Obsesión: absurdo thriller erótico

Trailer de Obsesión - Fuente: YouTube

02:29
Video
Javier Porta Fouz
(0)
28 de febrero de 2019  

Obsesión (Serenity, Estados Unidos, 2019) / Dirección y guion: Steven Knight / Fotografía: Jess Hall / Edición: Laura Jennings / Música: Benjamin Wallfisch / Elenco: Matthew McConaughey, Anne Hathaway, Diane Lane, Jason Clarke / Duración: 106 minutos / Calificación: Apta para mayores de 16 años / Nuestra opinión: regular

Tercer largometraje como director de Steven Knight, de extensa carrera como guionista, desde una de las escasas películas flojas de Stephen Frears ( Negocios ocultos) a una de las más brillantes de David Cronenberg ( Promesas del Este). Obsesión es un artefacto intrigante, fuera de época: un compendio de elementos de thrillers de los 80 y los 90, en un arco que va desde Cuerpos ardientes hasta Durmiendo con el enemigo, pero más bien con los modos de esta última; es decir, con tendencia al cachivache. Estamos aquí en el terreno de la explotación muscular de Matthew McConaughey, en la exageración neonoir del personaje fatal de Anne Hathaway, en unos absurdos argumentales y visuales que se intenta salvar -a veces- con la excusa de los sueños, y en una acumulación de postales homoeróticas al borde de la parodia.

El argumento empieza más o menos así: Baker Dill (McConaughey) vive en las Antillas y pesca atún con su barco, pero también consigue dinero por ser el amante de Constance (Diane Lane). Hay un atún que es su Moby Dick. Y a este capitán Ahab bronceado le llega su exmujer Karen (Hathaway), que le hace una propuesta criminal.

El cine negro está servido, pero no es aprovechado por el "cualunquismo" apuntado. Obsesión podría haber sido una celebración genuina de sus modos arteros y efectistas, pero se le ocurre dar otra vuelta de tuerca, y más. Y avergonzarse de su desvergüenza.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.