Leandro Santoro: "Hay un plan, que incluye la posibilidad de un default parcial"

Leandro Santoro
Leandro Santoro Fuente: LA NACION - Crédito: Fernando Massobrio
El legislador, uno de los asesores más cercanos al Presidente, asegura que en el Frente de Todos "no hay un jefe político, sino varios"
Matías Moreno
(0)
16 de marzo de 2020  

Alberto Fernández lo quiere tener cerca. Le ofreció un cargo de secretario de Estado y un despacho en la Casa Rosada. Pero Leandro Santoro prefirió quedarse en su banca de la Legislatura porteña yser "asesor ad honorem" del Presidente.

El dirigente radical, que integra el kirchnerismo desde 2015, es una de las espadas mediáticas del Gobierno, por pedido expreso de Fernández. Frente a los temas que dividen al oficialismo, pide bajar el tono de confrontación y no exhibir las diferencias internas: "Son discusiones que no tenemos que dar. Lo importante son los problemas de la gente", remarca Santoro, en una entrevista con LA NACION.

Pesimista frente al cambio del contexto económico internacional por el brote del coronavirus, asegura que "hay chances" de que el Gobierno declare un default parcial de la deuda.

Si bien elude las definiciones judiciales, Santoro dice cuál debe ser la postura del Ejecutivo en los casos de corrupción: "Ni impunidad ni lawfare".

-¿Coincide con Juan Grabois u Oscar Parrilli, que salieron a confrontar con el campo?

-No. Para mí, no es el tono. Hay que ser suave en las formas y firme en los contenidos.

-¿Ese tipo de expresiones le hacen mal a Fernández?

-No, porque son auténticas. No es mi estilo, pero una de las cosas que nos pidió Alberto es que seamos honestos.

-¿Al Presidente le marcan la cancha sus aliados?

-No. Todos hablan de acuerdo con sus convicciones. Cualquier frente plural de esta naturaleza tiene distintas visiones. Se acabó el sistema de partidos orgánicos de los ochenta. Lo mismo le pasaba a [Mauricio] Macri con [Elisa] Carrió. No creo que lastime, es parte de la realidad política.

-¿Es normal que un ministro desautorice al Presidente?

-El Presidente pidió que todos sean sinceros. Si yo hubiese sido ministro, no hubiera declarado en contra del jefe de Gabinete. Pero no creo que a Alberto le haya molestado.

-¿Quién es el jefe político del Frente de Todos?

-No hay un jefe político, hay varios. Está claro que, en términos de volumen, Cristina tiene un rol central. Alberto logró articular un sector peronista no K y ser confiable para el kirchnerismo más duro. Y Sergio Massa representa sectores sociales que habían abandonado el FPV en 2013. El frente tiene esos tres liderazgos, distintos en volumen y en roles.

-¿Es momento de construir el albertismo?

-Alberto no está interesado en construir el albertismo. Todos leemos que cualquier intento de construcción individualista sería percibido muy mal por la sociedad. Con la recesión y la tasa inflación que tenemos, no hay margen para eso. No pasó con Néstor. El kirchnerismo se armó mucho después. Los años 2003, 2004 y 2005 fueron muy difíciles.

-¿Hay diferencias internas sobre la reforma judicial?

-No escuché a nadie decir nada sobre eso.

-¿Está de acuerdo con la intervención judicial de Jujuy?

-No estudié el tema. Esa es la diferencia entre ser legislador de la ciudad y diputado nacional. Y no soy abogado. En general, lo mío es tratar de explicar la política y la economía.

-¿Amado Boudou o Luis D'Elía son "presos políticos"?

-Creo que son discusiones que no tenemos que dar. La gente no se banca que los políticos discutan temas que les preocupan a los políticos.

-¿Acaso no hay un malestar social por la corrupción?

-Sí, obvio. Por eso perdió Macri. ¿O creen que Macri perdió solo porque no le dieron los números económicos? También la gente se dio cuenta de que el macrismo generó negocios para sus amigos. Para mí, lo importante son los problemas de la gente, no de los políticos.

-¿Y no hubo corrupción durante el kirchnerismo?

-Sí, claro. [José] López. Hubo corrupción en todos los gobiernos democráticos, y en la dictadura fue peor.

-¿Cuál debe ser la postura del Gobierno en las causas contra Cristina Kirchner o exfuncionarios?

-No tiene que haber impunidad para nadie y sí justicia para todos. Ni impunidad ni lawfare. Ninguna de las dos cosas.

-¿Qué opina de la liberación de Julio De Vido?

-No lo conozco. No puedo opinar porque no seguí las causas.

-Pareciera que De Vido desafía al Presidente.

-Hay conflictos que se expresan de distinta manera. El Presidente tiene que escuchar a todos y elegir a quién le contesta. ¿Conflicto con el campo o cualquier sector? Hay que bajar el tono y dialogar. ¿Por qué? Porque la gente está mal. No es una posición cómoda, es responsable. Si los políticos hablan solo de los temas que a ellos les preocupan, la sociedad nos va a percibir como una clase. Si somos una clase, estamos vulnerando el sentido de la democracia.

-¿Temen una reacción contra la política?

-Me preocupa que la gente vea que los políticos no entienden lo que le está pasando.

-¿Hay chances de que el Gobierno declare un default parcial de la deuda?

-Sí, claro. Más ahora.

-¿Hay un plan B?

-Hay un plan general, que incluye la posibilidad de que haya un default parcial, aunque la Argentina trabaja para que no lo haya. Hay voluntad de pago, pero no hay capacidad. El contexto internacional favorece a que, con los bonos bajos, aparezcan los fondos buitre. Y, por la irresponsabilidad de Macri, va a ser muy difícil negociar con ellos.

-¿El impacto por el coronavirus complica la negociación de la deuda?

-Sí, la va a complicar. A toda la región.

-¿La suspensión de la fórmula de actualización de jubilaciones y la suba de impuestos son señales de ajuste necesarias para negociar con el Fondo?

-No. La modificación de los tres puntos de la alícuota de las retenciones son facultades que el Congreso le dio al Ejecutivo. Incluso la oposición acompañó la ley de emergencia económica. Es otra cosa insólita. Con el tema de los jubilados, estamos buscando desindexar la economía. No podés pagar la inflación pasada con la recaudación actual. Macri cometió esa imprudencia porque supuso que podía bajar la inflación a un dígito y la terminó llevando a niveles históricos. Los jubilados irán recuperando a partir de que la Argentina vuelva a crecer, mientras tanto no van a perder frente a la inflación.

-¿El recorte de fondos de coparticipación a la ciudad de Buenos Aires será consensuado o será impuesto por la Nación?

-Está siendo consensuado. Macri le transfirió más plata de la que correspondía a [Horacio] Rodríguez Larreta para el sostenimiento de la policía y los bomberos. Encima, después le dieron obras y asistencia financiera.

-En Juntos por el Cambio dicen que es "un castigo".

-Rodríguez Larreta tampoco lo toma como un castigo. Si lo tomara así, tendría la obligación de denunciarlo.

-¿El proyecto para legalizar el aborto puede dañar el vínculo con el papa Francisco?

-No, porque Alberto Fernández habló del aborto en la campaña. En los debates se pronunció a favor. A nadie le puede sorprender.

-¿Qué piensa del mensaje de la Iglesia en Luján, que fue enfático en el rechazo al proyecto?

-Es un debate que está instalado en la sociedad. El Presidente no trae un tema que divide a la sociedad, ya está planteado. Desde nuestra perspectiva, es un tema de salud pública.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.