Vidal reúne a su tropa y discute su estrategia para lograr la reelección

Vidal y sus ministros en el "retiro espiritual" del año pasado, en Chapadmalal
Vidal y sus ministros en el "retiro espiritual" del año pasado, en Chapadmalal Fuente: Archivo
La gobernadora bonaerense cree que el PJ irá dividido a la elección y entiende que eso favorecerá sus chances en octubre
Jaime Rosemberg
(0)
29 de marzo de 2019  

Un repaso de lo hecho. Una ambiciosa proyección hacia la eventual futura gestión. Y, sobre todo, la estrategia que permita lograr que ese futuro llegue a través de las urnas en octubre.

Con el inminente acuerdo con los docentes como motivo de satisfacción y optimismo, en un contexto difícil para Cambiemos en todo el país, la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal , encabezará hoy en Chapadmalal un retiro espiritual que congregará a su gabinete en pleno. Se hablará de la gestión, pero también de los planes para un eventual segundo mandato y de la inminente campaña electoral que se avecina.

No se trata, coinciden los protagonistas del cónclave, del mejor escenario para la campaña por la reelección de Vidal que se avecina. "Cada punto que sube el dólar son cientos de millones más de intereses sobre la deuda", graficó con preocupación uno de los miembros del gabinete de la gobernadora, quien de todos modos llegará a la reunión con el acuerdo paritario con los docentes casi cerrado. "Estamos felices, en un año difícil, y si finalmente se firma, logramos sacarnos de encima uno de los problemas más grandes", comentaron, prudentes, a LA NACION, cerca del jefe de gabinete, Federico Salvai, quien será el encargado de llevar adelante el temario del "retiro", que comenzó informalmente anoche con el cumpleaños número 41 del ministro de Asuntos Públicos, Federico Suárez.

Salvai expondrá, según fuentes de la gobernación, sobre tres ejes: el primero consistirá en un repaso de la gestión "desde diciembre de 2015 hasta hoy", con énfasis en la obra pública y las "batallas" de Vidal contra las "mafias" bonaerenses. La segunda parte estará dedicada a la planificación, una por una, de las distintas áreas de gestión, bajo el supuesto de que Vidal se impondrá en las elecciones de octubre y gobernará la provincia más poblada del país hasta 2023. Y la tercera, tal vez la que más discusiones suscitará: la actualidad electoral y las perspectivas de triunfo en octubre.

¿Tendrá Vidal que enfrentarse al desafío de un peronismo unificado en octubre? En el análisis de la mesa chica, en la que además de Vidal y Salvai están Suárez y el secretario general, Fabián Perechodnik, no aparece esa hipótesis. Más bien prima la contraria: la división entre el PJ "moderado" y el kirchnerismo, con candidatos que competirán entre sí, es hoy el escenario más probable. "Que vayan juntos sería alcanzar la madurez para un espacio que se nutre de la adolescencia", ironizó un miembro clave del gabinete vidalista.

Más allá de los rivales, la preocupación por los números de la economía es palpable. "Necesitamos que Mauricio [Macri] suba cinco puntos de acá a las PASO", coinciden cerca de la gobernadora, quien ayer estuvo en Mar del Plata y mantuvo reuniones con vecinos. Cómo lograrlo es, hoy, motivo de discusión en lo más alto del poder, aunque cerca de Vidal afirman que no hay roces ni cortocircuitos con la Casa Rosada. "No hacemos nada para perjudicar a Mauricio, porque eso nos debilitaría a todos", afirmaron cerca de Vidal, y reiteraron que no hay "plan V" ni cambio de candidato presidencial como hipótesis de trabajo.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.