Marcelo Loffreda, el manager de los Pumas que trabaja con Mario Ledesma pero está "no tan cerquita" del DT

Marcelo Loffreda en Casa Pumas, durante un entrenamiento del seleccionado; el factotum del tercer puesto de Francia 2007 asumió como manager del equipo nacional y trabaja coordinadamente con Mario Ledesma, a quien dirigió en dos mundiales.
Marcelo Loffreda en Casa Pumas, durante un entrenamiento del seleccionado; el factotum del tercer puesto de Francia 2007 asumió como manager del equipo nacional y trabaja coordinadamente con Mario Ledesma, a quien dirigió en dos mundiales.
Agustín Monguillot
(0)
18 de septiembre de 2020  • 08:00

-Me ha tocado jugar, entrenar, y ahora estoy cerquita. No tan cerquita, como a veces Mario me aclara [risa].

-Ja, ja. ¿Qué es esa ironía, Tano? No es muy normal en vos.

Divertidos, relajados y con chicanas de los que se conocen hasta las mañas. La videoconferencia de prensa que organizó la Unión Argentina de Rugby fue la primera vez que hablaron públicamente juntos Mario Ledesma y Marcelo Loffreda desde que oficializaron al Tano como manager deportivo. Aquella noticia llenó de alegría y optimismo, por tratarse del regreso del arquitecto de los Pumas de Bronce que en 2007 cambiaron para siempre al rugby argentino. Pero, a la vez, generó incertidumbre sobre cuál sería su función en la estructura y cómo sería la convivencia con su ex dirigido.

Es sabido que son dos obsesivos del rugby a los que les gusta controlar hasta el mínimo detalle, lo cual podría hacerlos chocar. Lejos de renegar uno del otro, los dos se aceptan y se divierten. Gran parte tiene que ver con que se conocen a la perfección. Bocha Ledesma fue referente en los ocho años de Loffreda como entrenador de los Pumas. Ahora él es el head coach de los Pumas. Por su parte, en su nuevo papel, el Tano sabe que tendrá que controlarse. "Mario me invitó a este proyecto y le estoy muy agradecido. Me sumé a un tren bala que no para, que no tiene estaciones", fueron sus primeras palabras.

Ledesma tiene claro que Loffreda no es sólo un manager. "Como me decía un entrenador, la experiencia es como una vela que ilumina nada más al que la tiene. Vamos a aprovechar que el Tano nos ilumine. Obviamente, quiere participar en todo lo que pasa en el equipo y está buenísimo que sea así. Todo el rugby argentino está contento de que esté el Tano con nosotros", celebró Ledesma. "Basta, Mario", lo retó su ex entrenador, empalagado. "Te tiro flores así te puedo pegar más fácil después", le devolvió el ex hooker, con el tono jocoso que manejó durante todo el encuentro a distancia con los periodistas.

Mario Ledesma superó su contagio de coronavirus y prepara a los Pumas para el Rugby Championship de Australia, al que el seleccionado llevará 46 jugadores; algunos llegarán con ocho meses de inactividad oficial.
Mario Ledesma superó su contagio de coronavirus y prepara a los Pumas para el Rugby Championship de Australia, al que el seleccionado llevará 46 jugadores; algunos llegarán con ocho meses de inactividad oficial.

No fueron especificadas las funciones de Loffreda. Sí fueron mencionados algunos temas a los que está abocado. Lo más urgente por estos días es resolver la incorporación de los Pumas que juegan en Europa. Si bien World Rugby corrió la ventana internacional para que los jugadores puedan participar en el Rugby Championship, la regla 9 establece que los clubes pueden cederlos hasta cinco días antes del partido. El problema es que al llegar a Australia, los argentinos deberían hacer una cuarentena que los haría perderse la primera fecha. "Estamos esperando que llegue una definición de World Rugby", dijo el manager.

Hace una semana, la Sanzaar confirmó que la competencia será en una sede única en Australia en seis semanas de corrido, entre el 7 de noviembre y el 12 de diciembre. En la delegación argentina son optimistas en cuanto a que los dejen cumplir una "cuarentena con entrenamiento" en las primeras dos semanas. La intención es sostener luego dos o tres amistosos preparatorios. "Van a viajar 46 jugadores, por la exigencia que tiene el torneo. Eso va a permitir rotar jugadores para ver a todos en dos o tres partidos", detalló Loffreda.

"Seguramente habrá mucha rotación", advirtió. Excluidos los jugadores que emigraron al exterior o ya se desempeñaban allí, hay integrantes del plantel que llevan seis meses sin competencia. Demasiado como para afrontar un Rugby Championship, un certamen que, en palabras de Ledesma, "va a ser más difícil que un mundial". "Acá jugamos todas las semanas contra los mejores del mundo", argumentó.

A todo esto se suma que llegarán en desventaja en cuanto a rodaje. Los Pumas tuvieron seis casos de coronavirus al principio de las prácticas y la cuenta llegó a 25 en menos de un mes, incluido el propio Ledesma. Nueva Zelanda organizó el Super Rugby Aotearoa para sus franquicias, armó el duelo Norte vs. Sur y ahora está en plena disputa de la Mitre Cup; también Australia llevó adelante su propio torneo, mientras que Sudáfrica anunció una temporada local para el 26 de septiembre en adelante, aunque el seleccionado campeón del mundo todavía no confirmó su participación en el Championship.

"No es la preparación ideal. Tuvimos que replanificar y replanificar, pero la responsabilidad es llegar de la mejor forma posible. Y la primera pata es la cabeza: los chicos laburaron en la adversidad, como le gusta decir al Tano. Tienen unas ganas de mejorar todos los días que son envidiables. La segunda es la parte física y el desafío es ponerlos en la mejor forma posible. Después, vamos a estar un poco oxidados, pero esas dos cosas no van a faltar. No sé qué pasará en resultados, pero al matadero no irá nadie", afirmó el head coach.

Entonces, ¿cómo jugar contra esos rivales? Ledesma habló de no compararse con los otros sino concentrarse en los propios, y -todo un gesto- le pidió a Loffreda que respondiera. "Claramente estamos en desventaja, tenemos que ser sinceros. Tenemos que imponer las condiciones que nos convengan y no querer jugar como ellos, de una manera más elaborada. Tenemos coaches inteligentes y no tengo ninguna duda de que vamos a plantear una estrategia que nos adaptará a lo mejor que podamos hacer en ese momento", afirmó.

Habrá que ver cómo funcionará la sociedad Loffreda-Ledesma. Por lo pronto, los dos se prendieron a jugar con las varias similitudes que tienen. Los dos nacieron un 17 de mayo. Los dos vivieron la frustración de irse eliminados como seleccionadores argentinos en la primera rueda de un mundial: así como el Tano dirigió a los Pumas de Bronce, cuatro años atrás se había despedido prontamente de Australia, y la misma situación atravesó Ledesma hace casi un año en Japón. Ahora va por su segunda participación, la de 2023 en Francia, el mismo país donde Loffreda abrazó la gloria. "Que se repita", dijeron los dos al mismo tiempo. El tiempo dirá si la redención será un punto más en común.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.