George Tabori, en el cine y el teatro

(0)
18 de mayo de 2003  

Conocido por el público argentino por la obra "Mein Kampf. Farsa", que puso Jorge Lavelli en marzo de 2000. George Tabori vuelve al escenario del Teatro San Martín con "Las variaciones Goldberg". Tanto en una como en la otra, el autor, detrás de un humor ácido, vuelca una mirada crítica sobre las figuras que se consideran omnipotentes dentro de las estructuras de poder.

Tabori nació el 24 de mayo de 1914 en Budapest, en el seno de una familia de la alta burguesía judía. Se desempeñó como periodista hasta el advenimiento del nazismo, cuando se exilió en Londres y se enroló en el servicio secreto inglés. Tras escribir algunas novelas, fue invitado a Hollywood, donde conoció a Thomas Mann, a Bertolt Brecht y a grandes estrellas de cine de las décadas del 40 y el 50. Se casó con la actriz Viveca Lindfors, trabajó como guionista para Richard Brooks ("Crisis", 1951), Charles Vidor ("Thunder in the East", 1952), Alfred Hitchcock ("Mi pecado me condena", 1953), Joseph Losey ("Ceremonia secreta", 1958) y Anatole Litvak ("The Journey", 1959), entre otros.

Su estrecha relación con la intelectualidad en el exilio provocó su inclusión en las listas negras de la era McCarthy. Hacia fines de los años cincuenta se trasladó a Nueva York y conoció a Lee Strasberg y a Elia Kazan, quien estrenó su primera obra, "La huida a Egipto". Participó en el Actor´s Studio y, fascinado por la obra de Brecht, la tradujo y dirigió versiones de "Madre Coraje y sus hijos", "Santa Juana de los mataderos" y "La resistible ascensión de Arturo Ui".

En 1968, con el estreno de "Los comensales", hizo su ingreso en el mundo del teatro importante. El interés que despertó la obra en Estados Unidos se multiplicó cuando se presentó en el Schiller Theater, de Berlín. A partir de ese momento, Tabori se estableció en el país del que había huido treinta años antes para salvar su vida.

Desde entonces escribió "Pinkville" (1970), "La manifestación" (1971), "Clowns" (1972), "La alegría de Sigmund" (1975), "Talk Show" (1976), "El artista del hambre" (1977), "El coraje de mi madre" (1978), "Der Voyeur" (1982), "Jubileo o el Cincuentenario" (1983), "Peepshow" (1984), "Weisman y Pielrroja, un western judío" (1990), "Babilon Blues o cómo ser feliz sin arruinarse" (1991), "Las variaciones Goldberg" (1991), "Balada del filete a la vienesa" (1996), "Mein Kampf, farsa" (1987) y "Purgatorio" (1999). En 1987 fundó en Viena el teatro Der Kreis (El Círculo).

Además de dirigir sus propias obras, realizó montajes absolutamente innovadores de "Hamlet", "El mercader de Venecia" y "Romeo y Julieta", de William Shakespeare; "El que dice sí, el que dice no", de Brecht; "Esperando a Godot" y "Final de partida", de Beckett (esta última obra también la convirtió en un telefilm que dirigió en 1981), "Medea" y "Las troyanas", de Eurípides. También escribió y dirigió la película "Frohes Fest", en 1981.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.