Copa Libertadores. River, Boca y Racing quieren empezar antes: se sienten en desventaja

La Copa Libertadores es una obsesión para los equipos grandes argentinos y la Conmebol sigue firme en empezar a mediados de septiembre, pero también hay cuestiones sanitarias que atender
La Copa Libertadores es una obsesión para los equipos grandes argentinos y la Conmebol sigue firme en empezar a mediados de septiembre, pero también hay cuestiones sanitarias que atender Fuente: Reuters
Diego Morini
Juan Patricio Balbi Vignolo
Nicolás Zuberman
(0)
20 de julio de 2020  • 23:59

Mientras la Argentina no deja atrás el desconcierto, el fútbol sudamericano avanza hacia su regreso. La Conmebol confirmó ayer la programación de las últimas cuatro jornadas de la etapa de grupos de la Copa Libertadores y los equipos argentinos ya conocen cuándo deberán volver a la actividad oficial: el jueves 17 de septiembre. Racing será el primero en salir a la cancha con su cruce ante Nacional de Uruguay, como local, desde las 17. Luego, River visitará a San Pablo, en Brasil, a las 19 y Defensa y Justicia recibirá a Delfín de Ecuador en el mismo horario. En tanto, a las 21, Boca jugará con Libertad en Paraguay y Tigre hará lo propio con Guaraní.

A la espera del regreso a los entrenamientos colectivos, que podría concretarse durante los primeros días de agosto (se espera por la devolución del Ministerio de Salud del protocolo sanitario que presentó la AFA), LA NACION se puso en contacto con los tres clubes más poderosos del país que participan del torneo continental para analizar el contexto. Es que, mientras la Argentina y Bolivia son los dos únicos países sin calendarios estipulados, en el resto los equipos ya se entrenan o conocen cuándo podrán volver a practicar y a jugar a nivel local.

En el mundo River hay incertidumbre. Pero ante los avances de la Conmebol y la falta de oficializaciones desde la AFA, se mantiene una fuerte preocupación a futuro en el plantel de Marcelo Gallardo sobre cuándo y cómo se podrá regresar. Así, en el club de Núñez, donde predomina el silencio ante los micrófonos desde las fuertes declaraciones del DT hace más de un mes, aguardan sin alzar la voz las decisiones para reactivar la actividad no bien esté permitido, ya que sus tres rivales de la Copa se encuentran entrenando de forma colectiva desde hace varias semanas.

El manager Enzo Francescoli y el entrenador Marcelo Gallardo; River está en alerta por la programación de las fechas de la Conmebol para la Copa Libertadores
El manager Enzo Francescoli y el entrenador Marcelo Gallardo; River está en alerta por la programación de las fechas de la Conmebol para la Copa Libertadores Fuente: LA NACION

Mientras tanto, los jugadores continúan con tareas físicas a distancia bajo el seguimiento diario del cuerpo técnico en semanas que habitualmente tienen cuatro días de trabajo. Por su parte, los seis extranjeros del plantel (los colombianos Quintero, Borré y Carrascal, el chileno Díaz, el uruguayo De La Cruz y el paraguayo Rojas) se encuentran fuera del país y se empezará a tramitar su vuelta a la Argentina, ya que al llegar deberán realizar 14 días de cuarentena y es posible que no puedan estar en los primeros días de entrenamientos.

River debutará el 17 de septiembre ante San Pablo en Brasil, el segundo país más afectado por la pandemia con más de dos millones de casos y 79 mil muertos. Luego, el martes 22 visitará a Binacional en Juliaca y cerrará con dos juegos de local: el miércoles 30 frente a San Pablo y el martes 20 de octubre con Liga de Quito.

¿Una burbuja en Ezeiza?

En Boca todavía confían en que la Conmebol volverá a extender los plazos, y los equipos argentinos estarán retomando el contacto con la Copa a finales de septiembre. Es decir, apuestan por una nueva reprogramación. De todos modos, en el club quieren volver a las prácticas cuanto antes, a principios de agosto a más tardar.

