Por qué vale la pena ver Easy, la nueva serie de Netflix

Marc Maron y Emily Ratajkowski
Marc Maron y Emily Ratajkowski Fuente: Archivo
Rankeamos de mayor a menor los ocho episodios de esta producción de Joe Swanberg
Milagros Amondaray
(0)
19 de octubre de 2016  • 00:20

El actor, guionista y director Joe Swanberg describe al proceso de filmación como un "summercamp", es decir, la experiencia de juntarse con amigos para crear algo espontáneamente. Su prolífica carrera como realizador desde el largometraje de 2005 Kissing on the Mouth hasta su flamante antología para Netflix Easy, ha conseguido tener, aún dentro de los códigos del Mumblecore, un sello distintivo para hablar sobre las relaciones humanas. Easy no es la excepción. Suerte de oda a Chicago, la serie consta de ocho capítulos autoconclusivos que exploran el sexo, la sumisión, la incertidumbre, el trabajo y la madurez como solo Swanberg sabe: haciendo fácil lo difícil.

En esta nota rankeamos de mayor a menor todos los episodios:

*LOS MEJORES:

"Art and Life" - Capítulo 5

En Easy conviven toda clase de actores, desde estrellas de cine como Orlando Bloom hasta diamantes en bruto como Raúl Castillo, pero quien más cómodo se siente en el universo Swanberg es el multifacético Marc Maron - les recomendamos escuchar su WTF podcast -, quien personifica a Jacob, un novelista gráfico á la Robert Crumb que utiliza su propia vida como combustible para sus obras. Su último trabajo autorreferencial, Obscurity, no tuvo una buena recepción y, en una presentación algo austera, un íntimo encuentro con una joven artista lo pone de cara a su hipocresía y sus prejuicios. Maron parece salido de una película de Woody Allen y sus intercambios con la siempre brillante Jane Adams (quien aparecerá en un episodio posterior) reflejan la búsqueda por la improvisación que a Swanberg tanto le gusta.

"Chemistry Read" - Capítulo 7

Gugu Mbatha-Raw
Gugu Mbatha-Raw Fuente: Archivo

El buen ojo de Swanberg lo llevó a convocar para Easy a la ascendente Gugu Mbatha-Raw, cuyo talento ya se vislumbraba en películas como Belle y Beyond the Lights, y que en "Chemistry Read" desborda la pantalla. Sophie es una actriz de teatro a la que le ofrecen trabajar en un proyecto cinematográfico en Los Ángeles, lo cual implica mudarse y cortar definitivamente los lazos que la unen a su ex novio (interpretado por un amigo de la casa Swanberg, Jake Johnson). El director yuxtapone la melancolía y la incertidumbre de Sophie ante los cambios (quien justamente lee Obscurity, uno de los tantos mini crossovers de Easy) con la experiencia de su colega Annabelle (Adams, quien recordemos que co-escribió y protagonizó All the Light in the Sky de Swanberg) y lo hace de un modo mucho más poético que el resto de los capítulos. "Chemistry Read" termina abruptamente, fiel al paso que tiene que dar su protagonista, y con un sabor agridulce inherente a la toma de decisiones.

"Utopia" - Capítulo 6

Malin Åkerman y Orlando Bloom
Malin Åkerman y Orlando Bloom Fuente: Archivo

¿Quién hubiera imaginado que Malin Åkerman y Orlando Bloom iban a tener semejante timming cómico? Los actores, quizás los más reconocibles de la serie, interpretan a un matrimonio feliz que busca tener un trío a partir de las numerosas ofertas que provee el servicio de Tinder. La aplicación los conduce a una mujer que conocen de su cotidianidad y lo que sigue es un hilarante racconto del paso a paso de la concreción de esa nueva aventura sexual. Hemos visto mucho coqueteo cobarde del indie con la temática de los tríos - o nunca se llevan a cabo o bien se omiten las instancias previas -, por lo cual es más que bienvenido que Swanberg decida concentrarse en los pormenores de esa decisión sin prurito alguno. Asimismo, "Utopia" tiene en el centro a una de las parejas más encantadoras y "estables" de la serie, derribando así el mito de que la búsqueda de "algo más" es siempre sintomática de un estado de insatisfacción.

