El escenario. Se trata de proteger en los dos mundos