Intrigas en el Vaticano: el secretario de Benedicto XVI, apartado del círculo de Francisco

El alemán Georg Ganswein en encarga de organizar las audiencias de Francisco
El alemán Georg Ganswein en encarga de organizar las audiencias de Francisco Fuente: Archivo
(0)
5 de febrero de 2020  • 15:17

CIUDAD DEL VATICANO.- El secretario particular del papa emérito Benedicto XVI , en el centro de la escena por un polémico libro sobre el celibato, fue apartado del círculo de Francisco , según reveló el diario alemán Die Tagespost. El Vaticano prefirió hablar de "reducción de sus funciones".

El arzobispo alemán Georg Ganswein se encarga normalmente, como "prefecto de la casa pontificia", de organizar las audiencias de Francisco, acompañando hasta él a los fieles o jefes de Estado. Esa suspensión supondría que dejaría de acompañar al Papa en las audiencias mientras durase la excedencia.

Pero el prelado, de 63 años, no fue visto en varias semanas en este cargo. Die Tagespost, al cual el arzobispo concedió una entrevista el 17 de enero, afirma que fue puesto en excedencia por tiempo indefinido. En las últimas audiencias acompañó a Francisco el regente de la Casa Pontificia, Monseñor Leonardo Sapienza.

Ganswein"permanece al frente de la prefectura responsable de las audiencias públicas del papa Francisco, pero se le concedió un permiso para que le dedique más tiempo a Benedicto XVI", escribió el diario.

La causa de la separación fue, agrega el diario, la salida del libro cofirmado por el papa emérito y el cardenal guineano ultraconservador Robert Sarah, en el que se defiende con fuerza el celibato de los sacerdotes, tema en debate hoy en la Iglesia.

La ausencia del arzobispo alemán en "algunas audiencias en las últimas semanas" está vinculada con una "redistribución ordinaria de diversos compromisos y tareas del prefecto de la casa pontificia, que es también el secretario personal del papa emérito", dijo el director de la sala de prensa del Vaticano, Matteo Bruni.

Monseñor Ganswein asiste a diario a Benedicto XVI, de 92 años, y decide también sobre sus citas en un monasterio de la Ciudad del Vaticano, donde vive a su lado.

El libro polémico

El libro contiene una larga exposición del cardenal ultraconservador Sarah, criticando fuertemente el sínodo de obispos del Amazonas, que recomendó excepciones al celibato para los indígenas en esta región que enfrenta una importante escasez de sacerdotes.

Francisco debe pronunciarse muy pronto sobre la cuestión y para algunos, el libro parece una injerencia en su pontificado, mientras que otros lo ven como un golpe de advertencia procedente de la franja tradicionalista de la Iglesia.

"El papa emérito sabía que el cardenal preparaba un libro y le envió uno de sus artículos sobre el sacerdocio, permitiéndole utilizarlo como le convenía. Sin embargo, no aprobó ningún proyecto de libro con una doble firma y no vio ni autorizó la portada", sostuvo monseñor Ganswein.

Después de 48 horas de agitación, Benedicto XVI pidió finalmente que su nombre fuera retirado de la portada del libro, así como de la introducción y de la conclusión firmadas conjuntamente.

El papa emérito reivindica solamente una sección del libro que él firma: unas 40 páginas eruditas para defender la tradición del celibato de los sacerdotes.

Agencia AFP

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.