Súper TC2000: la victoria de Rossi ilusiona a Toyota y preocupa en Renault

El podio de San Nicolás, con Rossi en lo más alto
El podio de San Nicolás, con Rossi en lo más alto Crédito: www.supertc2000.com.ar
Alberto Cantore
(0)
18 de agosto de 2019  • 21:48

Cruzaron la meta como si los autos estuvieran soldados. Apenas 244/1000 separaron a Matías Rossi de Julián Santero, una diferencia exigua que selló un nuevo 1-2 de Toyota, el tercero en la temporada para la marca que desde hace tres carreras domina en el Súper TC2000. Un campeonato que se convirtió en una pelea entre dos terminales, la japonesa y Renault, un certamen que se presentó revolucionario con la era de los motores turbo y una menor carga aerodinámica como ejes, pero que no descubre el camino para ofrecer igualdad y los usuarios de Chevrolet, Citröen, Fiat y Honda asoman como simples invitados, con escasísimas posibilidades de victoria. Los números son contundentes: Rossi, con la victoria en San Nicolás, ganó cuatro de las siete fechas, mientras que Leonel Pernía y Facundo Ardusso, los pilotos de Renault, se repartieron las restantes tres victorias. Las estadísticas son tan abrumadoras que Mariano Werner (Fiat Tipo) es el único usuario que defiende a otra marca que logró treparse al podio en 2019: el paranaense fue 3ero en General Roca.

El festejo al grito de "uno-dos" en el muro resumió la satisfacción del Toyota Racing Gazoo; desde los mecánicos al director general Darío Ramonda, pasando por Juan María Traverso, que este año se sumó a la dirección deportiva, tomaron la victoria como si se tratara el triunfo en una batalla dentro de una guerra deportiva. La celebración tenía como destinatarios la producción de Rossi y Santero, pero también era una manera para enrostrarle el demoledor presente a Renault, que marcó el rumbo hasta la carrera en Rosario, la cuarta del calendario, la única que tuvo como vencedor al bicampeón Ardusso. Desde entonces, Toyota pintó el N° 1 con Rossi, que firmó un éxito con una maniobra magistral sobre Ardusso en Paraná y extendió el reinado en las visitas a Salta y ahora en San Nicolás, dos competencias en las que su compañero de escuadra Santero hizo de escudero, acatando las órdenes de la estructura.

"Es una decisión del equipo, entiendo que para Julián [Santero] es una situación incómoda. Él venía más rápido, con mejor ritmo y empecé a cuidar los ingresos a las curvas y por eso perdimos tiempo respecto a Pernía durante cuatro vueltas. Pero desde el equipo me informaron que no me exigiera, que hiciera los radios normales, que manejara tranquilo, y ahí recién empecé a mirar solo para adelante. Le agradezco a Julián, es un momento que hay que afrontar con mucho profesionalismo. Hace muchos años que estoy en Toyota y hay que disfrutar este momento", comentó Rossi, que en 2013, cuando se coronó campeón, ganó la misma cantidad de carrera que lleva en este 2019. En la charla con la transmisión oficial de televisión, el mendocino Santero aceptó cuál es su función: "Teníamos dos autos impecables. El mío, sin lastre, tenía mejor ritmo, pero es entendible que no atacara porque los juegos de equipos existen".

Bandera a cuadros para Matías Rossi en San Nicolás
Bandera a cuadros para Matías Rossi en San Nicolás Crédito: www.supertc2000.com.ar

El podio pudo ser completamente de Toyota, que sumó una tercera butaca: Mariano Altuna, que es piloto oficial de la marca en el Top Race V6, junto con Rossi, sufrió un ligero despiste cuando atacaba la posición de Pernía, por lo que debió contentarse con el cuarto lugar en el clasificador. Esa pausa le dio un respiro a quien se enseña como la mejor espada de Renault, que conserva el primer puesto en el campeonato, con dos puntos de diferencia sobre Rossi (112 a 110). "Dentro de todo fue importante mantenerse arriba en el torneo, porque Toyota fue superior en ritmo de carrera: Santero era muy rápido; Altuna me atacó y pude resistir y a Rossi lo busqué superar en la largada, pero se defendió muy bien durante toda esa primera vuelta. Como equipo, tenemos capacidad de reacción: lo demostramos en el comienzo de año y confió que vamos a estar mejor en el futuro", dijo el tandilense.

En Toyota es muy claro el ordenamiento de la estructura: Rossi, por experiencia, presente y pasado, es el piloto N°1, con Santero y Altuna como laderos. Esa organización no asoma tan definido en Renault Sport, donde Pernía recibió un guiño en la carrera de Salta -desde el muro le ordenaron a Ardusso que cediera el puesto-, aunque el actual bicampeón está a solo 22 unidades del tandilense y a 20 de Rossi. Con cinco fechas por delante, el parejense, que en San Nicolás solamente se presentó competitivo en la clasificación -hizo el tercer registro-, intentará revitalizarse a partir de la próxima cita en San Juan.

Rossi, con asistencia perfecta en las 100 carreras del Súper TC2000, festejó su victoria 18 y siente el entusiasmo para ilusionarse con una segunda corona.

Nürburgring en Alta Gracia

No fue un campeonato, tampoco se trató de una victoria en la pista. La participación de la Misión Argentina en las 84 Horas de Nürburgring de 1969 tuvo una repercusión que superó las expectativas y se convirtió en un hecho que marcó la historia del automovilismo nacional. La carrera se presentó como un desafío y terminó en gesta. Una competencia irrepetible que se desarrolló del 19 al 23 de agosto, de la que se cumplirá medio siglo, y que tuvo el reciente fin de semana un emotivo y anticipado festejo en Alta Gracia. La Fortaleza de Oreste Berta, uno de los artífices principales de aquel logro, junto a Juan Manuel Fangio, fue el eje de una celebración en la que participaron 500 Torino. Los fanáticos de la marca observaron rodar a los tres autos modelo 380W-TC que participaron en Alemania y deslumbraron al mundo.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.