River sigue pasando series y soñando con la triple corona: es semifinalista por la Copa Argentina

Copa Argentina Cuartos de final
  • 2
River Plate

River Plate

  • Rafael Santos Borré /
  • Ignacio Scocco
  • 0
Almagro

Almagro

(0)
11 de octubre de 2019  • 20:00

Es un equipo acostumbrado al vértigo del mano a mano, explota su potencial en los cruces directos, cuando se decide el destino. River es una suerte de atleta de 100 metros, rápido, furioso y ganador; deja a sus oponentes con la lengua afuera, sin cruzar la meta final. No se siente cómodo en las maratones, en las carreras de largo alcance: por eso, tal vez, nunca ganó la Superliga. Marcelo Gallardo construyó esa fortaleza: el sabor de la competencia con la carga emotiva del todo o nada. En la historia reciente, suele ser todo. Anoche, en Mendoza, uno de los paisajes que más le agradan, alcanzó un número fabuloso: 50 triunfos en 61 series directas. Y todavía falta computar el choque con Boca, por las semifinales de la Libertadores, que tiene una ventaja de 2-0.

Con destellos de su mejor repertorio, superó a Almagro por 2 a 0 y está en las semifinales de la Copa Argentina; el próximo rival será el triunfador de la serie entre Colón y Estudiantes de Buenos Aires. Se mantiene vigente, entonces, el deseo, la ambición millonaria: conquistar la Triple Corona, más allá de que para el cierre de la Superliga todavía quede un largo camino.

El gol de Borré: 1-0

Gol de Rafael Santos Borré

01:19
Video

El gol de Scocco: 2-0

El segundo gol de River

01:10
Video

La cosecha numérica del Muñeco es impresionante. El detalle: Copa Argentina, 23 ganados y 3 perdidos; Copa Libertadores, 12 y 2; Copa Sudamericana, 7 y 1; Recopa, 3 triunfos, sin derrotas; Mundial de Clubes, 2 y 2; Supercopa Argentina, 1 y 2 (el único caso con saldo negativo); Suruga Bank, 1 y 0 y cierra la nómina la Copa de la Superliga, con igualdad en 1.

Clase y estirpe mostró River, sin la prepotencia del resultado: pudo ser una diferencia mucho mayor. Rápido, incisivo, con toques como modo de distracción y sorpresa. De la Cruz mantiene su voracidad: es un atleta con velocidad y decisión, el último gran acierto individual de Gallardo. Nacho Fernández juega de 10, de 8 y hasta marca: hace casi todo bien. Del resto, acompañaron todos: sobre todo, Scocco, activo y astuto. Un tiro en el palo y varias hipótesis de riesgo real, hasta que definió con clase en el segundo, de zurda, luego de una asistencia perfecta de Nacho Fernández. River ya estaba 1-0, por otro tanto de Borré, y con un jugador más, por la expulsión de Arrechea.

River está en estado de gracia y Almagro es una formación entusiasta. Hasta Armani fue protagonista, al resolver un mano a mano frente a Suárez, una posibilidad que creó el Burrito Martínez, que tiene nivel para jugar en primera.

El "cheque" por 1.970.000 obtenido por alcanzar la semifinal, en manos del plantel millonario.
El "cheque" por 1.970.000 obtenido por alcanzar la semifinal, en manos del plantel millonario. Crédito: Marcelo Aguilar

A 30 minutos del final, ingresó Juanfer Quintero, recuperado de una seria lesión, 208 días después en una cancha. También entró Pratto, otro de los héroes de Madrid. Y al final, pareció un gesto hacia los hinchas, para que el festín sea completo: Ponzio, el capitán, en lugar de Enzo Pérez, el estratega del quite que le cuida el lugar.

El número 10 estuvo activo, con picardía. Dispuso de un remate, que Limousin envió al córner y de dos tiros libres. El primero fue furioso, el arquero pareció sacar el balón desde adentro y el otro... fue gritado como si fuera un gol. Los minutos finales fueron una excusa perfecta para la comunión entre la gente y el equipo, una suerte de romance que se mantiene inalterable, con la imagen de Gallardo de fondo y el recuerdo de la finalísima de Madrid.

River no baja nunca la guardia. Una ambición convertida en riesgo: dispuso del mejor repertorio, con los intérpretes reconocibles, en un encuentro que, se intuía, no iba a tener equivalencias. Sin embargo, el equipo millonario arriesga, apuesta y gana. Está listo para el zarpazo final en la Bombonera, el desafío que más le interesa. Tiene tiempo para descansar y empezar a pensar en cómo seguir haciendo historia con letras de molde.

Las formaciones

  • River Plate (4-3-1-2): Franco Armani (6); Gonzalo Montiel (6), Lucas Martínez Quarta (6) A, Javier Pinola (6) y Milton Casco (7); Enzo Pérez (6); Ignacio Fernández (9), Exequiel Palacios (7) y Nicolás De la Cruz (8); Ignacio Scocco (8) y Rafael Santos Borré (6). DT: Marcelo Gallardo.
  • Almagro (4-4-1-1): Christian Limousin (9); Nahuel Basualdo (5) A, Nicolas Arrechea (4) R, Noberto Paparatto (4) y Ramiro Arias (5) A; Ezequiel Denis (5), Lucas Bossio (5), Walter Rueda (4) A y Juan Manuel Martínez (6); Lucas Wílchez (4); Facundo Suárez (5). DT: Gastón Esmerado.
  • Goles: PT, 7 minutos, Borré (R); ST, 12, Scocco (R).
  • Cambios: ST, 2 minutos, Santiago López Demarchi (4) por Denis (A); 13, Brian Benítez (4) por Wílchez (A); 18, Juan Fernando Quintero (7) por Palacios y Lucas Pratto (5) por Scocco (R); 22, Germán Herrera por Martínez (A), y 26, Leonardo Ponzio por Pérez (R).
  • Incidencias: ST, 50 segundos, expulsado Arrechea (A), por último recurso.
  • Árbitro: Ariel Penel (muy bien, 8).
  • Estadio: Malvinas Argentinas, de Mendoza.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.