US Open: un N° 1 de tenis adaptado lo acusó de "discriminación" y Gusti Fernández habló de "falta de respeto"

US Open: la furia del Nº 1 del mundo de silla de ruedas porque no se disputa el torneo de tenis adaptado.Dylan Alcott
US Open: la furia del Nº 1 del mundo de silla de ruedas porque no se disputa el torneo de tenis adaptado.Dylan Alcott Fuente: Archivo - Crédito: AFP
Sebastián Torok
(0)
18 de junio de 2020  • 10:53

El australiano Dylan Alcott, número uno del mundo en la categoría "Quads" de tenis adaptado, denunció una "desagradable discriminación" por parte del US Open, que finalmente se disputará en su fecha original (31 de agosto a 13 de septiembre), pero no tendrá su especialidad en el nuevo contexto del torneo debido a la pandemia del COVID-19.

"Acabo de saber que el US Open se disputará SIN tenis en silla de ruedas. Los jugadores no han sido consultado. Creía haber hecho lo suficiente para clasificarme: dos veces campeón y número uno mundial. Pero desafortunadamente me perdí lo único que importaba, poder caminar. Desagradable discriminación", publicó en Twitter el jugador nacido en Melbourne, sumamente popular en Australia.

"Por favor, no me digan que corro más riesgos (de atrapar el coronavirus) porque soy inválido. Sí, soy inválido, pero eso no me convierte en ENFERMO (...)", añadió Alcott, con un enorme desagrado.

La categoría "Quads", en la que juega Alcott, es para jugadores que presentan un mayor grado de discapacidad con daños en, al menos, tres extremidades. Ellos pueden tener la raqueta adherida a la mano y utilizar una silla de ruedas eléctrica. La del australiano no es la misma categoría en la que actúa, por ejemplo, Gustavo Fernández. El cordobés, actual número 2 del mundo, compite en la primera categoría de tenis en silla de ruedas: para los que hayan perdido la funcionalidad parcial o total de una o ambas piernas a causa de amputación, lesión medular o daño nervioso. Esa especialidad tampoco se jugará en Nueva York.

"Decepcionado enormemente de que @usopen nos deje afuera del torneo. No hubo consulta con los jugadores, ni de parte del torneo, ni de parte de @ITFWheelchair. Otra muestra más de la falta de importancia y respeto que se tiene por lo que hacemos", escribió, con angustia, el Lobito Fernández en Twitter.

Y agregó: "Somos deportistas profesionales y nosotros actuamos todos los dias como tal. Aparte de eso, que todos sabemos lo complejo y demandante que es ser deportista profesional, luchamos dia a dia por el crecimiento del deporte. Esto es una cachetada muy grande a nosotros. Es molesto no ser tenido en cuenta de ningún modo, es mucha la impotencia de no tener ni voz ni peso de ninguna forma. Que nuestro futuro sea decidido por gente que no entiende lo que hacemos, es inaceptable".

El británico Gordon Reid, número 5 del circuito de tenis adaptado, también se manifestó por redes sociales: "Enormemente decepcionado al descubrir en Twitter que el plan de cortar el tenis en silla de ruedas del US Open este año. Los jugadores en silla de ruedas han tenido cero comunicación o consulta de la ITF o el Grand Slam en torno a esta decisión".

La Federación Internacional de Tenis reaccionó, de cierta manera, ante las críticas y comunicó: "La ITF comprende y comparte la decepción que sienten muchos de que no sea posible que el US Open de este año organice un evento en silla de ruedas. Apreciamos completamente los enormes desafíos logísticos que enfrentan los organizadores en tiempos sin precedentes. Es cierto que en medio de una pandemia global, la seguridad de todos los competidores debe ser la primera y única prioridad. Continuamos discutiendo con los organizadores posibles enfoques que podrían permitir que la competencia se lleve a cabo dentro o fuera del sitio".

Consultado por LA NACION, Gusti Fernández aseveró que la solución no es trasladar la competencia del US Open a otro sitio y que el concepto está equivocado: "Eso está mal. No se nos considera parte del circuito profesional y no puede ser así. Es cansador. Nadie se comunicó con nosotros. Hace tres meses que no tenemos noticias. Yo escribí correos electrónicos a la ITF y me dijeron que lo estaban evaluando y discutiendo. Molesta mucho el concepto de lo que se está haciendo y es como que te dicen: 'Vos no sos parte del circuito profesional como para tomar el riesgo de ir a Nueva York'. Nos sentimos impotentes. Queremos empezar a avanzar y este no es el camino".

Roland Garros,programado durante tres semanas desde el 21 de septiembre al 11 de octubre, sí incluyó la competencia de tenis adaptado. Esa, por el momento, es una de las pocas noticias alentadoras que poseen los mejores jugadores del mundo en silla de ruedas. Después de varios meses de cuarentena en la Ciudad de Buenos Aires, en los últimos días Gusti Fernández logró trasladarse a su ciudad natal, Río Tercero, para empezar a ensayar tenis.

Frente al estricto protocolo sanitario planeado por los organizadores del US Open, cuando la ciudad sede del torneo fue particularmente atacada por la pandemia, varias figuras del circuito masculino, entre ellas Novak Djokovic y Rafael Nadal, dejaron dudas sobre su participación.

El australiano Nick Kyrgios mencionó que se trató de una decisión "egoísta", mientras que la rumana Simona Halep (número dos mundial) renunció a viajar a Nueva York para concentrarse en Roland-Garros, aplazado a finales del mes de septiembre.

Ver esta publicación en Instagram

Todavia algo me acuerdo.

Una publicación compartida de Gustavo Fernandez (@gustifernandez4) el

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.