Los misterios del convento donde José López quería ocultar los bolsos con dólares

Fuente: LA NACION - Crédito: Silvana Colombo
La reciente instalación de un cerco con alambre de púas, el acceso pavimentado, las cumbres de políticos y el desfile de autos de alta gama alertaron a los vecinos
Matías Moreno
(0)
15 de junio de 2016  • 16:01

Un cerco reforzado con alambre de púas y una extensa lona verde que recubre el frente del predio. Un acceso pavimentado en un barrio humilde, plagado de calles de tierra. Constantes incursiones de autos de alta gama y rumores sobre los encuentros religiosos y de asados con referentes de la política y artistas de comensales. Esas son algunas de las características y datos que intrigan a los vecinos de los alrededores del monasterio de Nuestra Señora de Fátima de General Rodríguez, donde fue detenido el ex secretario de Obras Públicas José López .

El barrio perdió su tranquilidad habitual desde que el ex funcionario kirchnerista fue capturado por la policía mientras intentaba ocultar en el establecimiento religioso los bolsos con los fajos de dólares -más de ocho millones- y joyas.

José López intentó ocultar más de ocho millones de dólares en un monasterio
José López intentó ocultar más de ocho millones de dólares en un monasterio Fuente: Archivo - Crédito: Fabián Marelli

El movimiento de policías fue incesante desde que López fue capturado por dos efectivos que llegaron al lugar ante el llamado al 911 de Jesús Omar Ojeda, un vecino que vive frente al monasterio. "El muchacho estaba yendo a trabajar y se encontró con el tipo revoleando los bolsos", contó a este medio la dueña de un almacén, que vive hace 30 años en el lugar.

Algunos vecinos de los alrededores del monasterio no salen de su asombro por la cantidad de dinero que López intentó ocultar antes de ser arrestado. Nadie, salvo Jesús, escuchó al ex funcionario llegar a bordo de su Chevrolet Meriva en plena madrugada. Otros no están sorprendidos ya que desde hace tiempo sospechaban que algo ocurría en el misterioso lugar donde viven dos monjas de clausura y una superiora, de 94 años.

¿Por qué se instaló un cerco con alambre de púas?

La mayoría de los vecinos de General Rodríguez aseguraron a LA NACION que hace aproximadamente dos meses se instaló en el frente del monasterio, donde está el portón de ingreso por el que López revoleó los bolsos con dinero, un cerco con alambres de púas. Tiene más de dos metros de altura. Se colocó, además, una extensa lona verde que impide ver hacia el interior del edificio religioso. La obra alertó a los habitantes de las casas aledañas. "¿Para qué taparon todo si es un convento? Es muy extraño", afirmó Antonio a bordo de un ciclomotor, antes de bromear con un vendedor ambulante: "Si yo lo hubiese encontrado [a López], no quedaba nada en los bolsos".

Fuente: LA NACION - Crédito: Silvana Colombo

"El alambrado lo pusieron hace un mes o un poco más. Antes estaba todo abierto", recordó un joven que llevaba a su hija al colegio en bicicleta. Vive a una cuadra del establecimiento, pero no escuchó "nada" la noche en que el diputado del Parlasur por el Frente para la Victoria cayó preso. Un cartel incrustado en uno de los pilares que sostiene el alambrado advierte: "Este monasterio cuenta para su seguridad con un sistema de cámaras filmadoras".

¿Hay más plata oculta o enterrada?

En la madrugada de ayer se realizaron operativos con perros de la AFIP para buscar dinero enterrado o en escondites secretos. El resultado dio negativo, según informaron a LA NACION fuentes oficiales.

La fiscal Alejandra Rodríguez, a cargo de la investigación, realizó esta mañana una inspección en el lugar e incautó el arma de guerra que portaba López cuando fue capturado. La colocaron en una bolsa plástica para preservar la prueba. Bajo una fuerte custodia policial, también se vio salir del convento una camioneta de la división criminalística.

Acceso pavimentado

Los contactos políticos del obispo Héctor Rubén Di Monte, que falleció en abril pasado, salen a la luz apenas se arriba al monasterio Nuestra Señora de Fátima de General Rodríguez. El predio cuenta con un acceso privilegiado, si se lo compara con las barrosas calles de la zona. Di Monte, que tenía contacto directo con López y el ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido, le pidió hace más de seis años a Juan Pablo Anghileri, que estuvo a cargo de la Municipalidad de General Rodríguez hasta diciembre pasado, que pavimentara el ingreso al edificio religioso. Varios vecinos advirtieron que Anghileri solía visitar el monasterio y coincidieron en que hace mucho tiempo no se oficiaban misas en el predio.

La zona donde fue detenido José López
La zona donde fue detenido José López Fuente: LA NACION - Crédito: Ricardo Pristupluk

En diálogo con LA NACION, el actual jefe municipal Darío Kubar, que integra el frente Cambiemos, reconoció que los sorprendió toparse con el asfalto cuando recorrieron el lugar. Kubar estimó que la obra tiene más de seis años. "Fue una decisión de la gestión anterior. Uno no está en contra de que lugares de retiro o donde se ofician misas tengan buen acceso. La discusión pasa por la actitud de estos tipos que le robaron la plata a la gente", resaltó.

La dueña de un almacén de la zona contó que el propio obispo Di Monte le confesó que él había conseguido que se asfaltara la calle Mansilla, que desemboca en el monasterio. En tanto, la encargada de un kiosco, ubicado a dos cuadras del monasterio, aseguró que junto con otros vecinos reclaman desde hace varios años al municipio que se pavimente el ingreso a la escuela del barrio. Pero no obtuvo ni siquiera una promesa como respuesta.

En ese kiosco compraban comida para el almuerzo los albañiles que trabajaron en las últimas refacciones que se hicieron en el predio religioso. "Me decían que estaban construyendo una casa", indicó la mujer.

Autos de alta gama y visitas de políticos

Todos vieron al menos a uno. Hay quienes aseguraron que no solo se enteraron de las visitas de Anghileri, López y De Vido al monasterio, sino que también supieron de asados con artistas y "gente de la Capital". Algunos presenciaron el sospechoso desfile de autos de alta gama: vehículos que ingresaban al predio sobre todo los fines de semana o en fechas religiosas. Los vecinos del barrio de General Rodríguez no se sorprenden de las conexiones políticas que tiene el lugar donde fue capturado el ex número dos de De Vido.

"Acá también estuvo Moreno [Guillermo, ex secretario de Comercio Interior] y les regaló una camioneta. Esto lo saben todos", dijo Antonio. Otra vecina, que vive hace más de dos décadas en el barrio, señaló que "el movimiento" en el desolado monasterio se incrementaba durante los sábados y domingos. "Había asados y entraban autos de lujo. Traían gente de Capital y también venían muchos artistas. Se juntaban mucho para las fechas religiosas", relató a LA NACION.

"En los últimos días hubo movimiento, los autos pasaban a cualquier hora. Eso nos llamaba mucho la atención. Las monjas salían muy poco", aseveró una mujer, mientras esperaba el colectivo en una esquina, a la intemperie y con los pies en el barro.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.