Otra vez, los tuits de Trump provocaron la caída de los precios de la soja en la Bolsa de Chicago

Mientras se reanudan las negociaciones entre EE.UU. y China, el mandatario criticó que no haya "señales" de compras chinas de productos agrícolas estadounidenses; la posición agosto de la oleaginosa resignó US$2,57 y cerró en 322,89 dólares
Mientras se reanudan las negociaciones entre EE.UU. y China, el mandatario criticó que no haya "señales" de compras chinas de productos agrícolas estadounidenses; la posición agosto de la oleaginosa resignó US$2,57 y cerró en 322,89 dólares Fuente: AP - Crédito: Carolyn Kaster
Dante Rofi
(0)
30 de julio de 2019  • 19:56

Una vez más, la cuenta de Twitter del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, fue hoy el principal fundamento para la formación de los precios de la soja en la Bolsa de Chicago.

"Se suponía que comenzarían a comprar nuestros productos agrícolas ahora, pero no hay señales de que lo estén haciendo. Ese es el problema con China, simplemente no lo hacen", escribió el mandatario en la primera "fibra" de un "hilo" destinado a criticar en la red social al país donde se celebra la primera rueda de negociaciones entre funcionarios de ambas naciones tras la tregua firmada en Osaka a fines del mes pasado.

Las palabras de Trump aparecieron cerca del inicio de la rueda diaria del mercado estadounidense y tuvieron un claro impacto bajista. Al cierre de los negocios, las pizarras reflejaron quitas de US$2,57 y de 2,66 sobre los contratos agosto y septiembre de la soja, cuyos ajustes fueron de 322,89 y de 324,91 dólares por tonelada.

Cabe señalar que si la caída de los precios no resultó mayor fue por la baja expectativa que la "diplomacia" despierta hoy entre los operadores, que tiempo atrás acogían con entusiasmo alcista cada reunión que se anunciaba para intentar ponerle fin a la guerra comercial iniciada en marzo de 2018. El tiempo pasó; las reuniones se sucedieron sin éxito, y las existencias de soja estadounidense se acumularon hasta un nivel récord. Ahora el mercado exige ver hechos para creer, pero los tuits de Trump lo vuelven un poco más escéptico.

"Mi equipo está negociando con ellos ahora, pero al final siempre cambian el trato para su beneficio", continuó Trump. Y luego le recomendó en forma irónica a China que espere hasta después de las próximas elecciones presidenciales para firmar un acuerdo, quizás, con un representante del partido demócrata. "Luego podrían hacer un gran trato, como en los últimos 30 años, y continuar estafando a los Estados Unidos".

Pero a modo de advertencia, en el último tuit el mandatario escribió que si él vuelve a ganar la presidencia "el trato que obtengan será mucho más duro del que estamos negociando ahora...o no habrá ningún acuerdo. ¡Tenemos todas las cartas, nuestros líderes anteriores nunca lo consiguieron!", exclamó.

Con estos textos de Trump multiplicados en las redes, el representante de Comercio de Estados Unidos, Robert Lighthizer, y el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, se reúnen con sus pares chinos en el Fairmont Peace Hotel de Shanghái para escribir una nueva página en la saga de la guerra comercial entre las dos principales potencias mundiales.

Mercado sin cambios

En el mercado doméstico la soja se mantuvo estable, dado que las fábricas volvieron a proponer 10.100 pesos por tonelada disponible para las entregas sobre el Gran Rosario. Esta estabilidad, frente a la expectativa de los vendedores de obtener mejores precios por la necesidad de mercadería que tienen las fábricas y por la posible depreciación del peso frente al dólar, tuvo como correlato otra rueda con un volumen vendido en torno de las 50.000 toneladas, lejos de las cerca de 130.000 comercializadas el viernes pasado, cuando el valor de la oleaginosa trepó de 9700 a 10.000 pesos.

"En operaciones muy puntuales algunos compradores llegaron a convalidar entre 10.200 y 10.300 pesos por tonelada, pero hoy buena parte de los vendedores se posicionó en torno de los 10.400/10.500 pesos para entregar su soja", contó a LA NACION una fuente del sector comercial.

La soja de la próxima cosecha, para las entregas en mayo, se negoció a 238 dólares por tonelada, con una baja de 2 dólares. También fue negativo el saldo de la rueda en el Mercado a Término de Buenos Aires (Matba), donde los contratos noviembre y mayo retrocedieron US$0,90 y 0,50 al terminar la jornada con ajustes de 242,50 y de 241,30 dólares por tonelada.

Maíz y trigo

Los precios del maíz estadounidense también cayeron bajo el "efecto Trump" y bajo la persistencia de un clima que resulta favorable para los cultivos que evolucionan en el medio oeste de los Estados Unidos, con temperaturas inferiores a las marcas usuales para el verano boreal y con algunos aportes de lluvias, que hoy se concentraron sobre el este de Missouri y de Illinois, y sobre buena parte de Indiana y de Ohio.

Las pizarras de Chicago reflejaron quitas de US$2,27 y de 2,36 sobre las posiciones septiembre y diciembre del maíz, cuyos ajustes resultaron de 161,90 y de 165,74 dólares por tonelada. Ayer, el USDA elevó del 57 al 58% la proporción de cultivos en estado bueno/excelente.

En la plaza local, la oferta abierta de los exportadores por el maíz disponible para el Gran Rosario subió de 6150 a 6200 pesos por tonelada, mientras que por grano con descargas diferidas a septiembre volvieron a proponer hasta 6500 pesos. Para Bahía Blanca y para Necochea los compradores pagaron 145 dólares por tonelada, sin cambios.

El maíz de la próxima cosecha se mantuvo entre 152 y 153 dólares por tonelada para las entregas sobre el Gran Rosario de marzo a abril. En el Matba, el cierre reflejó altibajos para el cereal, dado que mientras la posición septiembre sumó US$0,50 al cerrar con un ajuste de 150 dólares, el contrato abril bajó US$0,80, hasta los 154,40 dólares.

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA) informó que los consumos pagaron entre 5800 y 6250 pesos por tonelada de maíz, según calidad, condición, procedencia y forma de pago.

Respecto del trigo estadounidense, la posición septiembre en Chicago y en Kansas perdió hoy US$2,29 y 1,11, en tanto que su ajuste resultó de 182,71 y de 159,28 dólares por tonelada, respectivamente.

Más allá de los problemas en Rusia, que según la consultora SovEcon exportará 31,40 millones de toneladas de trigo en el ciclo 2019/2020, frente a los 35,25 millones de la campaña 2018/2019, el avance de la recolección del cereal en el hemisferio norte y su ingreso en el circuito comercial, es un factor de presión bajista para los precios.

Por trigo argentino disponible la exportación redujo hoy de 210 a 205 dólares por tonelada su oferta para Bahía Blanca, mientras que para el Gran Rosario y para Necochea mantuvo sus propuestas sin cambios, en 205 y en 200 dólares, respectivamente.

La BCBA informó que los molinos pagaron entre 8350 y 9750 pesos por tonelada de trigo, según calidad, procedencia y forma de pago.

En cuanto al trigo de la nueva campaña, las ofertas fueron de US$165 para las entregas en noviembre; de US$167 para diciembre; de US$170 para enero/febrero, y de US$173 para marzo. En el Matba, las posiciones diciembre y enero descendieron US$0,50 y terminaron la jornada con ajustes de 169,50 y de 172,50 dólares por tonelada.

Por: Dante Rofi
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.