Murió el diputado Héctor Olivares, baleado el jueves frente al Congreso

El legislador riojano se encontraba en "estado crítico" desde que recibió un tiro en el abdomen
El legislador riojano se encontraba en "estado crítico" desde que recibió un tiro en el abdomen Crédito: Twitter
(0)
12 de mayo de 2019  • 20:07

El diputado Héctor Olivares, que el jueves pasado había sido baleado frente al Congreso Nacional , murió a las 19.25, en el Hospital Ramos Mejía, según informó el Ministerio de Salud de la Ciudad de Buenos Aires. Olivares, uno de los referentes del radicalismo riojano, tenía 61 años.

Sus restos serán velados hoy en el Salón de los Pasos Perdidos del Congreso, hasta las 17, cuando serán trasladados a su provincia. El presidente Mauricio Macri, en tanto, decretó duelo nacional por 48 horas. "Todas las personas que lo conocimos lo recordamos como un hombre recto, trabajador, querido", escribió el mandatario en Twitter.

El estado de salud del legislador era crítico desde el momento en que ingresó al establecimiento, en el que fue sometido a dos operaciones. Si bien los partes médicos indicaron que Olivares permanecía "estable con todas las medidas vitales", la salud del diputado empeoró después de la segunda cirugía, el viernes a la noche, cuando manifestó una falla multiorgánica. En todo momento estuvo internado bajo asistencia mecánica respiratoria.

El diputado de Cambiemos recibió un disparo el jueves por la mañana mientras ejercitaba en la plaza frente al Congreso junto al funcionario Miguel Marcelo Yadón, que murió poco después. Las autoridades indicaron que las balas, provenientes de un auto estacionado, estaban dirigidas a Yadón y no a Olivares. Según los médicos que lo atendían, el disparo que recibió el diputado en el abdomen había afectado "órganos vitales".

La ministra de Salud porteña, Ana María Bou Pérez, detalló a LA NACION que el diputado "estuvo siempre en estado crítico, con sostén farmacológico y órganos vitales afectados", pese a los esfuerzos del equipo médico. La funcionaria dijo que las operaciones a las que se sometió al diputado "fueron cirugías de salvataje, no de resolución" y que "nunca se pudieron disminuir las drogas de sostén como para poder decir que estaba compensado".

Las imágenes del ataque a Yadón y Olivares

03:00
Video

A las complicaciones mencionadas se sumó el viernes una falla renal, y a las 19 del domingo, un paro cardíaco. "Se le realizaron las maniobras de reanimación correspondientes hasta las 19.20, pero no se logró sacarlo del paro", lamentó la ministra.

Olivares era una figura relevante de la oposición riojana, pero mantenía un bajo perfil en la Cámara de Diputados. Era presidente de la Comisión de Transporte y se desempeñaba como vocal en otras comisiones, como las de Economía, Agricultura y Ganadería y Asuntos Cooperativos. Durante su mandato vigente, iniciado en 2015, el legislador mantuvo una asistencia casi perfecta a las votaciones. En cada año, Olivares estuvo presente en más del 75 por ciento de las sesiones en las que se votó.

El legislador era un hombre de confianza del exministro de Defensa y actual senador Julio Martínez, quien aspiraba a gobernar la provincia. También presidía la UCR riojana. Había cobrado notoriedad recientemente cuando se enfrentó judicialmente al gobernador riojano, Sergio Casas, que intentaba postularse a la re-reelección.

"Difícil decir en pocas palabras el hueco inmenso que dejás en tu familia y afectos, en tus compañeros de esta tarea noble de la política, en tanta gente que te conoció", escribió Martínez en las redes sociales.

Olivares impulsó el reclamo ante la Corte Suprema para frenar el intento del gobernador de mantenerse en el poder. Junto al jefe de la filial local de Pro, Marcelo Wechsler, presentaron los amparos contra la reforma de la Constitución riojana que buscaba Casas.

La última entrevista que brindó Olivares

05:58
Video

La muerte del legislador generó conmoción en todo el arco político. "Que brille para él la luz que no tiene fin", escribió Casas, que se mostró conmocionado y decretó tres días de duelo en La Rioja.

"Lamento profundamente la muerte de Héctor Olivares. Quiero hacerles llegar un fuerte abrazo y fuerzas a su familia y amigos", dijo el jefe de Gabinete, Marcos Peña. Lo mismo hicieron el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal. La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, aseguró que "los asesinos y sus cómplices deberán pagar por estos crímenes".

"Lo vamos a extrañar en la Cámara de Diputados", se sumó el diputado Martín Lousteau.

La UCR también manifestó sus condolencias en la red social. "Exigiremos justicia y que los asesinos cumplan una condena efectiva", escribió el partido.

Los legisladores del bloque del Frente Para la Victoria-PJ, en tanto, emitieron un comunicado en el que exigieron "el total esclarecimiento de los hechos".

En esa línea, el precandidato presidencial Agustín Rossi demandó saber la verdad de lo ocurrido el jueves "sin especulaciones políticas ni declaraciones desatinadas".

Sumaron también sus condolencias Cristina Kirchner, Daniel Scioli, Diego Santilli, Ernesto Sanz y Margarita Stolbizer, entre otros.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.