La trastienda de la reestructuración en las inferiores de Boca: la primera medida de Riquelme

Franco Tossi
(0)
17 de diciembre de 2019  • 23:59

La nueva gestión futbolística de Juan Román Riquelme ya tomó su primera decisión en Boca: otorgarle a las divisiones inferiores una estructura totalmente renovada. Esa determinación dejó a casi todos los entrenadores de las inferiores fuera del club, justo después de haber visitado a los clubes más grandes de Europa para perfeccionarse en sus labores, a pedido de Nicolás Burdisso antes de las elecciones.

Es algo lógico: cada presidente llega con su equipo de trabajo y era muy probable que varios nombres fuesen borrados de la consideración para el nuevo proyecto. Ni que hablar si al mando del departamento de fútbol está Riquelme, que en el último tiempo se ha mostrado muy disconforme con muchas de las cosas que se hicieron. Si bien desde el lado de Jorge Amor Ameal, nuevo mandamás, eran cautos previo a los escrutinios para referirse a lo que pasaría con esos empleados, la realidad es que ya tenían en mente acudir a una reestructuración. Una decisión que se profundizó con Román presente en la lista.

Porque al armar el actual consejo de fútbol integró a Jorge Bermúdez, Raúl Cascini, Sebastián Battaglia y Marcelo Delgado, todos ídolos que consideraban, al igual que el exenganche, que la limpieza debía ser grande y que el trabajo sobre los jóvenes debía incluir una gran renovación. Así fue como Cascini fue llamando a uno por uno para comunicarles la decisión. A algunos de no renovarles el vínculo, que finaliza el 31 de diciembre. A otro como Oscar Regenhardt, ahora excoordinador de inferiores, directamente avisarle que su contrato se interrumpirá (tenía un año más ya que llegó de la mano de Burdisso, otro al que se le vence a fines de 2020).

Por eso, Rolando Schiavi (técnico de la Reserva) Héctor Bracamonte (cuarta), Sergio Saturno (quinta), Leonardo Testone (séptima), Víctor Marchesini (octava) y Luis Luquez (novena) no continuarán en sus respectivos puestos. El único de esa lista que sobrevivirá es Jorge Pintos, técnico de la sexta: resta saber si permanecerá en esa categoría o si será removido a otra. Al igual que el Chavo, los captadores de talentos, entre los que se encuentran Norberto Madurga y Roberto Passucci (entre otros), por el momento entran en los planes. "Hay muchas cosas que todavía no están determinadas. Imaginate que aún no está hecha la distribución de cada departamento. A partir del jueves (día de la asunción oficial de la nueva gestión) va a haber novedades más claras", le comentaron a LA NACION desde el equipo de Ameal.

Quedó mucho malestar en quienes fueron notificados de sus salidas de la institución boquense. No por la decisión en sí, algo que -seguramente- les cause cierta amargura, sino por la forma que utilizó el nuevo equipo de comunicarla. "Fue un llamado solamente. Esperábamos una reunión en la que recibiéramos, por lo menos, una evaluación de lo que hicimos", le comentó a este diario uno de los protagonistas afectados.

¿Cuál es el proyecto que quiere impulsar Riquelme y que generó esta necesidad de renovación? Seguramente haya más cuestiones en el fondo, pero -a priori- en su cabeza está la idea fija de que absolutamente todo el fútbol amateur copie el mismo estilo que utilizará la Primera: esquemas y formas para que los chicos empiecen a amoldarse a un único método con el fin de formarlos y sacarles provecho, primero, en la cancha y, luego, en las posibles ventas.

En lo que respecta a Burdisso, aún no recibió noticias sobre su cargo. Desconoce si mantendrá su lugar en la secretaría técnica o si, al igual que Regenhardt, le comunicarán su salida. Riquelme y su equipo comenzaron a poner manos a la obra. Para empezar, agarraron la escoba.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.