, sino que también desde hace tres años se desató un fuerte cruce por la instrumentación de las 8 fichas de extranjeros. Los jugadores se negaron a aceptar esta medida porque aseguraban que se detenía el crecimiento de los basquetbolistas locales. Los clubes, con esta polémica regla, dicen que lograron desacelerar la escalada salarial que se había desatado hace algunos años por las elevadas aspiraciones de los jugadores nacionales.

Aunque no fue una respuesta directa en la disputa, una señal se reflejó en el Juego de las Estrellas, ya que dejaron de participar los jugadores extranjeros. Claro que esto también está vinculado con que el juego se realiza fuera del calendario oficial y con muchos basquetbolistas que ya están de vacaciones. Como supo conformarse en los últimos años, en Lanús todo quedó concentrado en las figuras de Campazzo, Laprovittola, Nocioni y Campana como invitados y a las figuras de la Liga Nacional.

Las mujeres también se sumaron desde hace unos años a la competencia del Juego de las Estrellas. Anoche Débora González, Sofía Aispurúa y Victoria Llorente, se mezclaron con el resto de los jugadores para apoyar un evento cuya realización es cada año más compleja por estas dificultades.

El Juego de las Estrellas es el estandarte más importante de los jugadores, la señal de lucha más significativa. Una cita deportiva que, para los basquetbolistas en la Argentina, es mucho más que un show.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.