Vicentin: el oficialismo recibe guiños de bloques opositores y se ilusiona con aprobar la expropiación en Diputados

El bloque de diputados del oficialismo, que preside Máximo Kirchner, buscará tejer acuerdos con la oposición para lograr el quorum que le permita tratar la expropiación de Vicentin en Diputados
El bloque de diputados del oficialismo, que preside Máximo Kirchner, buscará tejer acuerdos con la oposición para lograr el quorum que le permita tratar la expropiación de Vicentin en Diputados Fuente: LA NACION - Crédito: Daniel Jayo
Laura Serra
(0)
9 de junio de 2020  • 15:09

La suerte de la sanción de la ley para expropiar la empresa Vicentin recaerá enteramente en la Cámara de Diputados. En el Senado, se descuenta que la mayoría oficialista aprobará la iniciativa; en cambio, en la Cámara baja, donde es minoría, el Frente de Todos confía en dividir el frente opositor para alcanzar el quorum en la sesión, que es el primer y principal escollo a superar. De lograrlo, solo requerirá la simple mayoría (mitad más uno de los diputados presentes) para sancionar el proyecto.

El bloque de diputados oficialistas, presidido por Máximo Kirchner, tiene 119 diputados propios; de contar con asistencia perfecta en la sesión, necesitará sumar otros 10 diputados de la oposición para alcanzar el quorum de 129 legisladores. El oficialismo sabe que los números son estrechos: el principal bloque opositor, Juntos por el Cambio, cerró filas y ya anticipó su rechazo total al proyecto del Gobierno.

A la bancada que preside el radical Mario Negri se suma, también, el bloque Consenso Federal, que responde al exministro de Economía Roberto Lavagna y está integrada por los diputados Graciela Camaño, Jorge Sarghini y Alejandro "Topo" Rodríguez. En un comunicado, el trío rechazó la iniciativa oficialista en línea con la advertencia de Lavagna, quien alertó sobre los efectos de la estatización compulsiva de Vicentin y trazó una comparación con lo sucedido en YPF.

Sin embargo, el oficialismo espera que otros bloques aliados le aporten los votos necesarios, tal como sucedió en otras sesiones igualmente complejas. El oficialismo cuenta entre ellos al interbloque Unidad Federal para el Desarrollo, integrado por ocho diputados comandados por el mendocino José Luis Ramón, quien ayer ya hizo un guiño en favor del proyecto.

"Era esperable el rescate que está haciendo Alberto Fernández a Vicentin y vamos a discutir la situación cuando llegue al Congreso. Vicentin está en concurso, no puede sostenerse, y la inmensa mayoría de la deuda la tiene con el Banco Nación, no es menor", expresó Ramón en su cuenta de Twitter.

El secretario general de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (Uatre), Ramón Ayala, celebró la intervención de la empresa. "La decisión del Gobierno sobre Vicentin es correcta y nosotros salimos a apoyarla", dijo. El diputado Pablo Ansaloni es su fiel representante en la Cámara baja y también integra el bloque Unidad Federal para el Desarrollo.

En la Cámara de Diputados es donde se jugará la suerte del proyecto para aprobar la ley de expropiación de Vicentin; en el Senado, el oficialismo tiene la mayoría que necesita
En la Cámara de Diputados es donde se jugará la suerte del proyecto para aprobar la ley de expropiación de Vicentin; en el Senado, el oficialismo tiene la mayoría que necesita Crédito: Prensa

Los dos diputados de izquierda, Romina Del Plá (Frente de Izquierda y de los Trabajadores) y Nicolás Del Caño (PTS-Frente de Izquierda), anticiparon su apoyo a la estatización de Vicentin, por lo que se descuenta que darán quorum. De todas maneras, marcaron sus condiciones. "Hay que expropiar Vicentin sin pagar ni un peso de indemnización. Tiene que ser una empresa 100% estatal, gestionada por sus trabajadores y orientada al beneficio de los sectores populares", enfatizó Del Caño.

En el mismo sentido se expresó Del Plá. "La operatoria espuria de los pulpos sojeros de especular con los granos y tomar préstamos para expandirse, como quedó en evidencia con Vicentin, no debe 'rescatarse' sino abrirse los libros para desentrañar los negociados y estatizarse sin pago bajo control de sus trabajadores", sostuvo.

El oficialismo también confía en sumar a la diputada Alma Sapag, del Movimiento Popular Neuquino, que hasta ahora avaló todas las iniciativas del Gobierno, como así también a los cuatro diputados de Córdoba que responden al gobernador Juan Schiaretti: su postura es dar quorum en todas las sesiones convocadas por el oficialismo y así lo demostraron hasta ahora.

En el interbloque Federal, que preside Eduardo "Bali" Bucca, las posturas son encontradas. Esta bancada es un mosaico heterogéneo de legisladores de distintas corrientes políticas: allí conviven los cuatro diputados schiarettistas con los diputados socialistas Enrique Estévez y Luis Contigiani, además de los lavagnistas de Consenso Federal. No sería la primera vez que este bloque actúe de manera dividida frente a un proyecto del Poder Ejecutivo.

Consenso Federal anticipó su rechazo

Los diputados de Consenso Federal ya marcaron el terreno y anticiparon su rechazo. "No advertimos que existan fundamentos para que las acciones realizadas por el gobierno nacional constituyan una razón de gobierno que 'procure el bien común'. Esto de ninguna manera implica o significa avalar lo actuado por el grupo empresario que esta siendo investigado por la Justicia, además de tener su empresa en concurso preventivo", sostuvieron los diputados Camaño, Sarghini y Rodríguez.

"Consideramos que el concurso preventivo establecido en la ley 24.522 resguarda como ley de orden publico las acreencias de todos -agregaron-. El Estado cuenta con los instrumentos para elaborar una alternativa con la participación de cooperativas, pequeños y medianos productores y los propios trabajadores que cuentan con créditos en el concurso. Resulta alarmante exponer a las exhaustas arcas del Estado a eventuales demandas judiciales, como vemos que ha sucedido en situaciones similares a las acciones ejecutadas".

Sin embargo, el socialista Estévez marcó diferencias con sus compañeros del interbloque. "El Estado debe garantizar de forma transparente la continuidad de esta empresa tan importante y estratégica para el país", aseguró. Sin embargo, insistió en que "se debe saber cuál es el estado de situación real de la empresa, el listado completo de acreedores, como se va a resolver la deuda con el Banco Nación, entre otros". Y advirtió: "No convalidamos que deuda de privados se transforme en pública a costo del sacrificio del pueblo argentino ni la dilapidación de recursos públicos".

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.