"Hop Dreams" - Capítulo 8

Dave Franco
Dave Franco Fuente: Archivo

El último capítulo de la serie - que revisita los mismos personajes del tercer capítulo, aunque con mayor éxito -, es el que más abiertamente homenajea a Chicago, con tomas del pub Half Acre y del café Dark Matter, y mediante un velado tributo al enorme documental de Steve James Hoop Dreams. En este episodio nos reencontramos con los hermanos Jeff (Dave Franco, cada vez más sólido en su carrera) y Matt (Evan Jonigkeit), quienes finalmente concretaron el sueño de tener su cervecería de garage. ¿El problema? Matt quiere expandir y Jeff quiere mantener la esencia independiente del lugar. Cuando un hecho inesperado obliga a Jeff a tener que dar el paso esencial para emanciparse de cierta visión idealista del mundo, "Hop Dreams" concluye con un devastador plano de los rostros (mirando para distintos sitios) del joven y su novia (Zazie Beetz), dejándonos con ganas de más. En esencia: un sólido cierre para la serie.

*LOS BUENOS:

"Vegan Cinderella" - Capítulo 2

Kiersey Clemons y Jacqueline Toboni
Kiersey Clemons y Jacqueline Toboni Fuente: Archivo

Se trata de uno de los capítulos más digeribles de Easy (si bien no tan memorable) que recuerda a Féminin/Féminin, la subvalorada serie de la realizadora canadiense Chloé Robichaud. "Vegan Cinderella" se mueve sobre un unívoco eje: mostrar cómo una mujer, al comenzar una relación con otra, adapta sus gustos a los de ella. De este modo, para no perder el interés de su pareja Jo (Jacqueline Toboni), Chase (lKiersey Clemons) se vuelve vegana y empieza a moverse en bicicleta por la ciudad. Cuando su protagonista ya no puede mantener el engaño, Swanberg finaliza el episodio alterando la perspectiva: ahora es Jo quien deberá amoldarse al mundo de la millennial Chase, a partir de una visita a la casa de sus amigas, que el director filma con una candidez prácticamente ausente en el resto de los capítulos.

"Controlada" - Capítulo 4

Aislinn Derbez y Mauricio Ochmann
Aislinn Derbez y Mauricio Ochmann Fuente: Archivo

"Controlada", episodio enteramente hablado en castellano, empieza con el plano de un sillón. A los segundos, éste es testeado por Gabi (Aislinn Derbez) y Bernardo (Raúl Castillo, quien estuvo excelente en la cancelada Looking, serie que contó con la dirección de Swanberg en algunos capítulos), quienes se debaten largamente acerca de si deben o no comprarlo para su flamante departamento. Cuando deciden por lo afirmativo, Bernardo recibe el llamado de Martin (Mauricio Ochmann), un amigo suyo y de su esposa, que rompe la armonía de ese mecánico matrimonio. "Controlada" finaliza con un plano del mismo sillón pero ya gastado, luego de que sucedieran muchas cosas desde el momento de la compra, con lo que Swanberg nos dice que al haber pasado un torbellino (Martin), la relación entre Gabi y Bernardo ya no será igual.

*LOS REGULARES:

"Brewery Brothers" - Capítulo 3

Dave Franco y Zazie Beetz
Dave Franco y Zazie Beetz Fuente: Archivo

Imposible no pensar en Drinking Buddies - la película más "mainstream" de Swanberg - al ver "Brewery Brothers", el episodio en el que se nos presenta el origen de la cervecería de los hermanos Jeff y Matt. Quizás porque es necesaria la segunda parte de la historia o quizás porque el conflicto de Jeff y su esposa embarazada Sherri (Aya Cash) es poco atractivo, lo cierto es que si bien "Brewery Brothers" cuenta con los clásicos momentos impromptu de Swanberg (al tener al carismático Franco para propulsarlos, éstos funcionan sin sentirse forzados), igual se percibe como un proyecto inacabado. Afortunadamente, cinco episodios más tarde, "Hop Dreams" le da su imperativo ¿cierre?.

"The Fucking Study" - Capítulo 1

Michael Chernus y Elizabeth Reaser
Michael Chernus y Elizabeth Reaser Fuente: Archivo

Es curioso que aún teniendo a dos excelentes actores como Michael Chernus y Elizabeth Reaser, Swanberg no pueda correrse de los lugares comunes del tópico "matrimonio con hijos que no encuentra el momento para el sexo" con mayor inventiva. Ambientado en Halloween y usando a los disfraces como motores para despertar las fantasías, "The Fucking Study" dispara algunas reflexiones inspiradas (la charla inicial sobre el rol de la mujer en un matrimonio, la sombría mirada final de Reaser mientras prepara el desayuno), pero carece de ese estilo tan jazz que define a Swanberg. "Lo que me pasa es que siento que lo principal, lo más importante, va a estar en esa toma original, todo lo que se haga después, las correcciones, o el volver a filmarla, no va a ser más que una depuración de eso que apareció en primer lugar", le contó el realizador a LA NACION a propósito de Drinking Buddies. "The Fucking Study" va a contramano de esa filosofía y se siente estructurado y vacío.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.