El elegido. Leclerc, el joven que entusiasma a Ferrari para ponerle fin a la dinastía de Mercedes

Charles Leclerc en las pruebas del día de hoy, en el circuito de Cataluña
Charles Leclerc en las pruebas del día de hoy, en el circuito de Cataluña Fuente: LA NACION - Crédito: DPA
(0)
20 de febrero de 2019  • 08:19

Lo que era una promesa ya empieza a convertirse en una realidad. El sueño de Ferrari tiene nombre y apellido: Charles Leclerc. El piloto de Montecarlo ya empezó a demostrar su talento y a acaparar todas las miradas del ambiente de la Fórmula 1. No es casualidad que sea respetado y valorado por Sebastian Vettel , su compañero de equipo y cuatro veces campeón del mundo, que lo considera como un "rival completo", en referencia al campeonato 2019 que dará comienzo en Australia, el 17 de marzo.

Apenas dos entrenamientos pasaron para que Leclerc, de 21 años, diera la vuelta más rápida en el circuito de Cataluña en la jornada de ayer de la pretemporada de la Fórmula 1. Metódico y detallista, siempre dispuesto a mejorar, fue el que más tiempo estuvo arriba del auto al completar 157 vueltas.

Charles Leclerc, la promesa de Ferrari
Charles Leclerc, la promesa de Ferrari Fuente: AFP

Con apenas 20 años, Leclerc llegó a Ferrari y se convirtió en el piloto más joven al conducir un auto de Maranello. El anterior había sido el canadiense Gilles Villeneuve, que llegó a Ferrari a fines de 1977. Marcó una época y dejó su huella pero nunca consiguió un título mundial con el auto rojo.

En las sesiones de entrenamiento del lunes, Vettel fue quien marcó el ritmo del circuito y recorrió la mayor cantidad de kilómetros. Leclerc no quiso ser menos y lo siguió con un destacado desempeño, apenas estuvo 0,86 segundos más lento en la vuelta. Poco a poco, empieza a convertirse en la propia sombra de Vettel.

"Cuando era segundo, mi padre no estaba contento, así que me concentré en ganar. Solo ganar. Para asegurarme de que aún sonreía", le comentó el joven piloto a AP. Su padre Herve murió de manera imprevista en junio de 2017 antes de un fin de semana de carrera. A pesar de eso, el joven quiso competir de todas maneras y ganó en la Fórmula 2. "Mi padre siempre me enseñó a mantener los pies en el suelo y a nunca dejar de esforzarme. Sé que estará orgulloso mirándome desde arriba", confesó.

Llegó para reemplazar al veterano Kimi Raikkonen, que a pesar de ser un excampeón, siempre fue el número dos frente a Vettel. "¿Presión? No, no la noto. Más bien siento el apoyo y debo decir que soy feliz. Mi objetivo es dar lo mejor de mí y cumplir las expectativas del equipo. Me encontré increíble. El coche es fantástico de manejar. Las sensaciones de inmediato fueron excepcionales", fueron las primeras palabras de Leclerc al bajar del auto.

Charles Leclerc en las pruebas del día de hoy, en el circuito de Cataluña
Charles Leclerc en las pruebas del día de hoy, en el circuito de Cataluña Fuente: Reuters

Vettel sabe que está frente a una estrella del automovilismo y se hace cargo. "Es una excelente persona, un rival muy completo. Está en el asiento por una razón. Así que tengo que tomármelo muy en serio, pero creo que siempre existe una rivalidad cercana con tu compañero de equipo. Estoy muy seguro de que será lo suficientemente rápido y me presionará. Sin embargo, la máxima prioridad es intentar que el equipo avance".

Ferrari había tomado nota de la impresionante campaña de Leclerc el año pasado, cuando demostró ser un piloto experimentado arriba de un Sauber con pocas certezas y muchas limitaciones. En la escudería roja tienen motivos para que exista una buena convivencia entre Vettel y Leclerc. Saben que será el inicio del éxito si pretenden terminar con la dinastía de los pilotos de Mercedes que se consagraron campeones en las últimas cinco temporadas.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.