¿Qué fue de la vida de Rick Moranis, el actor de Querida, encogí a los niños?

Feliz, en su momento de mayor exposición
Feliz, en su momento de mayor exposición
Fue uno de los comediantes con más presencia en la pantalla grande durante los ochenta y los noventa y luego, desapareció
(0)
27 de octubre de 2016  • 00:55

Su gracia, su gestualidad y ese labio inferior grueso y algo caído hicieron que su rostro comenzara a ser conocido para el público. Luego de algunos éxitos en la tele, y de algunas comedias cinematográficas que no lograron demasiada trascendencia, Rick Moranis consiguió su primer gran papel protagónico. Se trataba de una idea disparatada que terminó convirtiéndose en un clásico de los 80: Los Cazafantasmas. Tiempo después en 1989, llegaría su éxito más sonado, Querida encogí a los niños, junto a sus dos secuelas.

Gracias a esas dos películas y otras como La tiendita del horror, La loca Historia de las Galaxias - una parodia de Mel Brooks sobre Star Wars- y Los Picapiedras (donde personificó a Pablo Mármol), comenzó a considerárselo un referente en el mundo de las comedias. Sin embargo, de un momento a otro su carrera pareció desvanecerse.

Lo cierto es que mientras sus elecciones artísticas lo llevaban a la cima, su vida familiar se desplomaba. No. No fue víctima de un divorcio controversial, como el que toda estrella de Hollywood que se precie debe atravesar. Tampoco tuvo que internarse por adicción a las drogas, ni al alcohol, ni al sexo. La vida lo golpeó fuerte en serio en 1991 cuando su esposa, Ann Belsky, falleció debido a un cáncer de mama.

A partir de ese momento, Rick decidió hacerse cargo de sus dos hijos a tiempo completo. Por eso, sólo aceptó propuestas cuyo rodaje no lo lo obligara a alejarse de su ciudad, Nueva York. A juzgar por su presencia en la pantalla grande desde ese entonces, esas propuestas no fueron muchas...

Rick Moranis ahora, alejado de la pantalla grande
Rick Moranis ahora, alejado de la pantalla grande

Y entonces, en 1997 encontró en el doblaje de films de animación ( Tierra de osos y Hermano Oso, entre otras) un buen nicho para sobrevivir y mantener a su familia . Además, se dedica a hacer publicidad en radio y edita discos con sus chistes e historias llenas de humor absurdo.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.