Kelly Osbourne se tatuó la cabeza en homenaje a las víctimas de Orlando

La conductora, e hija del cantante Ozzy, se solidarizó con quienes sufrieron la matanza en el boliche
(0)
15 de junio de 2016  • 13:47

Kelly Osbourne es una de las famosas que se suma al repudió del odio en Estados Unidos. En homenaje a las víctimas de la masacre ocurrida en Orlando este fin de semana, la hija del cantante Ozzy, y conductora, se tatuó la cabeza.

Así se mostró por las redes sociales, con la leyenda "Solidaridad" tatuada y una sentida leyenda: "Sustantivo. La unidad de sentimiento de los individuos con un interés o propósito común. Individualmente, tenemos derechos y bendiciones únicas. Juntos, tenemos la fuerza y la poderosa armonía. Hace tiempo que he querido hacerme este tatuaje. La tragedia en Orlando me ha devastado y me recordó que todos los momentos de nuestra vida son preciosos. Cada ser humano es valioso. El amor dura. Vivan con gracia, con autenticidad y con convicción, con respeto, y con compasión. Juntos logramos lo que es imposible para los que están solos. Aquellos que abrazan la libertad y el respeto están juntos, avanzan juntos, celebran juntos y se afligen juntos. No estás solo".

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.