Tres casos más de justicia por mano propia

Ocurrieron en Santa Fe y Rosario; hubo un muerto y dos heridos
(0)
28 de marzo de 2014  

SANTA FE.- Cuatro días después de que un grupo de vecinos de Rosario asesinó a golpes a un ladrón que le había robado la cartera a una joven, se registraron tres nuevos episodios en los que habitantes de distintas zonas intentaron hacer justicia por mano propia para matar o herir a los delincuentes que querían asaltarlos.

Dos de los hechos se registraron en los barrios San Martín, de la ciudad de Santa Fe, y Echesortu, de Rosario. El restante ocurrió en Villa Gobernador Gálvez.

En el barrio San Martín un supuesto ladrón, de 17 años, fue reconocido por los vecinos como el autor de varios delitos contra habitantes del lugar, entre ellos el robo de una motocicleta. Lo detuvieron y lo golpearon. Anoche el agredido permanecía en terapia intensiva en el hospital José María Cullen, hasta donde había sido trasladado con politraumatismos e inconsciente.

Mientras, en el barrio Echesortu, de la ciudad de Rosario, otro grupo de vecinos agredió a un joven delincuente, de 20 años, que empujó a una mujer para robarle la cartera en Lavalle y La Rioja.

Con la ayuda de un cómplice que lo esperaba en un ciclomotor, el malviviente logró escapar, pero no llegó muy lejos. En una maniobra por esquivar a un automóvil que venía de frente, el rodado chocó contra un taxi. A raíz del fuerte impacto, el arrebatador cayó de la moto, mientras que su cómplice huyó y lo abandonó. En ese momento, los vecinos aprovecharon y le propinaron una golpiza. Luego de reducirlo, lo mantuvieron cautivo hasta que llegaron dos policías a bordo de un móvil de la comisaría 6a.

Algunos vecinos que fueron testigos de la golpiza explicaron que el ladrón herido tenía numerosos golpes en la cara y precisaron que el delincuente estuvo "media hora en el piso, hasta que llegó la policía y se lo llevó".

En tanto, en la localidad de Villa Gobernador Gálvez, epicentro de resonantes casos de extrema violencia en el Gran Rosario, un joven de 22 años murió cuando, presuntamente, intentó asaltar a otros dos muchachos, quienes resultaron heridos, informaron fuentes policiales.

Según había podido reconstruir la policía a partir de los testimonios aportados por los vecinos, un joven de 22 años y otro de 18 fueron interceptados por cuatro delincuentes en San Diego al 200.

Presuntamente, entre los asaltantes se encontraba Jesús David Rodríguez, de 22 años, quien resultó herido de un balazo. El joven murió cuando era trasladado al hospital Anselmo Gamen, de Villa Gobernador Gálvez.

En el mismo episodio también resultaron heridos los dos jóvenes que habían sido abordados, uno de los cuales recibió un balazo en una mano y otro un golpe en la cabeza,

Los heridos dijeron que habían sido asaltados por al menos cuatro hombres que circulaban en una moto y un automóvil y que los interceptaron cuando iban caminando.

El muerto, según los testimonios, integraba el grupo de cuatro delincuentes que intentó asaltar a los dos heridos.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.