El desahogo de Jorge Burruchaga: "No merecíamos sufrir tanto"

Burruchaga, feliz por la permanencia de Rafaela
Burruchaga, feliz por la permanencia de Rafaela Fuente: DyN
El DT de Rafaela celebró la permanencia de su equipo tras el sufrido 1 a 0 a Colón en el desempate; "Por esas cosas del fútbol tuvimos que venir a una finalisima y la ganamos con justicia", agregó
(0)
24 de mayo de 2014  • 16:21

El abrazo emocionado con su cuerpo técnico fue la postal del desahogo para Jorge Burruchaga.

Recién cuando el árbitro Diego Abal pitó el final del desempate ante Colón, el entrenador de Atlético de Rafaela pudo celebrar y sacar afuera un grito que tenía atravesado en la garganta desde el domingo, cuando el Sabalero llegó al agónico 2 a 1 ante Olimpo, lo igualó en los promedios y obligó a la definición de esta tarde para determinar el tercer descendido de la temporada.

"Es demasiado sufrimiento... Fue una semana dificil... Es muy duro jugar esto, pero este plantel merecía quedarse en primera", analizó, aún ahogado en emoción el Burru, poco después de que el 1 a 0 fuera inamovible.

"Sinceramente no merecimos llegar a esto, pero el fútbol te depara estas cosas y lo importante fue haberlo superado con armas leales y sin nada raro. Tuvimos que venir a una finalisima y la ganamos con justicia. Esto es un premio para la gente, los dirigentes y los jugadores", agregó el DT, que luego dejó el campo de juego para seguir celebrando la permanencia con su plantel en el vestuario.

Atlético de Rafaela es de Primera.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.