Fernández se recostó en el PJ de Santa Fe para revertir la resistencia al kirchnerismo

Fernández, en una selfie con Perotti y dirigentes del peronismo de Santa Fe
Fernández, en una selfie con Perotti y dirigentes del peronismo de Santa Fe Crédito: Frente de Todos
El candidato del Frente de Todos estuvo acompañado por el gobernador electo Omar Perotti; en el pasado, el peronismo santafesino había retaceado su apoyo a Cristina Kirchner
Germán de los Santos
(0)
26 de julio de 2019  

ROSARIO.- El cierre del acto en Reconquista mostró el perfil que Alberto Fernández le imprimió a su debut en la recorrida por Santa Fe, con una puesta clásica, tradicional, sin ninguna estridencia, en una región donde el peronismo miró de reojo históricamente a Cristina Kirchner. Por ello, el candidato del Frente de Todos se recostó en la figura del gobernador electo Omar Perotti para garantizar que la unidad que selló el peronismo en la elección de Santa Fe sobreviva hasta el 11 de agosto y el 27 de octubre.

Como gesto simbólico de esa estrategia, al final del acto el sonidista disparó la versión original de la marcha peronista, grabada en 1949 por Hugo del Carril, algo que hasta hace un tiempo estaba en desuso en los actos políticos del PJ. En la pantalla, la versión de YouTube aparecía subtitulada.

En su primera parada de la gira que realizará durante dos días por Santa Fe, Alberto Fernández desembarcó en Reconquista, una ciudad donde en las últimas elecciones consiguió la reelección por el 60 por ciento de los votos el intendente peronista, del Frente Juntos, Enrique Vallejos. Es un territorio que le garantiza cierto confort en la campaña.

El candidato presidencial estuvo acompañado desde que llegó por Perotti y Marcos Cleri, el postulante de La Cámpora que encabeza la lista de diputados nacionales, y en esa región es poco conocido.

Luego el exjefe de Gabinete se trasladó durante la tarde a Rafaela, ciudad donde Perotti fue intendente dos veces, y a Esperanza. Hoy encabezará un acto en la capital de Santa Fe junto al gobernador electo, quien a pesar de que se mostró reacio cuando ganó las elecciones a exteriorizar su apoyo a la fórmula del Frente de Todos ahora no se despegó un centímetro de Alberto Fernández.

Como ocurrió en Entre Ríos con el gobernador Gustavo Bordet, Alberto no ahorró elogios hacia el peronismo provincial y hacia Perotti. El candidato del Frente de Todos explicó que "Santa Fe marcó el camino, porque fueron capaces de construir una unidad postergando las aspiraciones personales. Todos se pusieron detrás de Omar [Perotti] para que fuera gobernador en los tiempos que se vienen". La campaña electoral en Santa Fe tiene un fuerte desinterés en el electorado, después del cronograma de comicios provincial que se adelantó, con el inicio de las campañas en febrero. A esta altura es difícil entusiasmar tras seis meses de proselitismo político.

El peronismo busca romper la tendencia que se dio desde 2015 en Santa Fe. En los departamentos ubicados en el oeste de la bota, tanto del sur como del norte, se impuso Cambiemos. Esa línea que parece dividir la provincia, ya no de norte a sur, sino de este a oeste, está influida por el factor productivo de mayor peso en Santa Fe, como es el sector agropecuario.

Uno de los objetivos de la recorrida de Fernández en esa zona, con Perotti, un dirigente ligado a la producción -fue ministro de esa área durante la gobernación de Carlos Reutemann- es dar vuelta la mala percepción que acarrea el kirchnerismo en los sectores vinculados al campo.

"Este gobierno logró intranquilizar a la Argentina. Nadie sabe lo que va a pagar de gas el mes próximo. Nosotros vamos a ordenar el país", afirmó el candidato del Frente de Todos. Dijo que si llega a la presidencia la próxima administración "ordenará" la Argentina "con otros criterios".

"Tenemos que saber que la Argentina no se ha portado bien con algunas regiones, como el norte de Santa Fe. ¿Cómo es posible que pase esto? El ingreso per cápita de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires es como el de Bélgica", afirmó Fernández y desató aplausos.

"Vamos a volcar al desarrollo de las regiones lo que el Gobierno gasta en las Leliq", sostuvo Fernández y se refirió a la matriz impositiva del Estado nacional al sostener: "Vivimos en una Argentina concentrada, que les hace muy mal a las provincias".

Hoy está previsto que el candidato presidencial del Frente de Todos viaje a la capital santafesina, donde dará una conferencia de prensa con Perotti y encabezará una serie de reuniones con dirigentes sindicales, intendentes y jefes comunales del interior de Santa Fe. Para la semana próxima se espera una recorrida similar por el sur santafesino y especialmente en Rosario.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.