Inmunes al ruido electoral, los depósitos en dólares alcanzan un nuevo máximo

Fuente: Archivo - Crédito: José Luis González/Reuters
Javier Blanco
(0)
1 de agosto de 2019  

Ajenos a los ruidos del proceso electoral, los depósitos en dólares privados bajo administración del sistema bancario local aceleraron su tendencia al alza en julio, lo que llevó su stock por encima de US$32.100 millones tras crecer casi US$1200 millones en los últimos 30 días.

El dato revela que se mantiene intacta la tendencia de los ahorristas argentinos a dolarizar buena parte de sus excedentes, pero también demuestra un elevado nivel de confianza en el sistema financiero local, ya que se trata de un monto total de depósitos solo similar a los mejores años de la convertibilidad, aunque no comparable, dado que en esa etapa el traspaso de pesos a dólares estaba particularmente favorecido por el esquema vigente.

Los analistas destacan el nuevo máximo y explican que la aceleración que mostró esta tendencia en los últimos 35 días (en 30 días subieron el 60% de lo que habían crecido en 6 meses) está vinculada al pago de aguinaldos y al ingreso de dólares por colocaciones de deuda que hicieron en las últimas semanas algunas empresas, tras reabrir el mercado global para su financiamiento (hubo emisiones de YPF, YPF Luz, Telecom, Pampa y Vista Gas &Oil).

"Hubo una aceleración en la tendencia alcista que ya venían mostrando estas colocaciones en el año, relacionada con un efecto estacional (el pago de aguinaldos). En un sentido, muestra que sigue alta la demanda por atesoramiento, lo que no debería sorprender en un año de elecciones. Pero también revela que hay confianza en los bancos", evalúa el economista y consultor Hernán del Villar, del Estudio Alpha.

"Esto confirma que hay dolarización, pero a la vez que buena parte de ella queda dentro del sistema, lo que es positivo. Ahora, la aceleración de los últimos días creo que está más vinculada con el ingreso de fondos que algunas empresas captaron del exterior con la emisión de obligaciones negociables (ON)", apunta Amílcar Collante, economista del Centro de Estudios Económicos del Sur (Cesur), quien destaca además que esta suba se da en un contexto de alza también de las colocaciones a plazo fijo en pesos, que alcanzaron un equivalente a US$28.800 millones.

De dónde vienen los aportes

Quien pone luz al respecto es Irina Moroni, economista de la Fundación Capital, que explica que el despegue de estos depósitos se registra básicamente en las colocaciones en caja de ahorro, es decir, en cuentas a la vista, aunque también derramó a los plazos fijos en esa moneda.

"El nuevo máximo de la estadística iniciada en 2003 se apoya en el incremento del 3,9% que lograron en los ultimos 30 días. Hay unos US$24.038 millones puestos en caja de ahorro (+4,5%), que se reparten 82% en colocaciones de menos de un millón, que se consideran minoristas, y el resto en depósitos mayores a US$ 1 millón, o mayoristas. Los primeros crecen 3,4% en el mes y alcanzaron también un récord, y los segundos subieron 9,9%, en especial en las últimas semanas, aunque no llegan al máximo en la serie", detalló Moroni.

A su vez, también alcanzaron un nuevo máximo los depósitos privados a plazo fijo en moneda extranjera, que llegan a US$7600 millones, tras sumar US$200 millones en el últimos mes (+2,9%), aunque los bancos apenas pagan por ellos tasas promedio del 1,3% anual.

Para Miguel Zielonka, director de la consultora Econviews, no sorprende que el mayor aumento en este tipo de depósitos se registre en las colocaciones en caja de ahorro.

"Hoy buena parte de la demanda de dólares del público se da por canales electrónicos: el pase se hace por home banking y el que compra suele dejar esa tenencia en su caja de ahorro en dólares para hacer pagos de consumos en esa moneda o para dejarlos simplemente porque en los hechos funciona como si fuera una caja de seguridad barata", sostiene.

El costado riesgoso de que el 76% de las colocaciones estén "estacionadas" allí es que tienen la puerta de salida a mano, lo que hace que la tenencia no ayude mucho al sistema a mejorar su oferta de crédito en dólares. "La sensación es que la gente los tiene ahí esperando ver cómo sigue la película electoral antes de decidir si se quedan, si vuelven a tomar algo de riesgo (comprando, por ejemplo, LETE o bonos) o si los retiran", explica Zielonka.

El dólar cerró el mes estable

La estrategia que despliega el Banco Central para dosificar la tendencia alcista del dólar rindió sus frutos ayer: la divisa cerró en leve baja a $43,88 y $45,02 para la venta mayorista y minorista, aunque creció 3,3% en julio. Fue en la jornada de mayor volumen de negocios desde agosto pasado: se operaron US$1225 millones, al juntarse el cierre de posiciones de mes con la sostenida demanda de coberturas de cara a las PASO.

El BCRA mantuvo su tutela sobre el mercado con sus incursiones en futuros cambiarios (transó US$1634 millones, 20% menos que anteayer) y convalidó una nueva alza en la tasa de interés, que cerró al 60,40% anual.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.