Coronavirus: Trump lanzó "Warp Speed", su ambicioso plan para tener una vacuna lista para fin de año

Trump, en una visita a un centro de equipamiento médico, en plena pandemia del coronavirus
Trump, en una visita a un centro de equipamiento médico, en plena pandemia del coronavirus Fuente: LA NACION
Rafael Mathus Ruiz
(0)
15 de mayo de 2020  • 15:00

WASHINGTON.- La tarea parece a tono con las épicas misiones del capitán James T. Kirk y su tripulación a bordo de la nave Enterprise. Y el gobierno de Donald Trump le puso un nombre acorde: Operación Warp Speed.

Es la última ambiciosa -si no imposible- promesa de Trump: tener una vacuna lista para inmunizar a la gente contra el nuevo coronavirus para fin de año. Nunca una vacuna se desarrolló tan rápido, y los expertos tienden a creer que, en realidad, demorará más tiempo y recién estará lista a mediados o fines del año próximo.

"Se llama Operación Warp Speed. Eso significa grande, y rápido", se entusiasmó Trump al presentar al equipo que intentará llevar el proyecto a buen puerto.

"Nunca hubo un proyecto de una vacuna en la historia como este. Pero quiero dejar algo claro. Es muy importante. Con o sin vacuna, estamos de vuelta", agregó, redoblando su ofensiva para que los gobernadores del país levanten las restricciones y reabran sus estados.

"La peleás, y a veces la gente se vuelve inmune, al menos por un tiempo o de por vida. Pero la peleás. Lo que nos gustaría hacer, si podemos, es la vacuna. Creo que seremos exitosos, y espero que para fin de año", indicó el mandatario.

Durante la presentación, que se realizó en el Jardín de las Rosas de la Casa Blanca, el equipo de Trump prometió entregar una vacuna "a escala" antes de que termine 2020. El compromiso oficial: tener listas 100 millones de dosis para noviembre, 200 millones para diciembre y 300 millones para enero de 2021.

Desde que el coronavirus se propagó por el mundo, y dejó a la economía global de rodillas al forzar a miles de millones de personas a confinarse en sus hogares, la ciencia se lanzó en una carrera global por desarrollar una vacuna que permitiera desterrar la pandemia y volver a la normalidad. Varios países, decenas de compañías y filántropos como Bill Gates redoblaron los esfuerzos por alcanzar ese objetivo.

El desafío es hercúleo, y es doble. No solo la ciencia debe, primero, hallar una vacuna que sea efectiva y segura. Después, las farmacéuticas deben producir, literalmente, miles de millones de dosis. Para conseguir eso, faltan fábricas e insumos. Por eso la carrera va en dos carriles. Por un lado, los científicos trabajan contra reloj para crear vacunas y realizar las pruebas clínicas de rigor para encontrar la mejor fórmula. Por otro, gobiernos, filántropos y empresas corren para construir las fábricas y evitar que haya "cuellos de botella" en la producción.

Desde el principio, Trump dijo que la vacuna podía estar lista a fin de año. Pero Anthony Fauci, el principal experto en enfermedades infecciosas, y Rick Bright, inmunólogo y hasta hace poco jefe de la agencia federal a cargo del desarrollo de vacunas, declararon ante el Congreso que la vacuna podría tardar hasta 18 meses o más.

Moncef Slaoui, expresidente de vacunas en GlaxoSmithKline, quien dirige el programa anunciado por Trump, admitió que incluso el marco de tiempo citado repetidamente por Fauci como necesario para desarrollar la vacuna superaría lo que muchos científicos creen que es posible.

"Francamente, 12-18 meses ya es una línea de tiempo muy agresiva", dijo Slaoui. "No creo que el Dr. Fauci se haya equivocado". Pero añadió que no se desanimó por el objetivo de desarrollo y producción que fijó el presidente.

"No me habría comprometido a menos que pensara que era posible", dijo Slaoui, y agregó que así se lo dijo al presidente cuando se reunieron por primera vez el miércoles en la Casa Blanca y Trump le preguntó si era realista.

"Vi hace poco datos tempranos de un ensayo clínico con una vacuna del coronavirus. Estos datos me hicieron tener aún más confianza en que podremos entregar varios cientos de millones de dosis de una vacuna para fines de 2020", afirmó.

Slaoui no hizo referencia a ninguna vacuna específica, pero una desarrollada por Moderna Therapeutics con ayuda de los Institutos Nacionales de Salud logró recientemente la aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos para pasar a la siguiente fase de ensayos clínicos.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.