El Gobierno rechazó los dichos de Estados Unidos sobre Venezuela

La Cancillería cuestionó la declaración de Barack Obama de haber calificado al país que administra Nicolás Maduro como "una amenaza"; en un comunicado se sostuvo: "La denuncia no sólo causa consternación , sino que además provoca estupor y sorpresa"
(0)
11 de marzo de 2015  • 23:37

En plena escalada de tensión entre Washington y Caracas , el gobierno argentino rechazó que los Estados Unidos hayan calificado a Venezuela como "una amenaza extraordinaria e inusual a la seguridad nacional y la política externa" estadounidense.

A través de un comunicado de prensa, la Cancillería sostuvo que la denuncia de la Casa Blanca "no sólo causa consternación por la dureza inusual de sus términos, casi amenazantes, sino que además provoca estupor y sorpresa".

"Resulta absolutamente inverosímil para cualquier persona medianamente informada que Venezuela, o cualquier país de Sudamérica o Latinoamérica, pueda constituir una amenaza para la seguridad nacional de los Estados Unidos de Norteamérica", manifestó la Cancillería.

"Nadie, aún los que no compartan las políticas de ese país, puede ignorar que estamos ante el país más poderoso en términos políticos, económicos, militares, científicos y de cualquier otra índole del mundo", se agregó.

Las sanciones de Estados Unidos a Venezuela abrieron una nueva etapa en el tumultuoso vínculo entre ambos países, cargado de discordias en los últimos años. El presidente Nicolás Maduro acusó a Barack Obama de querer llevar adelante un golpe de Estado, y le pidió al Parlamento una nueva ley habilitante para legislar por decreto.

Diputados del FpV, en apoyo al gobierno de Maduro

Más de veinte diputados nacionales del Frente para la Victoria firmaron hoy un documento de apoyo al gobierno de la República Bolivariana de Venezuela, en el que también manifestaron su "repudio a cualquier intromisión de un Estado extranjero en los asuntos internos de Venezuela" en respuesta a la ratificación por parte del presidente Barack Obama a la ley votada en diciembre de 2014 en el Congreso de su país que impone sanciones a funcionarios venezolanos.

El documento impulsado por las diputadas nacionales Carolina Gaillard, presidenta del Grupo parlamentario de Amistad con Venezuela, Adela Segarra y Araceli Ferreyra, exige a Estados Unidos y al gobierno de Barack Obama el "inmediato cese de todo acto de intervencionismo e injerencia en Venezuela y en cualquier otro país de América Latina".

Fundamenta, además, que fueron "incontables intentos destituyentes y de golpismo clásico y encubierto promovidos contra los gobiernos de Hugo Chávez y ahora de Nicolás Maduro".

Agencia Télam

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.