La Argentina avaló una condena a Chevron

El Gobierno adhirió a una resolución de la Unasur que se solidarizó con Ecuador y cuestionó a la compañía petrolera por realizar una "campaña de desprestigio" contra Rafael Correa
(0)
1 de septiembre de 2013  • 00:32

Mientras desde la Casa Rosada el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli, justificaba el viernes la represión en Neuquén contra manifestantes que rechazaron el acuerdo YPF-Chevron, el canciller Héctor Timerman, en Surinam, sellaba la adhesión del país a un documento de condena a la compañía petrolera.

Timerman participó en Surinam de la cumbre de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), junto al vicepresidente Amado Boudou, y acompañó con su firma una declaración de los ministros de Relaciones Exteriores de los países miembros que rechazó lo que calificaron como "multimillonaria campaña de desprestigio" de la petrolera estadounidense Chevron contra el gobierno de Rafael Correa, en medio del juicio por los graves daños ambientales que dejó en Ecuador su subsidiaria Texaco, según la denuncia.

La Cancillería ecuatoriana, que difundió el comunicado de los ministros, reseñó que la compañía Chevron-Texaco demandó a Ecuador en la Corte Internacional de Justicia (CIJ) con sede en La Haya, por un supuesto incumplimiento del Tratado Bilateral de Inversiones suscrito entre Estados Unidos y Ecuador.

Ecuador asegura que esa demanda es una "auténtica aberración jurídica" ya que ese tratado fue firmado cinco años después de que Texaco dejara el país andino. Un fallo de la justicia ecuatoriana condenó a Chevron en 2012 a pagar US$ 19.000 millones.

En la Argentina, el acuerdo YPF-Chevron fue resistido en los últimos días en la capital neuquina, donde la Legislatura provincial dio luz verde a la exploración de Vaca Muerta. Unos 5000 personas se manifestaron en contra, y hasta hubo incidentes con la policía. La represión causó 25 heridos, uno de bala. Ayer, grupos mapuches bloquearon el acceso a un yacimiento hidrocarburífero cercano a la localidad de Añel.

El acuerdo entre ambas compañías compromete a la empresa norteamericana a hacer una transferencia inmediata de 300 millones de dólares. Durante los próximos 12 meses desembolsará el resto del capital comprometido, hasta llegar a los 1240 millones. Una vez que concluya esa fase del acuerdo, ambas compañías realizarán una evaluación y definirán si siguen trabajando en conjunto. Si la respuesta es positiva, ambas encararán un desembolso que, según sus promesas, superará los 16.000 millones de dólares.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.