Andrés Rebolledo: "En energía, hay que ser coherentes en la regulación y en la planificación"

El ministro de Energía chileno dijo que se trabaja con la Argentina para mejorar la conexión en gas y electricidad entre ambos países
Francisco Casas
(0)
18 de febrero de 2017  

Fuente: AFP - Crédito: Victoria Gesualdi AFV

De visita en el país, el titular de la cartera energética chilena, Andrés Rebolledo, dijo que la Argentina y Chile tienen marcos regulatorios diferentes, pero desafíos comunes en los que avanzar en conjunto; justificó la decisión argentina, en la década pasada, de haber cortado las exportaciones de gas a su país y dijo que ahora se pueden aprovechar las potencialidades de ambas naciones.

Economista de profesión, milita desde su juventud en el Partido Socialista y se ha desempeñado en cargos vinculados al comercio exterior desde hace más de 20 años. Asumió como ministro en octubre pasado tras la renuncia de su antecesor Máximo Pacheco.

Rebolledo llegó a Buenos Aires en el marco de la tercera carrera de Fórmula E (Eléctrica) que se celebrará este fin de semana en el circuito callejero de Puerto Madero y brindó una conferencia en donde se mostró entusiasmado por los logros alcanzados en materia energética durante la actual gestión de Michelle Bachelet.

"Hemos implementado un marco regulatorio que le ha otorgado un rol más activo al Estado y ha estimulado la competencia en el sector. Ingresaron empresas nuevas, nacionales y extranjeras, fundamentalmente en el sector de energías renovables no convencionales. En un documento hemos plasmado la intención de que para el año 2050 el 70% de la energía sea renovable, hoy estamos en un 40%, con lo cual quizá lleguemos antes", afirma Rebolledo.

Comentó que durante la última visita de la presidenta Bachelet, en diciembre pasado, se acordó desarrollar un plan maestro para identificar los cinco puntos de interconexión más viables técnica y económicamente entre la Argentina y Chile, con el apoyo técnico de la Corporación Andina de Fomento (CAF).

En exclusiva para LA NACION brindó algunas precisiones acerca de la marcha de las relaciones bilaterales y las diferencias entre los diferentes esquemas tarifarios.

-¿Cómo fue retomar el intecambio energético con la Argentina?

-El cambio de gobierno en la Argentina lo viví muy intensamente porque en ese entonces yo me desempeñaba como viceministro de comercio exterior y me tocó ver de cerca el cambio de giro que le dio un nuevo dinamismo a las relaciones económicas, comerciales y de inversiones entre ambos países. En el sector de energía hay un esfuerzo por parte de la Argentina para tratar de avanzar en desafíos comunes, como por ejemplo bajar precios e incorporar tecnologías nuevas. Los marcos regulatorios e institucionales son distintos, pero los desafíos son comunes.

-¿Por qué hace 10 años se exportaba gas a Chile y hoy se invirtieron los roles?

-Hay varios momentos en esta historia, la decisión que tomó en su momento la Argentina de cortar las exportaciones de gas fue entendible porque debía atender su propio suministro. Pero nosotros habíamos desarrollado una matriz energética muy dependiente de esos envíos de gas y por lo tanto tuvimos que tomar decisiones de urgencia, como la importación de gas licuado. El aprendizaje para nosotros fue que debíamos diversificar las fuentes energéticas para lograr sustentabilidad y ser consecuentes con los marcos regulatorios para que las inversiones persistan.

-¿Siente que fue una enseñanza para nuestro país también?

- Efectivamente, fue una enseñanza para todos. Hay que ser coherentes en las regulaciones y en la planificación. El sector energético debe ser abordado desde una perspectiva regional.

-¿Cómo se debe llevar a cabo esa interconexión?

-Estamos en latitudes similares, pero tenemos distintos recursos energéticos. Nosotros tenemos una buena aptitud en el norte del país para la energía solar, la Argentina es una potencia gasífera, más allá de las coyunturas, por lo tanto debemos tener un abordaje estratégico y aprovechar las potencialidades de todos los países. Para eso se requiere voluntad política de todas las partes involucradas y persistencia a través del tiempo.

-En la Argentina tenemos un esquema de subsidios a las tarifas que se han reducido, pero siguen teniendo un gran peso. ¿Cómo es la situación en su país?

-En Chile el sistema opera exclusivamente bajo un esquema de libre mercado, no hay exenciones tributarias, tarifa mínima ni máxima garantizada y tampoco subsidios. El único tratamiento particular se da en la región de Magallanes, en el extremo sur del país, debido a diferentes patrones de consumo.

-¿ Aquí alrededor de 60% de la población tiene gas de red y un 40% utiliza gas envasado. ¿Cómo es la relación en Chile?

-En nuestro país, el gas por red alcanza a un 20% de los clientes, el resto se abastece por garrafas. No obstante, el precio del gas por garrafa es más barato. Nuestra idea es incrementar el área de conexiones por red, pero de manera regulada, porque una vez que una empresa desarrolla la red se establece un monopolio. Tenemos una ley que establece una rentabilidad máxima a las empresas y ha sido bien recibida porque ha protegido a los consumidores pero a su vez no ha quitado incentivos a la inversión.

-¿Hay intención en el sector energético chileno de invertir en Vaca Muerta?

-Por parte de la Empresa Nacional de Petróleo (ENAP), no por el momento. Acerca del sector privado no tengo información, pero ojalá se avance en ese sentido.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.