Baldomir: el boxeador está acusado de abusar de su hija

Desafiante. Carlos Baldomir ingresó ayer en la sala de audiencia con gestos amenazantes contra los periodistas, actitud que generó el rechazo de la Asociación de Prensa de Santa Fe
Desafiante. Carlos Baldomir ingresó ayer en la sala de audiencia con gestos amenazantes contra los periodistas, actitud que generó el rechazo de la Asociación de Prensa de Santa Fe Crédito: El Litorial
Empezó el juicio contra el excampeón mundial que se enfrentó con Mayweather y Álvarez
(0)
26 de julio de 2019  

El excampeón mundial de boxeo Carlos Baldomir comenzó a ser juzgado ayer en Santa Fe acusado de haber abusado "en múltiples ocasiones" de su hija menor de edad. El expúgil, de 48 años, es juzgado por " abuso sexual con acceso carnal calificado y abuso sexual gravemente ultrajante calificado por la convivencia preexistente y porque al momento de los hechos la víctima tenía entre 8 y 12 años".

Durante la jornada de ayer se escucharon las declaraciones de los primeros testigos y la producción de la prueba de la fiscalía, mientras que hoy será el turno de los testigos aportados por la defensa. El próximo lunes se realizarán los alegatos y el miércoles 31 se conocerá la sentencia. El tribunal, integrado por los jueces Susana Luna, Rodolfo Mingarini y Pablo Busaniche, decidió que el proceso "transcurra sin acceso para la prensa para mantener la integridad de la víctima", que actualmente tiene 16 años.

Baldomir está en prisión preventiva desde el 18 de noviembre de 2016, luego de que su hija y su pareja radicaron la denuncia en el Centro de Orientación a la Víctima Familiar y Sexual de Santa Fe.

Los fiscales del Ministerio Publico de la Acusación (MPA) Alejandra del Río Ayala y Federico Grimberg, en coincidencia con la querella, pedirán la pena de 20 años de prisión para Baldomir.

"El acusado también abusó de su hija cuando se trasladaba en automóvil con ella. Le pedía que se sentara en el asiento del acompañante y la obligaba a tener conductas de índole sexual", indicó Grimberg.

En tanto, Del Río Ayala señaló que los abusos "no solo fueron cometidos en la ciudad de Santa Fe, sino también en una vivienda de la ciudad bonaerense de Junín, donde el acusado residía temporalmente". Y adelantó que "entre las pruebas en su contra hay peritajes de celulares, una cámara Gesell hecha a la víctima y otros testimonios muy importantes".

Tras una larga carrera casi en el anonimato a pesar de triunfos importantes y de mantenerse siete años invicto, Baldomir protagonizó una sorpresa pugilística en el mítico Madison Square Garden de Nueva York, donde venció, el 7 de enero de 2006, por puntos en fallo unánime al norteamericano Zab Judah, a quien muchos consideraban el mejor boxeador del momento. Judah era campeón mundial welter del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), la Asociación (AMB) y la Federación Internacional (FIB), pero a Baldomir solo lo reconoció la primera de las organizaciones, ya que no había abonado el pago económico obligatorio para pelear por las otras coronas.

Baldomir volvió a sorprender en su primera defensa ante el canadiense Arturo Gatti, a quien venció el mismo año por knock-out en el noveno round. El santafesino fue considerado "boxeador del año" en el Salón de la Fama, pese a que resignó el 4 de noviembre de ese año su corona frente al célebre Floyd Mayweather, en el Mandalay Bay Resort & Casino, en Las Vegas.

Tras esa derrota, la carrera deportiva de Baldomir se fue desmoronando. Tuvo su último intento de meterse en los primeros planos internacionales cuando, en septiembre de 2010, se enfrentó con Saúl Canelo Álvarez. Perdió por knock-out en seis rounds.

Poco queda de esos años de gloria deportiva para el hombre que supo irrumpir en los rings mientras vendía plumeros en las calles. Hace dos años que está detenido en la Unidad Penal Nº 2-Las Flores, al norte de la capital santafesina, el mismo complejo penitenciario que albergó a Carlos Monzón.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.