Lo que sabemos: del voto doble a la fractura y otra elección

El 38 a 38 refleja el grave error de cálculo de los dos sectores, que esperaban ganar por amplio margen
A. Casar González
(0)
4 de diciembre de 2015  

La votación de la AFA que terminó en escándalo dejó algunas certezas: el error de los fiscalizadores y los veedores de la IGJ, los "boca de urna" daban un margen de victoria para uno u otro candidato, las traiciones, las amenazas, y hasta los reemplazos a último momento de dos asambleístas. Todo, en una larga tarde de despropósitos.

? el futuro. La unidad es una utopía. El tinellismo ya avisó que "va a fondo". Y que el conductor televisivo "ganará o perderá en los votos. Pero no hará alianzas con nadie". Este escenario aborta la posibilidad de que los dos sectores se junten hoy en la AFA, como trascendió en horas de la tarde de ayer. "No hay unidad posible. Representamos dos proyectos diferentes", tuiteó Matías Lammens. Tinelli y los suyos se juntarán a las 11 de la mañana en Palermo para evaluar los pasos a seguir. Van rumbo a unas nuevas elecciones.

? EL VOTO DOBLE. La elección de la AFA se suspendió por la ausencia de dos asambleístas (Julio Koropeski, de Crucero del Norte, y Ángel Lozano, de Excursionistas), quienes se retiraron de la cancha de futsal en la que habían votado. Con dos dirigentes menos, el acto se canceló "hasta nuevo aviso". El recuento de las boletas había dado un empate 38 a 38, pese a que había 75 asambleístas. A los fiscalizadores y los veedores de la Inspección General de Justicia (IGJ) se les traspapeló un "voto doble" para uno de los dos candidatos. Una vez en el conteo, ese sufragio (considerado válido) no pudo contarse como uno, sino como dos. Y por eso hubo más votos que asambleístas.

? LOS FUGADOS . Koropeski, presidente de Crucero del Norte, debía volar a Posadas y la explicación extraoficial fue que tuvo que ausentarse "porque perdía el avión". A Lozano le pintaron el frente de su edificio con la leyenda "Ángel traidor ladrón". Lozano era cabeza de lista de los asambleístas de la primera C e iba a votar por Tinelli. La decisión de Koropeski no estaba tan clara.

? sigue segura. La AFA no queda acéfala: el estatuto establece la prórroga automática del mandato del presidente en ejercicio hasta tanto se resuelva el nuevo llamado a elecciones. Por tanto, Luis Segura sigue siendo el máximo dirigente del fútbol argentino.

? las traiciones. El 38 a 38 refleja el grave error de cálculo desde ambos lados. En la noche del miércoles, el tinellismo estaba convencido de que "aplastaba" a Luis Segura en los votos. "Nuestro boca de urna nos da 45-30". Es decir, ganaban por 15 adhesiones de diferencia. En el cuarto oscuro, ese margen se esfumó. Conclusión: Tinelli y los suyos fueron traicionados por varios directivos que les prometieron su voto y, a la hora de elegir, optaron por Luis Segura.

? cambios de nombres. No votó Marcelo Pereira, (presidente de Central Ballester, de la primera D). Se especulaba con que hubiese apoyado a Tinelli. Lo reemplazó Marcelo Markic (Muñiz), quien responde a Luis Segura. En los votos del Consejo Federal se dio una situación inversa: no sufragó el representante de la liga güemense (Rubén Alderete, segurista) y sí lo hizo Maximiliano Bravo, de la liga de Cafayate, más cercano a Marcelo Tinelli.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.