Otro ataque informático con ransomware pone en jaque a los sistemas privados y públicos a nivel global