Murió Adriana Cruz, la mujer acusada de ahogar a su hijo de seis años

Adriana Cruz, la acusada de ahogar a su hijo de seis años
Adriana Cruz, la acusada de ahogar a su hijo de seis años Fuente: Telam
Agonizaba desde anoche tras un intento de suicidio en la celda que ocupaba en la unidad penal 45 del Servicio Penitenciario Bonaerense
(0)
16 de abril de 2012  • 10:15

Adriana Cruz, la mujer acusada de ahogar a su hijo de seis años en un country de San Vicente, falleció esta madrugada tras intentar suicidarse anoche en el baño de la celda que ocupaba en la unidad penal 45 del Servicio Penitenciario Bonaerense, según confirmó el juez Juan Pablo Masi, a cargo de la causa.

"No llegó a suicidarse por la intervención del personal del servicio penitenciario. Fue atendida en el hospital, pero finalmente murió", precisó Masi en diálogo con TN tras precisar que la mujer quiso ahorcarse con una media, alrededor de las 22.30.

"El informe que recibí esta mañana de la jefa del Servicio Penitenciario fue que Cruz pidió permiso para ir al baño y allí intentó ahorcarse con una media, provocándose una asfixia mecánica", explicó el magistrado, quien hoy debía definir si le dictaba o no la "prisión preventiva", medida que le había sido solicitada la semana pasada por el fiscal Leandro Heredia.

Anoche, Cruz fue derivada de urgencia al hospital Alejandro Korn, de la localidad bonaerense de Melchor Romero, para ser asistida. Inmediatamente quedó internada en terapia intensiva y finalmente falleció a las 4.30 por "la maniobra de asfixia que le causó un daño cerebral irreversible".

El director del hospital donde fue atendida, Egidio Melia, manifestó a la prensa que la madre del pequeño de seis años "llegó en estado muy grave con signos de ahorcamiento". Allí, se le practicaron masajes cardíacos y reanimación de la que logró salir bajo un coma profundo y en condiciones extremas.

El crimen que derivó en una tragedia

La mujer de 42 años, nacida en San Pablo, Brasil, se encontraba detenida desde el día del crimen, cuando fue encontrada autolesionada en su habitación, a metros del cadáver de su hijo. Los blisters vacíos de sedantes desper­digados por el lugar y los cortes que presentaba en sus muñecas sugerían que habría intentado suicidarse.

El fiscal que tenía a su cargo la investigación aseguró hoy que con la muerte de Cruz, única imputada en el hecho, "la causa llega a su fin".

"Si hay una persona imputada y esta persona imputada ha fallecido, la causa llega a su fin", señaló el fiscal Leandro Heredia, que ya había solicitado la prisión preventiva de la mujer.

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.