Hotel Mumbai: la trágica noche india en la que el terror se apoderó de todos

Una escena del film Hotel Mumbai, protagonizada por Dev Patel
Una escena del film Hotel Mumbai, protagonizada por Dev Patel
Marcelo Stiletano
(0)
19 de junio de 2019  • 16:28

El recuerdo de los hechos todavía estremece. El 26 de noviembre de 2008 varios hombres fuertemente armados irrumpieron en tres hoteles de lujo, un cine, un famoso restaurante internacional y una estación de trenes provocando el terror en Bombay durante más de 24 horas. Los atacantes comenzaron a disparar de manera indiscriminada, sobre todo apuntando a hombres de negocios y turistas extranjeros, preferentemente estadounidenses o británicos. El saldo fue horrendo: 160 muertos.

Una década después se estrena en la Argentina Hotel Mumbai, coproducción entre Estados Unidos, Australia y la India que reconstruye buena parte de esa trágica jornada sobre todo desde la perspectiva de los huéspedes y los trabajadores del hotel Taj Mahal Palace, fundado en 1903 y transformado con el tiempo en uno de los lugares más simbólicos en términos históricos, arquitectónicos y culturales de la ciudad más populosa y cosmopolita de la India, en la que habitan más de 20 millones de personas. El otro es la estación ferroviaria de Victoria, la más importante de la ciudad.

Avance del film que se estrena este jueves

02:31
Video

La ambientación del hotel fue reconstruida para la película en estudios ubicados en la ciudad australiana de Adelaida. Allí convergió el elenco internacional encabezado por el actor inglés de origen indio Dev Patel , el estadounidense Armie Hammer , el inglés Jason Isaacs, la iraní Nazanin Boniadi y la estrella de Bollywood Anupham Kher, que tras participar de más de 500 films en su país se sumó a esta producción internacional personificando a Hemant Oberoi, el famoso chef principal del hotel Taj, cuya participación fue decisiva para salvar decenas de vidas durante el ataque.

"Como dijo hace un rato Dev Patel, esta película es un himno a la resistencia. Lo que tenemos aquí es una gran cantidad de gente de diferentes orígenes y extracciones raciales, étnicas, socioeconómicas que, para sobrevivir, se ven obligadas a enfrentar juntas las máximas adversidades que cualquiera pueda imaginarse", señaló el australiano Anthony Maras, director de la película, durante la conferencia de prensa inmediatamente posterior al estreno mundial de la película en el Festival de Cine de Toronto, en septiembre pasado.

Armie Hammer también forma parte de esta coproducción
Armie Hammer también forma parte de esta coproducción

"Cuando vimos la película terminada no pudimos contener las lágrimas. Lo que se aprecia en el film no sólo es la lucha de los huéspedes y del personal del hotel por conservar la vida, sino también la imagen de los verdaderos autores de ese hecho", comentó Hammer durante el encuentro con los medios, del que participó LA NACION.

El escocés John Collee, co-guionista del film junto a Maras y además médico y novelista, dijo que los hechos de 2008 no son nada más que un recuerdo del pasado para los habitantes de Bombay. "Se vive hoy allí en una situación de presente permanente aunque hayan pasado diez años del ataque. Sus habitantes saben ante todo que las balas no discriminaron. En el hotel ustedes pueden encontrar una piedra tallada en una pared con los nombres de las víctimas grabados. La mitad eran huéspedes, algunos de ellos muy ricos, y la otra mitad, personal del hotel", comentó. El personaje de Patel es un camarero que vive en una de las inmensas barriadas de clase baja que rodean la geografía central de Bombay. "Lo vemos en la película interactuando en la emergencia con el gestor de un grupo inversor de Wall Street. Las diferencias se esfumaron por completo", agregó Maras.

Jason Isaacs, en una de las dramáticas escenas filmadas
Jason Isaacs, en una de las dramáticas escenas filmadas

La película encontró antes de su lanzamiento mundial en Toronto la posibilidad de una ventana para su distribución internacional que se había hecho complicada en un principio, debido a que originalmente la producción debió ser rescatada de la delicada situación de sus primeros dueños, los hermanos Weinstein. Después de rescatar a la película del dificultoso proceso de quiebra de The Weinstein Company, los productores australianos del film encontraron el camino para que la película encontrara un lugar en Toronto, uno de los festivales más importantes del año y mercado clave para la venta internacional del film en la antesala de la temporada de premios.

El distribuidor local, Digicine, optó por mantener para el estreno local el título original, que utiliza el nombre con el que la ciudad fue rebautizada en 1997, durante el gobierno del partido ultranacionalista y antiislámico Shiv Sena. Desde esa visión, Bombay ya no existe. Ahora es Mumbai.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.