Quién quiere ser millonario: cuando nació le dijeron que iba a ser "un vegetal", pero hoy es contador y profesor universitario

Luisina y Luciano se conocieron por Facebook y hace tres años se casaron.
Luisina y Luciano se conocieron por Facebook y hace tres años se casaron.
(0)
24 de julio de 2019  • 01:12

Como sucedió la semana anterior, la noche del martes en Quién quiere ser millonario estuvo destinada a la parejas. En lugar de un solo participante contestando, son dos quienes pueden debatir cada pregunta y acercarse más al premio de los dos millones de pesos.

Luciano Palazaci y Luisina Díaz viven en Rosario, y su historia de amor no es para nada convencional. El nació con parálisis cerebral, por culpa de una mala praxis, lo que le provocó problemas en el habla; ella, con espina bífida, lo que retrasó su crecimiento y la obliga a caminar con un bastón. Internet fue el espacio que los reunió: "Estaba en un grupo de Facebook de gente con espina bífida -cuenta ella-, y yo lo agregué a él. Empezamos a hablar y nos gustamos". Se conocieron y luego de un mes se pusieron de novios "y nunca más nos separamos".

Cuando nació Luciano, los médicos les pronosticaron a sus padres que él iba a ser "un vegetal". Sin embargo, 32 años después es contador público y profesor superior universitario, y además se enamoró. Con Luisina están juntos desde hace cinco años, y casados desde hace tres.

Luciando es contador público y profesor superior universitario en la UCA. Además escribió un libro donde cuenta su historia, y los 130 mil pesos que ganó en el programa los va a destinar a pagar su publicación. "Nuestro lema no es que todos somos iguales, sino que todos somos diferentes con iguales derechos", dijo la pareja al marcharse y destacó: "El diagnóstico de una persona con discapacidad es médico, después uno construye día a día su propio diagnóstico".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.