Clima político. Las preguntas del campo que todavía no tienen una respuesta concreta

Fernández con la Mesa de Enlace en la reunión de hace tres semanas
Fernández con la Mesa de Enlace en la reunión de hace tres semanas Fuente: LA NACION - Crédito: Silvana Colombo
Mariana Reinke
(0)
15 de septiembre de 2019  • 10:00

Desconcierto, incertidumbre, dudas hasta expectativa. Ese es el crisol de impresiones que experimenta el campo en estos difíciles tiempos preelectorales.

Luego de las PASO, donde el candidato presidencial por el Frente de Todos, Alberto Fernández quedó mejor posicionado y de ciertas declaraciones controvertidas de distintos referentes de ese espacio, entre los que se soslayaron ideas tales como volver a la Junta Nacional de Granos (JNG) y de una reforma agraria, el ruralismo pide certezas para entender cual es el futuro que le espera. Preguntas como ¿qué va a pasar con las retenciones? ¿Se respetará la propiedad privada? ¿Volverán las intervenciones a los mercados? ¿La Argentina se cerrará al mundo? necesitan una respuesta.

Hace unos días representantes de la Mesa de Enlace salieron conformes luego de reunirse con Fernández, donde le acercaron un documento de 14 puntos, al igual que a los candidatos. "Tanto las reuniones que ya mantuvimos como las que seguiremos llevando adelante, tienen el objetivo último de hacer confluir nuestra visión con la mirada que tenga cada candidato sobre el sector y para que la plataforma de cada uno de ellos incluya esos 14 puntos", dijo un texto que enviaron los voceros de la Mesa de Enlace ante una consulta de la nacion.

En tanto, Carlos Achetoni, presidente de Federación Agraria Argentina (FAA) destacó la posibilidad de la apertura al diálogo del espacio del kirchnerismo. Sin embargo sostuvo: "Más allá de la tranquilidad que intentó transmitir la Mesa de Enlace, la sensación en el sector es de mucha desconfianza para con Alberto Fernández".

El principal dilema que encuentra el campo es la falta de ideas concretas y la ausencia del grupo de trabajo que conlleva a un futuro agroindustrial incierto.

Carlos Iannizzotto, titular de Coninagro, señaló que el sector no sabe cuál será el equipo técnico que va a trabajar ni las propuestas y eso genera incertidumbre. "El campo necesita respuestas. Por ejemplo cómo será la política de créditos, que va a pasar con la reforma laboral y tributaria para ser competitivos en el mundo ya que los costos laborales argentinos son altos", dijo a la nacion. Achetoni destacó que el sector precisa definiciones. "Nos daría cierta tranquilidad saber quienes van a formar parte del equipo de trabajo en Agroindustria, así podríamos empezar a armar la agenda abierta", señaló.

En cuanto a las retenciones, en ese encuentro el exjefe de Gabinete les dijo a los dirigentes del campo que entendía que es un impuesto distorsivo para las exportaciones, pero que las necesidades fiscales harían imposible su eliminación en un futuro cercano. En este sentido, Matías de Velazco, presidente de Carbap, comprende la situación que atraviesa el país, pero igual se pregunta "qué pasará con ellas (las retenciones) cuando las condiciones lo permitan y el país se estabilice".

Los dichos de Felipe Solá y Juan Grabois revivieron viejas políticas que fracasaron en el pasado. Fernández fue claro: "Hablen conmigo", les dijo a las entidades del agro, quitándole relevancia a lo expuesto por el exgobernador de la provincia de Buenos Aires. Para el presidente de FAA, la opinión que interesa es la de Fernández y lo que dice el resto de su espacio político no es significativo. "No es un tema menor el tema de la reforma agraria. Creemos en la compra de tierra, pero con el justo precio; la expropiación por parte del estado no es lo que corresponde", sentenció. "Si bien Fernández dijo que iba a trabajar con el sector codo a codo, no fue concreto y contundente al momento de desautorizar los dichos de Grabois. Eso generó intranquilidad", agregó.

Fuentes de la industria frigorífica expresaron: "Todo lo atiende él (por Fernández). Su comportamiento parece genuino, creemos que su silencio se debe a que no quiere arriesgar su capital político".

Si hablar de Juntas implica el concepto regulación de la comercialización, Miguel Schiariti, presidente de la Cámara de la Industria y Comercio de Carne, plantea: "¿Hasta dónde se va a regular el mercado interno y si habrá restricciones a las exportaciones como las ya ocurridas durante el período anterior?"

De Velazco expone la necesidad que el candidato kirchnerista exponga el perfil que le dará a la Argentina y qué tendencia tendrá la exportación de productos agropecuarios y de origen mineral, como el petróleo. "¿Será un país fuertemente productivo, que piensa hacer con en esos mercados internacionales que se consiguieron?", se pregunta.

El campo requiere normas claras
El campo requiere normas claras Fuente: LA NACION - Crédito: Shutterstock

La industria frigorífica no ve un retorno a prácticas que ponían freno a la exportación de carne porque el país tiene la necesidad de dólares.

Para Carbap, casi sin margen de dilación, otro punto esencial para que la cadena agroindustrial crezca es organizar la macroeconomía. "En este contexto debemos tener tasas de financiamiento accesibles para la producción y el consumo y así salir de esta locura de tasas altísimas del 80%. La producción en estos valores es insostenible", reclamó.

La demanda del campo va un poco más allá. El titular de Coninagro entiende que existen cuestiones que deberán tener respuesta como la ley de semillas y la independencia de los organismos estatales. "Sería bueno saber que papel jugará el Congreso en un ámbito de iniciativas, consenso y de apoyo", dijo. "¿Cuál será la mirada del nuevo gobierno con respecto a las políticas públicas y privadas para con los institutos de control como el INTA y el Inase. Van a ser intervenidos por el estado para establecer una mirada unilateral del gobierno o les va a dar la autonomía?", se preguntó.

Otras de las incógnitas es si la próxima administración mantendrá el rango de ministerio a Agricultura, cuál será su política medioambiental y si continuarán las obras de infraestructura necesarias para la actividad.

Cuarenta y tres días restan para tener sobre la mesa un resultado electoral cierto. Mientras tanto, el campo sigue andando. Sin palos en la rueda, estoico, tiene la capacidad para sobreponerse a lo adverso. Trabaja, apuesta y crece. Solo quiere definiciones.

Memorias del conflicto por la 125

En marzo de 2018 se cumplió una década del inicio del conflicto del campo por la resolución 125. En esa oportunidad, el candidato presidencial por el Frente de Todos, Alberto Fernández, habló con LA NACION. Recordó los momentos previos a la comunicación de la medida. "Le pregunté a Martín Lousteau (ministro de Economía por ese entonces) si la había hablado con la dirigencia del campo", dijo Fernández. "Me aseguró que estaba todo charlado de antemano", añadió.

Sin embargo, las entidades rurales cuestionaron la medida. También trajo a la memoria el momento de la renuncia de Lousteau: "Le dije a Cristina que aprovecháramos y que le cargáramos el muerto a Martín [Lousteau], que la dejáramos sin efecto y así terminar de una buena vez esa locura, y que si íbamos por todo corríamos el riesgo de quedarnos sin nada. Sin embargo, Cristina decidió seguir adelante con el conflicto", añadió. "A partir de la 125, Cristina dividió el mundo en dos, compró la tesis de unos contra otros", explicó. Poco más de un año después de las declaraciones a la nacion, Alberto Fernández fue designado por Cristina Fernández de Kirchner como su candidato a presidente.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.