Sinead Boucher, CEO de Stuff de Nueva Zelanda: "El concepto de 'burbuja' fue muy efectivo para explicar cómo comportarse y a quién evitar"

Sinead Boucher: "Ha habido un deseo real por parte de las personas de hacer su parte, ayudar a sus vecinos y desempeñar su papel de apoyo a las empresas locales para que se recuperen"
Sinead Boucher: "Ha habido un deseo real por parte de las personas de hacer su parte, ayudar a sus vecinos y desempeñar su papel de apoyo a las empresas locales para que se recuperen" Crédito: Gentileza Stuff
Gastón Roitberg
(0)
28 de julio de 2020  • 09:38

Líder periodística fuerte, apasionada y pionera en el desarrollo de redacciones inclusivas, diversas y digitales, Sinead Boucher fue nombrada CEO de Stuff en agosto de 2017, luego de una carrera de más de dos décadas en los medios de comunicación en Nueva Zelanda y otros países. Con anterioridad y durante cuatro años fue Editora Ejecutiva y CEO de Fairfax Media, una de las mayores editoras de diarios australianos. Bajo su liderazgo, Stuff.co.nz creció hasta registrar números de audiencia récord y ser reconocida como la marca editorial más influyente de Nueva Zelanda.

La periodista comenzó su carrera como redactora de The Press y adquirió experiencia internacional en Londres trabajando para la plataforma digital del Financial Times y como corresponsal general de la oficina de Reuters. Fue la primera editora digital de Stuff, liderando su crecimiento hasta la actualidad.

En diálogo con LA NACION para la serie "Coronavirus y medios", la ejecutiva que recibió en 2012 el premio Wolfson Fellowship -mayor galardón del periodismo en su país- resalta el rol de la primera ministra Jacinda Ardern, describe algunas de las acciones que llevaron a Nueva Zelanda a ser una nación líder en la contención de la pandemia de coronavirus y destaca la labor de los empleados de los supermercados, héroes silenciosos en los días de mayor aislamiento y distancia social.

- ¿Cómo describiría el liderazgo de la primera ministra Jacinda Ardern en la lucha contra la pandemia?

- Como la mayoría de los neozelandeses, describiría su liderazgo como verdaderamente sobresaliente. Ella tuvo el coraje de poner al país en un bloqueo forzado y cerrar nuestras fronteras antes de que covid-19 realmente se convirtiera en un problema aquí. Ella se presentó a la nación todos los días en conferencias de prensa en vivo, fue una comunicadora increíble y logró que el país se sintiera y actuara como un equipo de cinco millones. Realmente demostró el poder de una líder que es clara y firme en las decisiones, describe claramente la lógica detrás de ellas y explica a las personas cuál es su papel. Las habilidades de comunicación a veces se pueden subestimar como habilidades blandas, pero creo que es la superpotencia de Ardern. Todo eso y agrego el núcleo de acero que les permitió a ella y a su equipo tomar medidas audaces rápidamente en beneficio de la salud de la población y no dejarse llevar por las preocupaciones sobre el impacto en la economía,

- ¿Cómo logró Nueva Zelanda tener casi controlada la pandemia en un tiempo récord?

- Lo logramos porque nuestro gobierno tomó medidas firmes y decisivas desde el principio para cerrar las fronteras, cerrar negocios y enviar a la población a un bloqueo, y eliminar la transmisión comunitaria antes de que se generalizara demasiado. El cumplimiento de estas acciones sin precedente fue ayudado por generosos subsidios salariales y comerciales. El gobierno introdujo un sistema de cuatro niveles que describía las acciones que deberían tomarse dependiendo de la prevalencia del virus. Entramos temprano en el encierro en el nivel cuatro, y salimos después de cinco semanas al Nivel 2 y ahora al Nivel uno. El concepto de "burbuja social" era una forma increíblemente efectiva de explicar a las personas cómo debían comportarse y a quién debían evitar. La vida ha vuelto a la normalidad casi por completo para los neozelandeses, excepto por el hecho importante de que nuestras fronteras permanecen cerradas para cualquiera, excepto para los ciudadanos que regresan.

La sede de Stuff en Auckland, Nueva Zelanda
La sede de Stuff en Auckland, Nueva Zelanda Crédito: Gentileza Stuff

- ¿Cómo impactó la crisis de salud en la economía del país?

