Ya hay sentencia sobre la cuota de alimentos del hijo de Vicky Xipolitakis

Vicky Xipolitakis junto a su exmarido cuando su hijo recién había nacido
Vicky Xipolitakis junto a su exmarido cuando su hijo recién había nacido Fuente: Archivo
Milagros Amondaray
(0)
26 de diciembre de 2019  • 15:58

Vicky Xipolitakis y Javier Naselli estuvieron casados 17 meses y tuvieron un hijo, Salvador Uriel, de un año. Ahora ya divorciados, ambos están enfrentados, entre otras cosas, por la cuota alimentaria. La mediática no aceptó la propuesta de Naselli, pero la Cámara que atiende el caso, en segunda instancia, acaba de dictar sentencia. "Hay una resolución que tiene que ver con la cuota de alimentos y notificamos a la señora esta mañana. Ella decía que mi cliente no cumplía con la cuota, pero yo tengo los comprobantes, y está todo en el expediente. Hubo un primer fallo que apelaron, pidieron más dinero y ahora se estableció el pago de una cuota más el pago en especies, que es alquiler, expensas y prepaga", detalló Guadalupe Guerrero abogada de Naselli, en Intrusos.

"Hubo varias audiencias conciliatorias donde casi llegamos a un acuerdo, que era una suma de dinero más especies hasta que el nene sea mayor de edad, con un índice de inflación establecido. Pero la otra parte no aceptó y pidió una suma exorbitante, no hay monto similar ni siquiera en América Latina", reveló la abogada sin dar más detalles y agregó: "Los reclamos de la otra parte fueron excesivos. Ya no hay instancias para apelar. El juez determinó que ambos padres son solventes y están obligados al sostenimiento de su hijo. Ahora cada uno tiene que pagar la mitad de los gastos de alquiler, expensas, servicios y prepaga. Aparte, la cuota de alimentos que tiene que pasar mi cliente. Esto no es un arreglo sino una sentencia judicial".

Por otra parte, Guerrero contó que Naselli no ve a su hijo desde el 24 de julio, cuando Xipolitakis le hizo una denuncia por violencia. " Hay una restricción perimetral. Ambas partes tienen que hacerse pericias y con ese resultado van a comprobar que mi cliente no es una persona violenta y se va a poder arreglar un régimen de visitas. Él desea ver a su hijo y su familia también quieren verlo. Tuvieron una mediación el otro día con la abuela paterna, pero la otra parte no se presentó. Mi cliente vive en los Estados Unidos, pero podría venir entre diez y quince días al mes y hacerse cargo de su hijo. Lo único que nos importa es resolver la situación familiar. A él le importa su hijo y quiere tener contacto".

Además, confirmó que no hay bienes para dividir: "En esos 17 meses [que estuvieron juntos] mi cliente no adquirió nada. Ella sí compró, pero mi cliente no va a ir por eso".

Vicky Xipolitakis: "Voy a apelar la resolución"

En diálogo con LA NACION, Xipolitakis se mostró en desacuerdo con el fallo, y contó que actualmente sigue pagando la totalidad de la cuota alimentaria con ayuda de su padre, "quien jamás me dejó tirada". Por otro lado, Vicky le contó a este medio que en este momento no está trabajando porque su pequeño es su prioridad y demanda su total atención; y que no puede mantenerse sola.

"El fallo salió mal por desprolijidades anteriores", expresó. "Yo mientras me estoy ocupando de mi hijo, y no quiero quedarme con una mala idea de lo que es la justicia argentina, ojalá se resuelva esto de la mejor manera posible para Salvador, ya se va a acomodar todo, es cuestión de tiempo", remarcó, y adelantó que va a apelar.

Consultado por LA NACION, el abogado de Xipolitakis, Martín Francolino, amplió el testimonio de su representada respecto a la resolución de la Cámara. "Yo ingresé a representar a Vicky el 28 de octubre de este año. El 29 de agosto salió una resolución en la cual aquellos 25 mil pesos que a ella le habían puesto de alimentos se subieron a 50 mil, por disposición del defensor de menores. Ellos apelaron esa resolución y ordenaron que se le corra el traslado a Vicky. El anterior estudio jurídico de Victoria nunca contestó el fundamento, se vencieron los plazos, y no se presentaron los fundamentos de Vicky", explicó el letrado.

"Por lo tanto, la Cámara consideró que Vicky no tenía interés y, al no tener esos fundamentos toma una resolución de acuerdo a los que sí están en el expediente, que son los presentados por Guerrero [abogada de Naselli], y se toma lo que se presentó antes, que Vicky trabajaba, era vedette, y la Cámara resuelve con ese criterio. Pero ahora la situación de ella es otra, no está trabajando, cambió su situación económica y no tiene el poder adquisitivo para mantener sola al niño", añadió Francolino, quien confirmó la decisión de su representada de apelar.

"Estoy apelando a la Corte Suprema, porque no se tomó conocimiento de nuestros fundamentos, y voy a tratar de dejar esto en suspenso por los intereses del menor, y porque Vicky no tiene los medios para afrontar ese gasto", concluyó el abogado de Xipolitakis.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.