Las oficinas premium no bajan de precio

Martín Potito (L.J. Ramos), Domingo Speranza (Newmark Grubb BACRE), Carla Quiroga (LA NACION), Ary Krivopisk (WeWork LATAM) y Héctor Salvo (Raghsa)
Martín Potito (L.J. Ramos), Domingo Speranza (Newmark Grubb BACRE), Carla Quiroga (LA NACION), Ary Krivopisk (WeWork LATAM) y Héctor Salvo (Raghsa)
(0)
11 de junio de 2019  • 19:05

A diferencia de otros bienes como los departamentos usados, las nuevas oficinas premium de Buenos Aires defienden su precio por el limitado stock de este producto en el mercado respecto a otras capitales latinoamericanas. Según se dijo en el evento Real Estate, organizado por LA NACION, hay un gap del 28% si se compara con la región y del 35% frente a las ciudades más desarrolladas.

"Los precios se mantienen hasta que no haya sobre stock. Sí puede bajar el precio en las oficinas que van quedando viejas o cuando se hagan los 300.000 metros cuadrados que se compraron para hacer oficinas. Pero supongo que los desarrolladores los harán a lo largo de los años porque nadie quiere suicidarse", afirmó Domingo Speranza, director de Newmark Grubb Bacre, quien dijo la tasa de vacancia sigue siendo del 7,5% lo cual fue refrendado por Martín Potito, director en L. J. Ramos División Corporativa.

"La demanda está siendo afectada por la situación económica. Hay algunos que esperan, pero también sectores que pueden expandirse y buscan alternativas", aseguró Potito.

En este sentido, el head de Real Estate para WeWork Latam, Ary Krivopisk, dijo que tiene tomados 50000 metros en Buenos Aires y que buscan crecer un 20% este año. "Tuvimos un crecimiento de la parte de enterprise, de las empresas grandes que hoy representan un 40% de nuestra facturación y queremos seguir creciendo con la demanda local y de extranjeros".

Por su parte, Héctor Salvo, gerente general de Raghsa, sumó que hoy ellos están en un nivel de vacancia inferior al 2% aunque en los 100.000 metros que están desarrollando en Núñez solo tiene una preventa del 40% lo cual es bajo porque suelen inaugurar con el 90% alquilado.

En el panel dedicado a la sustentabilidad, Pablo Saubidet, creador de la compañía de telecomunicaciones iPlan y desarrollador inmobiliario, también se refirió al mercado de oficinas premium. Dijo que "hay una enorme demanda en la ciudad de Buenos Aires" porque, en comparación con otras metrópolis similares, hay una disponibilidad tres o cuatro veces inferior.

Valeria del Puerto (Consejo Profesional de Arquitectura y Urbanismo), Cynthia Goytia (UTDT), Ignacio Federico (LA NACION), Martín Mom (Rehau) y Pablo Saubidet (Nomada)
Valeria del Puerto (Consejo Profesional de Arquitectura y Urbanismo), Cynthia Goytia (UTDT), Ignacio Federico (LA NACION), Martín Mom (Rehau) y Pablo Saubidet (Nomada)

En el mismo bloque, Cynthia Goytia, directora del Cipuv (Centro de Investigaciones de Políticas Urbanas y de Vivienda), llamó a pensar cómo se va a gestionar el crecimiento urbano para poder crecer "con toda la infraestructura y la accesibilidad que se requiere". "Incluso si queremos pensar en revertir el déficit de vivienda, necesitamos tener suelo organizado", agregó.

Martín Mom, gerente general Sudamérica de Rehau, se concentró en el interior de la vivienda o de la oficina y recomendó prestar mucha atención al material envolvente de la construcción para aislar térmicamente la propiedad. Agregó: "Con buenos sistemas de automatización y fuentes renovables, se podría generar un ahorro de hasta un 70% a la hora de generar agua caliente".

Finalmente, Valeria del Puerto, presidenta del Consejo Profesional de Arquitectura y Urbanismo y titular estudio del Puerto-Sardin, se refirió a la posibilidad que habilitó el nuevo Código de Edificación de la ciudad de Buenos Aires de construir viviendas de 18 metros cuadrados más un baño. Aseguró que es una tendencia que pisa fuerte, porque existe globalmente. "Ya está en las grandes ciudades como Nueva York o Tokio, donde la tierra es muy cara", explicó.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.