Suscriptor digital

Presentaron un proyecto para que Santiago del Estero sea provincia "provida"

Tomás Marcó del Pont
(0)
7 de agosto de 2018  • 17:40

En medio de la campaña por las elecciones municipales que se realizarán el próximo domingo y a horas del debate de proyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo en el Senado, tres diputados provinciales de Cambiemos presentaron un proyecto para que la provincia sea declarada "provida", tal como sucediera con Tucumán la semana pasada.

Flavia Maldi, Patricia Núñez y Gerardo Floridia -quien además es candidato a intendente de Añutuya- presentaron el domingo último un proyecto en la Cámara de Diputados de Santiago del Estero en "defensa de las dos vidas". La iniciativa no fue tratada durante la sesión de hoy porque no hubo quorum y se discutirá el próximo martes.

La presentación del proyecto ocurrió horas después de la muerte por un aborto clandestino de Liliana Herrera , una joven de 22 años y madre de dos niños quien llegó al Hospital Regional de la provincia con diagnóstico de "feto muerto intrautero e infección urinaria", derivada desde el Hospital de Loreto.

"No hubo quorum porque no se presentó ningún diputado, se va a tratar la sesión del martes que viene. Sin embargo, tuvimos mucho apoyo de distintos cuerpos de profesionales a favor de la vida y que se van a hacer presentes el martes que viene en un apoyo directo a lo que es el proyecto", dijo a LA NACION Mandi, una de las diputados que firmó el pedido.

- ¿Qué pretenden con este proyecto?

- Queremos sentar un precedente para todo lo que viene después, para los otros proyectos que tenemos, como el de educación sexual integral (ESI). Pronunciarse como provida no quiere decir no entender que existen las muertes por abortos clandestinos. Pero también creemos que debe existir desde el Estado un control. Se habla de abortos pero no se hacen denuncias. Y solo se habla de la muerte pero no otras cosas, como el negocio que es el aborto clandestino.

- Santiago nunca se adhirió a la ESI ni aplicó el protocolo para los abortos no punibles...

- No existe en la provincia y queremos cambiar eso. Con el provida, comenzamos a legislar lo que tiene que ver como un mismo objetivo. Se sabe dónde son y no se hace nada. Hay que hacer una ESI acorde a las necesidades de la sociedad. Hablemos con los profesionales que deben atacar el problema, los médicos, los docentes. Hay que prepararse como corresponde para que se haga una educación efectiva.

- ¿La Iglesia tiene mucho peso en la educación de su provincia?

- Creemos que hay una cuestión que debe empezar a hablarse con conciencia. Ser provida no quiere decir estamos atados a una creencia religiosa. Hay que dividir. Más allá de la creencia, la realidad es que hay que hacer algo frente a esta situación. Frente a estas jóvenes que mueren por el aborto. Tenemos que evitar llegar al aborto, ¿por qué no tratamos de evitar los embarazos no deseados?

- Justamente Santiago tiene las tasas más altas de embarazos adolescentes...

- En Santiago las jóvenes tienen muchos niños. Hay chicas de 16 ó 17 años que tienen cuatro chicos. Es una locura. No estamos haciendo nada como sociedad, nada en la escuela, en la salud, desde la legislación. Allí está el punto de lo que buscamos. La ley que se trate debe pensarse desde la vida. No podemos legislar desde la muerte. Quizás no se puedan salvar las dos vidas, pero tenemos que lograr que se genere un lugar propicio para evitar llegar a esa instancia.

Pero si el aborto va a seguir existiendo, ¿no preferís que sea en un lugar seguro?

Por supuesto, no estamos diciendo con este proyecto que no se debe hacer algo para que el aborto ocurra. Yo, en lo personal estoy, a favor de la despenalización. Considero que hay muchas razones y que requiere mucha investigación para saber qué fue lo que llevó a esa madre a abortar.

Maldi se mostró preocupada por la falta de interés de la sociedad de su provincia sobre los distintos temas que se tratan en la legislatura y pidió compromiso. "Queremos que la sociedad participe porque, si no, los diputados hacen leyes y después se enteran de suerte. Deciden los diputados y nadie más, queremos que participen. Un poco es culpa nuestra, pero un poco también de la gente que tiene que tomar conciencia de cómo se vive acá", sostuvo.

Según el último registro disponible, de 2013, en Santiago del Estero 445 mujeres ingresaron a un hospital público con complicaciones por aborto. Además, las estadísticas oficiales reflejan que dos de cada diez nacimientos corresponden a mujeres que no tienen la intención de ser madres. En su mayoría son menores de 20 años.

La provincia, por su parte, no aplica la Ley de Educación Sexual Integral y no adhiere al protocolo de la Interrupción Legal del Embarazo.

El proyecto presentado

El proyecto presentado en Diputados
El proyecto presentado en Diputados

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?