Brutal asalto a una jubilada: le clavaron un destornillador y le quemaron la casa en Temperley

Tras el robo, los delincuentes incendiaron la casa de Leonor Matos
Tras el robo, los delincuentes incendiaron la casa de Leonor Matos Fuente: Archivo
(0)
18 de noviembre de 2020  • 13:41

Una mujer de 76 años sufrió ayer por la tarde un violento robo por parte del cuñado de su hija, un hombre con antecedentes penales. En su casa de Temperley, Lomas de Zamora, la jubilada fue maniatada y herida reiteradamente en el pecho con un destornillador, y, tras robarle 20.000 pesos, el delincuente le incendió la casa y huyó. La víctima quedó internada en terapia intensiva en el hospital Gandulfo, y sus vecinos reclamaron hoy más seguridad en la zona.

En las últimas horas, la policía detuvo a un hombre de 36 años y a una mujer de 30, que aún no se sabe qué participación habrían tenido en el asalto, mientras que el principal sospechoso, un hombre de 45 años, sigue prófugo.

El hecho ocurrió ayer a las 16.30 en el domicilio de Leonor Matos, ubicado en San Roque 681, casi 25 de Mayo. Allí había estado toda la mañana el cuñado de su hija, que realizaba trabajos de reparación general en la casa. Según contó a la prensa Daiana, hija de Leonor, este hombre habría advertido que en la casa había dinero -la señora tenía unos ahorros con los que tenía previsto comprar un auto- y se fue con la excusa de que debía comprar repuestos. Cuando volvió, la redujo, la llevó a una de las dos habitaciones de la vivienda, donde la ató de pies y manos, le ajustó un cable al cuello y la atacó con inusual saña para obligarla a decir dónde guardaba la plata. "Mi mamá se lo dijo porque él la amenazó con que nos mataría a mi hermano y a mí. Lo hizo para que no nos pasara nada", dijo Daiana.

Espero que lo encuentren y lo dejen detenido porque la quiso matar para borrar todas las pruebas
Daiana, hija de la víctima

La mujer, que está en pareja desde hace cinco años con el hermano del sospechoso, dijo a los medios que llegaron hasta el frente de la casa donde ocurrió el hecho, que tanto su familia como la familia del acusado están "devastados" por lo ocurrido. Cada uno de ellos había hecho lo que estuvo a su alcance para ayudarlo a llevar una vida decente luego de haber salido de prisión.

"Lo mandé [a la casa de Matos] para que fuera a hacerle unos trabajos porque él nos 'vendió' que se había rehabilitado. Espero que lo encuentren y lo dejen detenido porque la quiso matar para borrar todas las pruebas", dijo en declaraciones a Diario Conurbano.

La investigación

Luego de dejarla prácticamente exánime, atada y malherida, el asaltante tomó su botín y antes de escapar prendió fuego en la habitación, con el claro objetivo de borrar toda prueba de su crimen. Sin embargo, y como pudo, Leonor se arrastró y llegó hasta la vereda. Así se salvó providencialmente de morir quemada.

Una explosión (aparentemente, de un frasco grande de alcohol en gel) alertó a los vecinos. Un vecino de la mujer, Leonardo, escuchó el estallido de los vidrios y percibió el olor a quemado que provenía de la vivienda contigua. Al acercarse a la vivienda vio a la víctima tirada en el piso y llamó al número de emergencias 911. Ahí ella alcanzó a decir quién le había hecho eso.

Personal de Bomberos extinguió las llamas y la jubilada fue trasladada de urgencia al hospital Gandulfo, donde quedó internada en terapia intensiva, ya que los puntazos aplicados con el destornillador le habían perforado los pulmones, según informaron fuentes policiales a la agencia Télam y confirmaron los hijos de la mujer.

Creo que se va a recuperar, quizás más pronto de lo que pensamos, pero es una mujer grande
Daiana, hija de Leonor Matos

"Ahora los médicos buscan expandir el pulmón; creo que se va a recuperar, quizás más pronto de lo que pensamos, pero es una mujer grande", explicó Daiana de su madre, que se encuentra estable.

Conocido de la familia

En tanto, la víctima señaló sin dudar a su cuñado, hermano de su pareja, como el autor del ataque criminal. Se sabe que el hombre estuvo preso, vivía a 15 cuadras del lugar del hecho y escapó sin su auto, que dejó estacionado en la puerta de la vivienda donde se produjo uno de los allanamientos que concluyeron con la detención de un hombre y una mujer, aparentemente, cuñado y pareja del sospechoso prófugo.

La investigación está a cargo del fiscal Leonardo Kaszewski, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) N°4 de Lomas de Zamora, con la colaboración de efectivos de la comisaría 3a. de Temperley.

Esta mañana los vecinos de la víctima aseguraron a TN que la zona está desprotegida y que suelen sufrir entraderas violentas por parte de bandas que previamente hacen inteligencia en el barrio.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.