Para el kirchnerismo, se "bolsonariza" Cambiemos

Crédito: Presidencia del Brasil
El espacio confía en captar al electorado del medio; aseguran que Pichetto no le sumará votos a Macri
Gabriel Sued
(0)
12 de junio de 2019  

Con las fórmulas y los frentes electorales ya definidos, en el kirchnerismo reconocieron ayer que la designación de Miguel Ángel Pichetto devolvió a Mauricio Macri algo de iniciativa política, pero sostuvieron que la alianza opositora con Sergio Massa resultará más efectiva para captar a los votantes del medio y alcanzar un triunfo en primera vuelta.

"El Gobierno decidió 'bolsonorizar' la campaña. A los peronistas no nos van a sacar ni un voto", dijo a LA NACION el presidente del PJ, José Luis Gioja, uno de los dirigentes que participaron de la reunión en la que se selló el acuerdo con el Frente Renovador. Coincidió con él Agustín Rossi, jefe del bloque del kirchnerismo en Diputados. "A partir del acuerdo logrado ayer, las opciones intermedias, como la de Alternativa Federal, quedan totalmente debilitadas", sostuvo. "Queda claro que la oposición tiene una sola fórmula", agregó.

Esa fue la opinión mayoritaria en la reunión de ayer. "No le suma nada a Macri. Pichetto representa un votante de derecha que el Gobierno ya tenía", dijo ayer un intendente, apenas enterado de la designación.

Fuera de micrófono, otros dirigentes del kirchnerismo evaluaron como "inteligente" la decisión del oficialismo. "Es una fórmula seria, que le va a permitir recoger los dos o tres puntos que tenía desperdigados en candidaturas como la de Espert [José Luis] y Gómez Centurión [Juan José]", dijo a LA NACION un dirigente de Unidad Ciudadana. "La reacción de los mercados fue buena. Le puede aportar al oficialismo una imagen de gobernabilidad que estaba perdiendo", opinó otro.

Al margen de esas diferencias, en el kirchnerismo coinciden en que la campaña va camino a una mayor polarización, que podría hacer que las elecciones se definieran en la primera vuelta, prevista para el 27 de octubre.

"Nosotros vamos camino a superar el 40 por ciento y hay encuestas que dicen que Macri no llega a 30 puntos", dijeron en el entorno de Alberto Fernández.

La gran apuesta del frente opositor formado ayer es alcanzar 40 puntos en las PASO, que sirvan como piso para apuntar a los 45 puntos en la primera vuelta electoral. La aspiración de sumar a Massa estaba presente desde el mismo momento en que Cristina Kirchner anunció la fórmula que integraría con Alberto Fernández. Lo concebían como el complemento ideal para mostrar una apertura y correrse hacia el centro.

Frente a la incógnita sobre qué lugar ocupará Massa en la boleta, en el kirchnerismo entienden que lo mejor sería que no haya competencia interna en las PASO, para llegar con un piso consolidado a las elecciones generales. Con la fórmula del oficialismo ya definida, creen que no hay margen para dividir votos en las primarias.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.