- El impacto más severo en nuestra economía proviene de la pérdida del turismo internacional, anteriormente una parte importante de la economía de Nueva Zelanda. Este será un impacto a largo plazo. Al igual que en otros lugares, el encierro afectó a casi todas las empresas de una forma u otra, incluido el nuestro, y especialmente a aquellos que dependían del tráfico peatonal y las transacciones en persona. Pero el hecho de que el virus se contuviera tan rápidamente (22 muertes y 1500 infectados antes de ser eliminado) ha significado que la recuperación ha sido mucho más rápida de lo previsto. El bloqueo finalizó después de cinco semanas y el negocio normal pudo reanudarse. Dicho esto, esperamos que haya un período prolongado de recesión a medida que el virus continúa generando que nuestras fronteras permanezcan cerradas e impacte en nuestros tratos comerciales con el resto del mundo. Pero la sensación ahora es que si podemos evitar una segunda ola o minimizar su impacto, esto no será tan malo como se temía.

- ¿Qué estrategias adoptó en la sala de redacción de Stuff para proteger a su personal del virus?

- Aparte de nuestros periodistas en el campo y los empleados de las plantas impresoras, todos los demás trabajaban desde casa y se quedaban en sus "burbujas" según lo ordenado por el gobierno. Para nuestro personal que necesitaba trabajar, nos enfocamos en proporcionar equipamiento de protección y capacitación sobre cómo comportarse. En un momento, nuestra imprenta comenzó a fabricar desinfectante de manos a granel a partir de productos químicos procedentes de nuestra empresa de tintas para combatir la escasez nacional. Compartimos eso con el personal pero también con otros que podrían necesitarlo. Pero al final, la extensión del virus fue tan limitada que nuestro personal tuvo muy poca exposición. Un miembro del staff contrajo el virus de un compañero y eso fue todo. Ya estábamos trabajando desde casa para entonces. La gran mayoría de los neozelandeses no conoce a nadie que haya contraído el virus.

Sinead Boucher sobre la primera ministra Jacinda Ardern: "Como la mayoría de los neozelandeses, describiría su liderazgo como verdaderamente sobresaliente"
Sinead Boucher sobre la primera ministra Jacinda Ardern: "Como la mayoría de los neozelandeses, describiría su liderazgo como verdaderamente sobresaliente" Fuente: AFP

- Los trabajadores de la salud y otros sectores clave de la primera línea son considerados héroes nacionales en todos los países. ¿Cuál de estas historias la conmovió más?

- Eran héroes de hecho, pero la mayoría de nuestros trabajadores de salud no tuvieron ninguna participación directa en el cuidado de las víctimas de virus. Muchos hospitales habían despejado las salas y cancelado las cirugías electivas en anticipación a la llegada masiva de las víctimas del virus. Pero al final esto no sucedió. Algunos de nuestros médicos casi cerraron sus consultorios porque no tenían pacientes. Para muchos trabajadores de la salud, fue un momento más tranquilo y pacífico de lo que normalmente experimentaban. Sin embargo, todo el país estaba extremadamente agradecido por todos aquellos que se pusieron en primera línea para ayudarnos a superarlo. Esto fue particularmente cierto en el caso de personas como los trabajadores de supermercados, que trabajaron muy duro para satisfacer la demanda. Son con los que estamos realmente agradecidos. Estaban exhaustos y, a menudo, tuvieron que soportar la peor parte y las reacciones groseras de las personas estresadas por la falta de desinfectante o papel higiénico desde el principio.

- ¿Qué contenido producido por su sala de redacción considera mejor conectado con los intereses y necesidades de su audiencia?

