El USDA cambió el escenario para el maíz, que aumentó hasta un 3,9% en la Bolsa de Chicago

La menor siembra en Estados Unidos alentó la fuerte suba de los precios, que también se replicó en el mercado local
La menor siembra en Estados Unidos alentó la fuerte suba de los precios, que también se replicó en el mercado local Crédito: Shutterstock
Dante Rofi
(0)
30 de junio de 2020  • 18:46

Los precios del maíz subieron hoy hasta un 3,9% en la Bolsa de Chicago, luego de que el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) sorprendió al mercado al ajustar de 39,25 a 37,23 millones de hectáreas su estimación sobre la superficie que fue sembrada con el cereal para la campaña estadounidense 2020/2021. El nuevo dato también fue inferior a los 38,49 millones de hectáreas previstos en promedio por los operadores.

Al cierre de los negocios, las pizarras reflejaron alzas de US$4,82 y de 5,02 sobre los contratos julio y septiembre del maíz, cuyos ajustes resultaron de 133,26 y de 134,44 dólares por tonelada. Así, tras las dos primeras ruedas de la semana, estas posiciones ganaron un 6,8 y un 7% frente a los valores vigentes el viernes pasado, de 124,80 y de 125,68 dólares, respectivamente.

Además del recorte, en su informe sobre áreas sembradas en Estados Unidos el USDA aclaró que por el momento en que se hizo el relevamiento de datos (entre el 30 de mayo y el 16 de junio), poco más de 900.000 hectáreas incluidas en la cifra de 37,23 millones de hectáreas aún no habían sido implantadas. Y si bien no hubo razones climáticas que restringieran el avance sobre esa superficie, el organismo dejó latente la posibilidad de hacer un nuevo recorte.

Respecto del área que llegaría al momento de la cosecha, el USDA la proyectó en 33,99 millones de hectáreas, contra los 36,26 millones previstos anteriormente. En función de esa nueva superficie y del rinde promedio nacional sostenido por el organismo en su último informe mensual de estimaciones agrícolas, de 112,04 quintales por hectárea, el volumen de la cosecha cae de 406,29 a 380,82 millones de toneladas. Incluso si en su próximo reporte mensual (10 de julio) el rinde fuera elevado hasta los 113 quintales con los que el mercado especuló durante la semana pasada, la producción rondaría los 384 millones de toneladas, muy lejos del umbral de los 400 millones que mantenían las cotizaciones bajo presión.

A partir de esta revelación no prevista por el mercado de maíz, pero bienvenida por su impacto alcista sobre los precios, la observación de las condiciones del clima sobre las zonas productoras del medio oeste estadounidense será más determinante para el rumbo de los precios. Y si bien aún no hay indicios que permitan elucubrar con riesgos ciertos sobre la evolución de los cultivos -el 73% está en estado bueno/excelente-, ayer hubo una reacción alcista de la plaza ante nuevo reportes meteorológicos que cambiaron el patrón climático de lluvias suficientes para las próximas dos semanas a condiciones de tiempo seco y caluroso que, de cumplirse, podría determinar una mayor firmeza para las cotizaciones en función de la especulación de los grandes fondos de inversión con un eventual recorte en los rindes.

Cabe señalar que hoy el USDA también relevó un dato negativo para los precios del maíz, pero que pasó desapercibido por el dato sobre la siembra. En efecto, en su reporte sobre existencias al 1º de julio el organismo reportó 132,69 millones de toneladas, muy por encima de los 125,96 millones previstos en promedio por los operadores.

Nueva cosecha argentina

La situación que se vive en Estados Unidos es un hecho positivo para quienes tienen al maíz como una opción para la siembra 2020/2021 en la Argentina. Hoy las propuestas por el grano con entrega entre marzo y mayo sobre el Gran Rosario crecieron de 123 a 130 dólares por tonelada. Según fuentes del sector comercial, durante la rueda se negociaron unas 150.000 toneladas del cereal de la próxima cosecha.

Esta mejora en los precios del maíz nuevo llega en momentos en que la comercialización 2020/2021 del maíz argentino (la cosecha comenzará en marzo próximo) está demorada en comparación con lo sucedido en 2019. En ese sentido, la Dirección de Planeamiento y Análisis de Mercado dependiente del Ministerio de Agricultura de la Nación indicó hoy que los exportadores compraron en forma anticipada al 24 del actual 2.405.800 toneladas de maíz, un 35,7% menos que las 3.742.300 toneladas adquiridas un año atrás. Además, del volumen efectivamente comercializado, el 75,5% (1.816.200 toneladas) está bajo la modalidad "a fijar", es decir, sin un valor acordado aún por las partes.

La suba de los precios también favoreció el maíz disponible, dado que los exportadores elevaron de 8650 a 8950 pesos por tonelada su propuesta por el cereal con entrega inmediata sobre las terminales del Gran Rosario. La mejora para las operaciones pautadas en dólares fue de 123 a 127 dólares por tonelada. En este caso se estimaron negocios por unas 100.000 toneladas.

En el puerto de Bahía Blanca le mejora del valor del maíz disponible fue de 135 a 140 dólares por tonelada, mientras que para Necochea los interesados mantuvieron la oferta en 135 dólares.

También las pizarras del Matba Rofex reflejaron el cambio de escenario para la maíz. Los contratos julio y septiembre sumaron US$5,20 y 4,40, al cerrar con ajustes de 130,20 y de 132,90 dólares por tonelada. La posición abril subió US$3,50 y terminó la rueda con un valor de 132,50 dólares.

Alzas para la soja

La soja también se negoció en alza hoy en la Bolsa de Chicago, después que el USDA elevó la superficie sembrada con la oleaginosa estadounidense 2020/2021 de 33,79 a 33,91 millones de hectáreas, menos que lo previsto por el mercado, que en promedio estimaba 34,32 millones de hectáreas.

Al momento de fijar los ajustes de la rueda, las pizarras mostraron alzas de US$6,52 y de 6,74 sobre los contratos julio y agosto de la soja, cuyos valores fueron de 324,91 y de 322,89 dólares por tonelada.

En cuanto al reporte sobre existencias estadounidenses al 1º de junio, el USDA las calculó en 37,72 millones de toneladas, en línea con los 37,86 millones estimados en promedio por los operadores. El número actual quedó muy por debajo de los 48,72 millones vigentes un año atrás.

En la plaza local las ofertas de las fábricas crecieron de 15.300 a 15.600 pesos por tonelada de soja con entrega inmediata sobre el Gran Rosario, o su equivalente en dólares, de 218 a 222. Para los puertos de Bahía Blanca y de Necochea la suba fue de 222 a 227 dólares por tonelada.

Las posiciones julio y noviembre de la soja en el Matba Rofex aumentaron US$2,50 y 1,90, al cerrar con ajustes de 228 y de 231,80 dólares por tonelada.

Por: Dante Rofi
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.