En la Bolsa de Chicago volvieron a caer los precios de la soja y del maíz

En la rueda previa al feriado por el Día de Acción de Gracias en Estados Unidos, el balance para los granos fue negativo
En la rueda previa al feriado por el Día de Acción de Gracias en Estados Unidos, el balance para los granos fue negativo Fuente: Archivo
Dante Rofi
(0)
28 de noviembre de 2019  • 01:27

Tras otra jornada con bajas para los precios de la soja -la sexta consecutiva- y del maíz, la única noticia positiva que rescataron ayer los operadores de la Bolsa de Chicago fue el feriado por el Día de Acción de Gracias en los Estados Unidos, que hoy le impondrá una pausa transitoria a la tónica negativa del valor de los granos.

Las pizarras reflejaron bajas de US$0,83 y de 0,82 sobre los contratos enero y marzo de la soja, cuyos ajustes resultaron de 324,08 y de 329,41 dólares por tonelada. En el caso del maíz, las posiciones diciembre y marzo retrocedieron US$1,87 y 1,97, mientras que sus valores fueron de 142,81 y de 146,94 dólares.

Brasil fue el principal fundamento bajista para los precios, por el clima húmedo que allana el camino hacia una cosecha récord de soja 2019/2020 -superaría los 120 millones de toneladas- y por la persistente devaluación del real frente al dólar, que consolida una marca inédita para las exportaciones de maíz, al mejorar la competitividad de la materia prima brasileña, en detrimento de la estadounidense.

En ese sentido, la Asociación Nacional de Exportadores de Cereales de Brasil (ANEC) informó que al 23 del actual las ventas externas de maíz brasileño sumaron un récord de 36,7 millones de toneladas y que para el cierre del año se prevé alcanzar los 41 millones de toneladas, muy lejos de la anterior mejor marca, de 30,70 millones, en 2015.

El auge exportador de maíz brasileño fue consecuencia de una cosecha 2018/2019 de 100,05 millones de toneladas, que marcó una fuerte recuperación de la oferta tras los 80,71 millones dejados por la campaña 2017/2018, que fue perjudicada por adversas condiciones climáticas. Ahora, para el ciclo 2019/2020, la previsión de la Compañía Nacional de Abastecimiento (Conab), dependiente del Ministerio de Agricultura de Brasil, es de 98,37 millones de toneladas.

El trigo estadounidense también se negoció en baja. La posición diciembre en Chicago y en Kansas perdió US$0,65 y 2,11, en tanto que su ajuste fue de 194,19 y de 156,81 dólares por tonelada, respectivamente.

La noticia bajista la aportó Ucrania. El Ministerio de Desarrollo Económico, Comercio y Agricultura de ese país informó ayer que desde el inicio del ciclo comercial 2019/2020, en julio, las exportaciones de trigo sumaron 13,10 millones de toneladas, frente a los 9 millones de igual segmento de 2018.

Junto con Rusia, que lidera las ventas mundiales del grano fino, Ucrania es el otro gran proveedor de la zona del Mar Negro, que ya se instaló como el quinto mayor exportador global, detrás de Rusia, Estados Unidos, la Unión Europea y de Canadá, con una proyección de ventas para todo el ciclo 2019/2020 de 20 millones de toneladas, según el último informe mensual del USDA.

Mercado local

Pese a las bajas externas, la necesidad de mercadería de las fábricas posibilitó ayer un repunte del valor de la soja. La oferta abierta por el grano con entrega inmediata creció de 243 a 245 dólares por tonelada para la zona del Gran Rosario. Sin embargo, algunos compradores habrían convalidado hasta 250 dólares para los vendedores que comprometieron volumen.

"Al término de la rueda se calculó un volumen comercializado de unas 70.000 toneladas de soja, en una jornada muy trabajada y donde varios compradores procuraron asegurarse lotes grandes para mejorar las propuestas", contó a LA NACION una fuente del sector comercial.

Por soja de la próxima cosecha, para las descargas entre abril y mayo, la oferta de la demanda se mantuvo sin cambios, en 232 dólares por tonelada. En el Matba Rofex las posiciones enero y mayo de la oleaginosa sumaron US$0,30 y 0,40, mientras que sus ajustes fueron de 248,30 y de 232,40 dólares.

En cuanto al maíz, la necesidad de los exportadores por completar embarques marcó la tónica de los precios. Para la zona del Gran Rosario las ofertas por el grano disponible bajaron de 150 a 148 dólares por tonelada, mientras que para Bahía Blanca crecieron de 155 a 160 dólares. Para Necochea, en tanto, se mantuvieron estables en 150 dólares.

El maíz de la próxima cosecha, con entrega entre marzo y abril, se cotizó a 150 dólares por tonelada en Bahía Blanca y a 145 dólares en Necochea, sin variantes, en tanto que el grano para el Gran Rosario lo hizo a 140 dólares, con una merma de 2 dólares.

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA) informó que los consumos pagaron de 8900 a 9600 pesos por tonelada de maíz, según calidad, condición, procedencia y plazo de pago.

En el Matba Rofex los contratos diciembre y abril del maíz perdieron US$4 y 1,50, mientras que sus ajustes fueron de 145,50 y de 135,50 dólares por tonelada.

Por último, los precios del trigo argentino se mantuvieron estables, dado que los exportadores volvieron a ofrecer 166 dólares por tonelada disponible para el Gran Rosario, puerta de entrada de la nueva cosecha que avanza desde el norte del país; 180 dólares para Bahía Blanca, y 170 dólares para Necochea.

Las ofertas para las entregas diferidas sobre el Gran Rosario se mantuvieron firmes en US$170 por tonelada para diciembre; en US$172 para enero; en US$175 para febrero, y en US$180 para marzo. "Las posiciones de descarga más buscadas fueron marzo, para la que se negociaron unas 100.000 toneladas, y diciembre, con otras 80.000 toneladas", destacó a LA NACION un operador en el ámbito de la Bolsa de Comercio de Rosario.

La BCBA informó que los molinos pagaron ayer entre 11.000 y 14.000 pesos por tonelada de trigo, según calidad, procedencia y forma de pago.

En el Matba Rofex las posiciones diciembre y enero del trigo sumaron US$2,90 y 3,20, mientras que sus ajustes fueron de 172,40 y de 174 dólares por tonelada.

Por: Dante Rofi
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.