El aval a la ley de lemas entusiasma al peronismo en algunas provincias

San Luis y La Rioja podrían imitar a Santa Cruz; el sistema resolvería las internas locales y le allanaría el camino al PJ
Lucrecia Bullrich
(0)
16 de diciembre de 2018  

El fallo con el que la Corte Suprema rechazó un pedido de inconstitucionalidad de la ley de lemas en Santa Cruz podría derramar sus efectos en otras provincias y volverse determinante para varias disputas electorales en el interior del país a lo largo del año que viene.

Los cinco jueces de la Corte coincidieron el martes pasado en que la discusión sobre la constitucionalidad de la ley de lemas, -que le permitió a Alicia Kirchner quedarse con la gobernación de Santa Cruz en 2015 pese a no haber sido la candidata más votada-, es un asunto de derecho público provincial en el que al máximo tribunal no le corresponde intervenir.

Ese principio podría ser tomado por varios gobernadores para habilitar los lemas en las elecciones provinciales de 2019 y así blindar su permanencia en el poder por cuatro años más.

En una elección con lemas no gana el candidato individualmente más votado sino aquel que integre el lema que reúna la mayor cantidad de apoyos. Es lo que ocurrió con Alicia Kirchner en Santa Cruz hace tres años. El radical Eduardo Costa obtuvo más votos, pero ella se quedó con la gobernación porque sumó las adhesiones a Daniel Peralta , que era candidato dentro de su mismo lema.

San Luis y La Rioja aparecen hoy como los dos distritos con más posibilidades de aplicar la ley de lemas. Podrían no ser las únicas.

En San Luis, el sistema de lemas serviría para resolver la interna que desde hace meses sostienen el actual gobernador, Alberto Rodríguez Saá y su hermano Adolfo , hoy senador nacional. Los dos aspiran a la gobernación y protagonizan una pelea por momentos feroz y aparentemente sin retorno, aunque pocos en la provincia creen que sea real. Sospechan en cambio que es una simulación de enfrentamiento con un objetivo claro para los hermanos: retener el poder que casi sin contrapesos ejercen en San Luis desde 1983.

El gobernador puntano todavía no movió piezas para habilitar los lemas el año que viene. Tampoco fijó la fecha de la elección provincial, que separaría de la nacional, pero tanto en el oficialismo como en la oposición local dan por descontadas ambas decisiones.

Si quisiera preservar su aspiración de ser candidato a presidente sin descuidar el terruño, Alberto Rodríguez Saá debería hacer que los puntanos voten no más allá de los primeros días de junio. Solo así tendría tiempo para disputar el poder en su provincia y luego saltar a la batalla nacional.

"Creo que si la pelea entre ellos es cuento, no van a dudar en usar la ley de lemas para que el poder quede en la familia Rodríguez Saá una vez más", dijo a LA NACION un dirigente opositor.

Si Alberto y Adolfo compitieran dentro del mismo lema, las chances del candidato de Cambiemos, Sergio Poggi prácticamente desaparecerían.

Algo parecido puede pasar en La Rioja. El gobernador Sergio Casas parece decidido a buscar su reelección, aunque la Constitución provincial se lo impide. Casas fue vicegobernador de Luis Beder Herrera entre 2011 y 2015 y luego ganó la gobernación, por lo que no puede buscar otro mandato. Sin embargo, no descarta impulsar una enmienda constitucional para poder volver a presentarse.

Beder Herrera, hoy enfrentado con su delfín, quiere competir. De hecho, evalúa esa posibilidad cada vez con más ganas. Y el fallo de la Corte le inyectó entusiasmo.

Como en San Luis, una ley de lemas en La Rioja que les permitiera sumar los votos a Casas y su antecesor aplastaría las posibilidades del radical Julio Martínez.

"Con la ley de lemas el peronismo tiene la excusa perfecta para resolver sus internas no en una PASO, como corresponde, sino en una elección general", descargó un dirigente radical que sigue de cerca las campañas de los candidatos de su partido en el interior.

El hombre de la UCR describió el fallo de la Corte como "una vergüenza" y advirtió: "Abre la puerta a que proliferen los lemas, un sistema injusto por demás".

Traspaso en el PJ bonaerense

El intendente de Esteban Echeverría, Fernando Gray, asumirá mañana como presidente del PJ bonaerense en reemplazo de su par de Merlo, Gustavo Menéndez. El traspaso del mando forma parte de un acuerdo al que Gray y Menéndez llegaron el año pasado por el que cada uno dirigiría el partido por un año. "Estamos haciendo un gran esfuerzo para lograr la unidad", dijo ayer Gray.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.