Hurlingham: entraron a robar en plena Nochebuena y les quemaron la casa

La víctima denunció que delincuentes ingresaron en su hogar anteanoche, se llevaron $300.000 y originaron un incendio
La víctima denunció que delincuentes ingresaron en su hogar anteanoche, se llevaron $300.000 y originaron un incendio
(0)
25 de diciembre de 2018  • 08:53

En la víspera de la Nochebuena, Ricardo Yauny y su familia dejaron su casa de Hurlingham y se fueron a Moreno para esperar la Navidad junto a familiares. Una inesperada llamada interrumpió los festejos. Vecinos alertaban que la casa se había incendiado. Cuando Yauny, de 56 años, llegó a la vivienda ubicada en Rossini al 2200 se encontró con los bomberos, que estaban intentando apagar el fuego. Al controlarse las llamas la sorpresa fue mayor: alguien se había llevado $300.000.

"Estábamos en una zona con poca señal de celular. Entonces, todos los avisos que nos trataban de hacer llegar no los recibíamos. Por casualidad, poco después del brindis en el teléfono de mi hijo mayor entró un mensaje de mi otro hijo, que se encontraba en la costa. Nos dijo que se estaba prendiendo fuego la casa. Cuando llegamos, los bomberos habían apagado el fuego, había agua chorreando por todos lados", sostuvo Yauny al canal de noticias TN.

Según informaron a LA NACION fuentes policiales, se esperan los resultados de los peritajes para determinar el origen del incendio. Los voceros consultados agregaron que en la casa había un sector donde se elaboraba cerveza artesanal.

Las fuentes consultadas esperaban el análisis efectuado por los especialistas de los Bomberos para definir si los ladrones intentaron cubrir sus huellas al prender fuego la vivienda o si bien se trató de un siniestro originado accidentalmente mientras los ladrones revisaban la propiedad en procura de dinero y joyas.

Una vez que los Bomberos apagaron el fuego, peritos de la policía científica trabajaron en el lugar levantando huellas y la causa quedó a cargo del fiscal Mario Ferrario, de la Unidad Funcional de Instrucción y Juicio Nº 3 de Morón.

"Cuando llegué, los bomberos ya estaban apagando el incendio. Desde Moreno venía pensando que conozco mi casa a la perfección y sé que no se podía prender fuego por ningún lado", agregó la víctima del robo e incendio.

El hombre contó que su primera impresión había sido de un posible accidente por pirotecnia, pero que los bomberos le señalaron rápidamente que las rejas de una ventana habían sido forzadas y que eso no fue provocado por las maniobras para contener las llamas, por lo que se dio cuenta de que alguien se había metido en su hogar. En ese momento también se percató del robo del dinero guardado en su vivienda. Por eso se sospecha que el incendio habría sido intencional.

Sueños destruidos

"Estábamos terminando de brindar en la casa de mi tía, en Moreno, es una zona de quintas y hay muy poca señal de teléfono. De repente agarro el celular para seguir saludando y veo que mi hermano estaba mandando mensajes en el grupo familiar que tenemos y decía, 'me están llamando, se está prendiendo fuego la casa'", dijo a la prensa Gustavo, uno de los hijos de Yauny.

Como se consignó, una vez apagadas las llamas, Yauny corroboró que delincuentes habían violentado una reja que daba a la cocina y descubrió que faltaban $300.000.

"Encontraron el dinero y se lo llevaron, no se llevaron ninguna otra pertenencia y quedó todo destruido por el incendio que comenzaron. No entro en razón de por qué tanta maldad", sostuvo el dueño de casa, indignado por lo que pasó durante la Nochebuena.

Yauny agregó que el fuego afectó "el living, los tres dormitorios, el baño. El hollín quedó en la cocina y en el quincho de atrás. Es lamentable ver todo el esfuerzo de una vida con mi señora, de trabajo, con mis hijos, y perderlo así", dijo con angustia el hombre.

Yauny agregó: "Luchamos toda la vida para tener nuestra casa y lo que quedó es un desastre".

Muchos vecinos se acercaron a la casa incendiada para intentar contener a la familia Yauny. Y la difusión pública de su caso conmovió a otras personas que prometieron donaciones de materiales para hacer frente a las pérdidas provocadas por el incendio.

Otro incendio sospechoso en Bella Vista

Vanina Pontoriero y su madre viven en Bella Vista , en San Miguel . Ayer salieron de su casa para festejar la Nochebuena. En medio de la cena, recibieron una llamada telefónica por la que les avisaron que había un incendio en la propiedad. El siniestro ocurrió en un inmueble de Concejal Acosta al 900. Cuando Pontoriero, de 34 años, llegó a Bella Vista se encontró con los Bomberos Voluntarios de San Miguel apagando el fuego. Al igual que el caso de Hurlingham, cuando la víctima pudo ingresar en su casa descubrió que, además del incendio, había sufrido un robo.

"No podemos determinar qué cosas se llevaron de la casa porque está todo quemado. El 80% está afectado. Tres habitaciones quedaron destruidas. El baño también. En el resto de los lugares las paredes están negras", dijo la mujer al canal TN. Fuentes policiales indicaron que los hechos de Bella Vista y Hurlingham no estarían vinculados entre sí.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.