Lori Loughlin, acusada de conspiración y lavado de dinero en el escándalo de las universidades

La actriz y su marido están acusados de pagar sobornos para que sus hijas ingresaran a la Universidad
La actriz y su marido están acusados de pagar sobornos para que sus hijas ingresaran a la Universidad
(0)
9 de abril de 2019  • 16:39

La actriz Lori Loughlin, su marido el diseñador Mossimo Giannulli y 16 padres más fueron acusados de conspiración para cometer fraude y lavado de dinero en el caso de sobornos a universidades que escandalizó a Estados Unidos. Otros 14 involucrados, entre los que se encuentra la actriz Felicity Huffman , se declararon culpables para evitar juicios y largas condenas.

Loughlin y Giannulli están acusados de pagar 500 mil dólares para hacer que sus dos hijas fueran aceptadas en la Universidad del sur de California. Según los documentos, la pareja pagó 200 mil dólares por cada una de las chicas, Isabella Rose Giannulli y la influencer Olivia Jade, a una fundación de beneficencia falsa precedida por el consultor de admisiones universitarias William Rick Singer. Además, le pagaron 50 mil dólares por cada hija a Donna Heinel, la directora del departamento de deportes de la Universidad.

Mediante estas coimas hicieron que sus hijas figuraran como deportistas de elite, y sean aceptadas en la Universidad como parte del equipo de remo. Ninguna de las dos chicas había practicado el deporte antes.

Los cargos de lavado de dinero provienen de los pagos que hicieron a las fundaciones mediante las cuáles se gestionaban las coimas. Los fiscales dictaminaron que las organizaciones de caridad se construyeron con el fin de lavar el dinero que ingresaba, y que los padres estaban al tanto de esto ya que los cheques estaban dirigidos a las mismas y les permitían deducir impuestos.

Según la justicia norteamericana, las sentencias se determinarán teniendo en cuenta la cantidad de dinero que se utilizó en las coimas. Basándose en esta premisa, Loughlin podría ser condenada a dos años de prisión efectiva.

Debido a estas acciones, la actriz perdió su contrato con Hallmark Channel, además no será parte de la próxima temporada de Fuller House. Por otra parte, las marcas de maquillaje y ropa que trabajaban con su hija, Olivia Jade, también decidieron romper la relación.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.