Miguel Angel Russo sigue atento al mercado de pases en Boca y también habla con los dirigentes para ver cómo se puede acondicionar el predio de Ezeiza para cuando las medidas sanitarias lo permitan
Miguel Angel Russo sigue atento al mercado de pases en Boca y también habla con los dirigentes para ver cómo se puede acondicionar el predio de Ezeiza para cuando las medidas sanitarias lo permitan Crédito: Prensa Boca

La idea de Boca es insistirle a la AFA para que presione y consiga que se autorice cuanto antes la posibilidad de entrenar. Además, es posible que a finales de esta semana Boca comience con los testeos de sus jugadores para evitar que alguno de positivo y por esa falta de previsión o seguimiento sanitario se pierda el comienzo de los entrenamientos.

Incluso, Boca está averiguando si podría concentrar a sus jugadores en su complejo de Ezeiza, para una segunda etapa, ya iniciados los entrenamientos. Es decir, al principio, que sólo sea en grupos de 5 o 6 jugadores, y semanas más tarde, ya reunirlos en sus instalaciones y alojarlos allí a la espera de la competencia. En una especie de burbuja.

En el cuerpo técnico de Sebastián Beccacece (DT de Racing), están preocupados por las ventajas que puedan tener los equipos brasileños, que ya están entrenando y son los principales competidores para ganar la Copa Libertadores,
En el cuerpo técnico de Sebastián Beccacece (DT de Racing), están preocupados por las ventajas que puedan tener los equipos brasileños, que ya están entrenando y son los principales competidores para ganar la Copa Libertadores, Fuente: AP

La Academia mira a los brasileños

En Racing, la confirmación del retorno para septiembre, sin ritmo previo, no cayó bien, como en el resto de los equipos argentinos. Si bien en la Academia mantienen la convicción de que es el momento para cruzar el Rubicón de las semifinales tras participar en cuatro de las últimas seis Libertadores, consideran que la larga inactividad los deja en una situación de desventaja. "Si ya iba a ser difícil competir contra los equipos brasileños por la diferencia en el presupuesto, ahora va a ser más bravo. Allá están entrenando desde mayo, ya arrancaron a jugar y en agosto empieza al Brasileirao", indicaron.

En el cuerpo técnico de la Academia aseguran que la oficialización del calendario por ahora no cambia la planificación del trabajo, atentos a lo que se puede anunciar esta semana desde la AFA y desde el Gobierno Nacional. De todos modos, en estos últimos días se comunicaron con los jugadores del plantel que estaban fuera del país (Marcelo Díaz y Eugenio Mena, en Chile; Leonardo Sigali, en Croacia) para que empiecen a retornar a la Argentina.

El Halcón prepara su casa

"Veremos qué resuelve el Ministro de Salud (Ginés González García). Vamos a movilizarnos para ver si logramos que nos autoricen a entrenar. Nadie quiere dar ventaja. Sería lógico que a aquellos que participan de la Copa los dejen comenzar a entrenar", expresó José Lemme, el presidente de Defensa y Justicia.

Lemme destacó en declaraciones a Radio Trend Topic que su equipo podría trabajar en una especie de "burbuja", cuando la AFA autorice la realización de entrenamientos. "Tenemos los espacios. Podemos trabajar sin inconvenientes. Todos en la concentración, sin necesidad de que ninguno se vaya a la casa y traslade el contagio", sostuvo el dirigente. La idea primaria es que el plantel del Halcón, dirigido por Hernán Crespo, pueda concentrarse en el predio de Bosques.

El equipo de Florencio Varela integra el Grupo G de la Copa Libertadores y perdió sus dos primeros encuentros, con Santos de Brasil (1-2) y con Olimpia de Paraguay (1-2). El regreso sería el 17 de septiembre, en el Tito Tomaghello, frente a Delfín, de Ecuador.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.