Maradona: para Brahian Alemán, Diego no arma el equipo en Gimnasia y Esgrima

(0)
4 de mayo de 2020  • 19:59

El volante uruguayo Brahian Alemán volvió hace algunos meses a Gimnasia y Esgrima La Plata y se encontró con Diego Maradona como entrenador, pero en esta nueva etapa tuvo pocas oportunidades de jugar y aduce que eso se debe "a que él no es el que arma el equipo, lo suyo pasa más por una cuestión de marketing".

Alemán pasa la cuarentena en la localidad platense de Gonnet junto a su esposa y sus dos hijos, y mientras sueña con ponerse la camiseta de Peñarol, equipo del que es hincha, atraviesa lo que para él podría ser su última etapa en Gimnasia.

"La verdad que tenerlo a Maradona como entrenador es un gran orgullo. El día que llegó, no lo podíamos creer. Se decía que podía ser el técnico de Gimnasia, pero nosotros lo tomábamos con pinzas porque era muy difícil. Pero los rumores crecían y un día apareció en el estadio. Nos quedamos todos mudos. Pero hoy ya es uno más", declaró Alemán al diario El País, de Montevideo.

Crédito: Instagram

"Diego siempre está contento, tirando chistes. Es muy positivo, tiene permanente buena onda y se la pasa arengando en las prácticas. La verdad que es un crack con todas las letras. Trabaja en la ofensiva con nosotros, y aunque no se puede mover mucho ni pegarle a la pelota, está ahí en la mitad de la cancha. Y te muestra cómo pegarle en las tareas de definición", contó Alemán, que venía de una temporada en Al Ettifaq, de Arabia Saudita.

"Por ahí (Maradona) tiene la rodilla muy mal y no puede casi pegarle, pero te explica cómo hacerlo. Es un tipo muy bicho y lo tiene todo muy claro. Aprendemos mucho de él, y él de nosotros porque nos lo dice. A mí me resalta constantemente y me hace alguna broma. Y si hago un gol de afuera del área, se pone muy contento y lo grita", amplió el volante uruguayo, de 30 años.

Fuente: AFP - Crédito: Alejandro Pagni

Sin embargo, su admiración por Maradona chocó con la posibilidad de tener continuidad en el Lobo, hasta que la actividad se interrumpió por la pandemia de coronavirus. "Es cierto que cuando regresé no estaba bien físicamente y además me lesioné, ya que se me desprendió la fascia (tejido grueso de la planta del pie derecho) y luego sufrí un esguince de rodilla izquierda, pero siempre le metí para delante. En estos últimos meses ya me sentía bien, pero no me tenían en cuenta", se lamentó.

"La verdad es que venía andando muy bien en las prácticas, algo que me lo decían mis compañeros y la gente del club que ya me conoce de antes. Pero no era Maradona el que no me ponía, porque el cuerpo técnico es muy amplio. Igual yo soy respetuoso y acompañó al equipo siempre con la mejor onda", explicó. "Creo que no era él quien no me ponía, porque me parece que no es el que arma el equipo. El es más marketing", resaltó, en una alusión indirecta a los principales ayudantes de Maradona, el "Gallego" Sebastián Méndez y Adrián González.

Fuente: FotoBAIRES

"Lo que más me llamó la atención es la memoria que tiene Diego. Te empieza a hablar y a contar cosas de hace años y se acuerda de todo. Clarito, no tiene nada que ver con lo que muestran en la televisión. Siempre le muestran el lado malo, pero cuando lo tenés todos los días te das cuenta cómo es, lo humilde que es. Si le llegás a decir qué buenos lentes tenés, se los saca y te los da", lo elogió.

"Un día que estábamos concentrados en Ezeiza y eran los cumpleaños de Maximiliano Comba y Patricio Monti, él esperó que fuera medianoche para darles sus regalos, que eran dos perfumes de nivel. Está en todos los detalles. También nos regaló un rosario de plata, enorme, con un crucifijo. Siempre está pensando en el grupo", destacó sobre las cualidades humanas de Maradona.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.