- Durante el cierre en marzo/abril, las únicas historias que alguien quería leer eran sobre el virus y sus impactos. Nuestro tráfico digital se duplicó durante la noche cuando se anunció el cierre y se mantuvo alto. La crónica diaria en vivo, que incluía las conferencias de prensa de la Primera Ministra y el Director General de Salud, fueron, con mucho, nuestra historia más popular. Ashley Bloomfield, el funcionario de salud, se convirtió en una figura de culto en Nueva Zelanda. La gente hizo paños de cocina con su cara puesta y formaron clubes We Love Ashley. ¡En absoluto era algo a lo que él estuviera acostumbrada! Al principio nos sentamos y hablamos sobre lo que los neozelandeses más necesitaban de nosotros, y fue claramente una información confiable y precisa sobre lo que estaba sucediendo. Pero sabíamos que una vez que se hubiera abordado el riesgo para la salud, las personas recurrirían rápidamente al "qué sigue", especialmente las empresas que tenían que volver a subir y navegar por el nuevo mundo. Nos enfocamos en desarrollar una gran cantidad de consejos y contenido de orientación para negocios y esto fue muy bien recibido. Un aspecto negativo para nosotros fue que la población comenzó a criticar a los periodistas que cuestionaron las acciones del gobierno en las conferencias de prensa. Surgió la sensación de que los medios de comunicación debíamos apoyar realmente al gobierno, cuando en realidad nuestro trabajo nunca es apoyar a ningún gobierno, sino hacer que rindan cuentas. Eso es más importante ahora que nunca, a pesar de que nuestro gobierno ha llevado a cabo una estrategia muy exitosa.

Sinead Boucher: "Las piezas que siempre me llaman la atención son las que son muy fieles al papel que debe desempeñar el periodismo en tiempos de crisis extrema: responsabilizar a nuestras autoridades por las decisiones que tomaron y no aceptar la retórica o la política"
Sinead Boucher: "Las piezas que siempre me llaman la atención son las que son muy fieles al papel que debe desempeñar el periodismo en tiempos de crisis extrema: responsabilizar a nuestras autoridades por las decisiones que tomaron y no aceptar la retórica o la política" Crédito: Gentileza Stuff

- ¿Diría que hay características específicas para los ciudadanos de Nueva Zelanda que explican la efectividad de la lucha contra el virus? Si es así, ¿cuáles son?

- Creo que en general existe un alto nivel de confianza en nuestro gobierno y en las instituciones públicas que ayudaron. La gente creía que estaba actuando en su mejor interés y se movió como se le pidió. Interesante, nuestros partidos de oposición también se posicionaron para apoyar las medidas impuestas por el gobierno, aun cuando todavía desafían algunos componentes. También realmente aceptaron la idea de que somos un equipo de cinco millones y que superaríamos esto juntos. También ha habido un deseo real por parte de las personas de hacer su parte, ayudar a sus vecinos y desempeñar su papel de apoyo a las empresas locales para que se recuperen.

- ¿Qué contenido de otras organizaciones de medios llamó su atención debido a su calidad y conexión con la audiencia?

- Hubo tanto trabajo increíble que es difícil mencionar algo específicamente. Las piezas que siempre me llaman la atención son las que son muy fieles al papel que debe desempeñar el periodismo en tiempos de crisis extrema: responsabilizar a nuestras autoridades por las decisiones que tomaron y no aceptar la retórica o la política.

El tráfico se acumula después del relajamiento en las restricciones sociales debido a la pandemia de coronavirus en Auckland el 19 de junio de 2020
El tráfico se acumula después del relajamiento en las restricciones sociales debido a la pandemia de coronavirus en Auckland el 19 de junio de 2020 Fuente: AFP

- ¿Cómo experimenta la crisis de salud a nivel personal, familiar y profesional?

- Como todos, la incertidumbre que trajo la pandemia fue un factor clave para mí personal y profesionalmente. Me preocupaban mis padres ancianos, el impacto en mis hijos de no poder asistir a la escuela y de la familia que vive en el extranjero. Profesionalmente, nos preocupaba la supervivencia del negocio cuando la publicidad se agotaba. Afortunadamente, esa preocupación inmediata por la salud está detrás de nosotros ahora, aunque debemos permanecer atentos y preparados para nuevos brotes, y las cosas también están mejorando para el negocio.

- ¿Cuáles son las lecciones que la pandemia deja para aquellos de nosotros que trabajamos en los medios?

- Para nosotros, sentados aquí en Nueva Zelanda, realmente ha subrayado la necesidad de información clara, imparcial y comunicación efectiva. También ha resaltado el valor del periodismo frente a las redes sociales. Cuando Facebook permitía la difusión de noticias falsas y teorías de conspiración, como la del 5G que causa el coronavirus, los medios de comunicación tenían un papel esencial que cumplir para proporcionar noticias e información confiables. Y también, no importa cuán populares o efectivos sean nuestros líderes, en tiempos de crisis debemos asumir nuestro papel como el cuarto estado, los perros guardianes de la democracia y el interés público.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.