Conmovedor. Un disfraz diferente cada día: la estrategia para aliviar el encierro de su pequeña hija