Polonia-Irlanda del Norte: en un partido con pocas emociones, los polacos hicieron valer la experiencia

European Championship Finals Fase de grupos
  • P
Polonia

Polonia

  • P
Irlanda del Norte

Irlanda del Norte

El gol lo hizo Milik, a los 6 minutos del segundo tiempo, tras una buena jugada colectiva
(0)
12 de junio de 2016  • 13:43

NIZA (dpa).- Polonia abrió su participación en la Eurocopa con un triunfo 1-0 ante Irlanda del Norte gracias a un gol de Arkadiusz Milik en el comienzo de la segunda parte dentro de un partido sin brillo.

Polonia no necesitó demasiado para comenzar su camino en el Grupo C con un triunfo que le aclara el camino hacia la siguiente ronda. Cumplió con el pronóstico sin alardes.

La primera parte ya tuvo a Polonia como claro dominador ante un rival debutante en el torneo y que no hizo otra cosa que agrupar futbolistas para defender su arco. Ni siquiera en la segunda mitad, ya exigido por el resultado, enseñó demasiado Irlanda del Norte de su ataque.

El conjunto polaco llevó la iniciativa, pero le faltó profundidad y paciencia para derribar el muro irlandés antes del descanso. Su gran estrella, Robert Lewandowski, apenas encontró balones para mostrar sus acreditadas cualidades como delantero durante todo el duelo.

Polonia tardó 31 minutos en generar la primera gran oportunidad de peligro del partido. Fue con una jugada individual del joven Milik, quien se fue escorando con la pelota y al final lanzó fuera con la zurda cuando lo tenía todo a su favor.

A cinco minutos del intermedio llegó la segunda ocasión clara de Polonia, con un potente disparo de Bartosz Kaputska que obligó a Michael McGovern a realizar una gran intervención tras un bonito vuelo. Fue lo último que ocurrió antes del descanso.

Polonia puso una marcha más al comienzo de la segunda mitad y obtuvo su premio a los 51 minutos. Le llegó el balón a Milik en la frontal del área y desde allí disparó raso para superar a McGovern, quien no pudo detener en lanzamiento al estar tapado por dos defensores.

Irlanda del Norte se vio entonces obligada a enseñar algo más en ataque, pero entonces evidenció sus carencias individuales y colectivas. Polonia, ya jugando con el marcador, tomó ciertas precauciones defensivas y el partido perdió el poco brillo que tuvo durante los primeros minutos de la segunda parte.

El conjunto norirlandés apenas creó media ocasión en todo el partido. A los 73 minutos, el arquero polaco Wojciech Szczesny salió rápido para abortar el atisbo de mano a mano propuesto por Conor Washington. No hubo más de Irlanda del Norte, cuyo plan se limitó a lanzar algún balón llovido al área polaca.

Así se llevó Polonia un importante triunfo en su debut en la Eurocopa dentro de un partido de baja calidad y resuelto con justicia a favor de Polonia.

En la próxima fecha, el jueves, Polonia enfrentará a Alemania en Saint Denis, mientras que los norirlandeses se las verán con Ucrania en Lyon.

El gol de Milik

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.